eldiario.es

Menú

STEC-IC denuncia que el Gobierno de Canarias "sigue sin cubrir las bajas del profesorado en los centros educativos"

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA

El sindicato STEC-IC ha denunciado que la Consejería de Educación del Gobierno de Canarias "sigue sin cubrir las bajas del profesorado en los centros educativos", puesto que explicaron que 158 centros educativos de Canarias, 124 CEIP y 34 IES, se encuentran actualmente con 223 bajas que no han sido cubiertas, "llevando un 72 por ciento de las mismas sin cobertura desde comienzos del mes de febrero, enero y períodos anteriores".

- PUBLICIDAD -

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA, 23 (EUROPA PRESS)

El sindicato STEC-IC ha denunciado que la Consejería de Educación del Gobierno de Canarias "sigue sin cubrir las bajas del profesorado en los centros educativos", puesto que explicaron que 158 centros educativos de Canarias, 124 CEIP y 34 IES, se encuentran actualmente con 223 bajas que no han sido cubiertas, "llevando un 72 por ciento de las mismas sin cobertura desde comienzos del mes de febrero, enero y períodos anteriores".

En un comunicado, la organización sindical explicó que según denuncias recibidas de 158 centros de Canarias, hasta el pasado 18 de febrero, la Consejería de Educación no está cubriendo las bajas que se están produciendo en los centros educativos, llegando el 70 por ciento de 79 bajas de las que se conoce su tiempo de duración, a ser de previsiblemente largas e incluso para todo lo que resta de curso escolar.

De las 223 bajas que actualmente tienen los centros que nos han facilitado la información, el 3 por ciento está sin cubrir desde el primer trimestre, el 35 por ciento desde el mes de enero, un 32 pro ciento desde hace 20 días, siendo el resto bajas que se han producido durante la semana pasada.

Por otro lado, cabe destacar que estos mismos centros que denuncian la situación actual han sufrido desde comienzo de curso un gran número de bajas que, o bien no se llegaron a cubrir con sustitutos incorporándose el profesorado titular después de un mes de producirse su baja (13 casos); o se han cubierto después de períodos que han superado un mes, tres meses o cuatro meses.

"Si a estos datos, añadimos que los nombramientos correspondientes a sustituciones en el período desde el comienzo del presente curso hasta el pasado 11 de febrero han disminuido un 34 por ciento (1.324 nombramientos menos) con respecto al mismo periodo del curso 2009/21010 y un 57% (3.403 nombramientos menos) con respecto al 2008/2009, queda evidente que la Consejería de Educación no tiene pretensión alguna de garantizar el derecho a la educación y a la calidad de la misma de nuestros niños y niñas y jóvenes", señaló STEC-IC.

La organización sindical afirmó que el alumnado afectado no puede recibir la totalidad de las horas establecidas legalmente y los días exigidos por la propia Consejería de Educación para cada curso escolar; ni recibir la formación académica y personal que conlleva la educación en estas etapas.

Y por otro, en los centros educativos no se están pudiendo desarrollar las actividades del plan de atención a la diversidad, las actividades complementarias o la necesaria coordinación docente, ya que estas horas se están dedicando a parchear los huecos de las bajas docentes.

'PLAN DE SUSTITUCIONES CORTAS'

"A esto --agregó STEC-IC-- la Consejería de Educación lo llama 'Plan de sustituciones cortas' y lo impuso desde el comienzo de curso. Esta situación está teniendo especial incidencia en los centros de educación infantil y primaria, donde se produce un continuo cambio de profesorado que entra y sale del aula, contraviniendo el criterio pedagógico básico de esta etapa de la enseñanza globalizada y la necesidad del alumnado de tener a su tutor como referente".

Asimismo, denunció que se está produciendo una sobrecarga para el resto del profesorado, que debe atender a este alumnado además del que le corresponde, ya que hay muchos centros que se han llegado a ver con 3 bajas a la vez, sin cobertura alguna por parte de la Consejería de Educación.

A todo ello se une la presión que se está ejerciendo por parte de la Inspección Médica -con controles de seguimiento excesivos- para que muchos docentes, con bajas diagnosticadas por sus respectivos médicos, se incorporen a los centros, aunque éstos/as hayan prescrito otras indicaciones.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha