eldiario.es

Menú

Elecciones en Mogán: un voto por 50 euros

Vecinos del municipio grancanario vendieron su voluntad política a cambio de supuestamente respaldar en las urnas al partido Ciudadanos Para el Cambio

La alcaldesa Onalia Bueno, a la que se le acusa de este fraude electoral, señala que esta información es falsa y cree que la líder de Nueva Canarias Mogán está detrás de ella

La asociación Regeneración Democrática y Acción Social de Mogán asesora a ciudadanos de la localidad turística que quieren denunciar esta práctica

- PUBLICIDAD -
Ayuntamiento de Mogán

Ayuntamiento de Mogán Alejandro Ramos

Entre 50 y 150 euros por el voto en el municipio grancanario de Mogán. Esa son las cantidades que según la asociación Regeneración Democrática y Acción Social de Mogán se ofrecieron a ciudadanos del municipio grancanario con necesidades de primer orden.

Según cuenta Antonio Muñoz, portavoz de esta asociación, son personas "que no llegan a final del día", por lo que "si ya es delictivo el hecho de comprar votos, es más pecaminoso el hecho de comprar votos a gente que necesita alimentos". Muñoz explica que la asociación que representa se fundó en este último año y que buscan encauzar todas las denuncias presentadas en los tribunales para descubrir quién está detrás de estas prácticas ilegales. El portavoz no da más datos sobre el posible pucherazo alegando que no tiene potestad para hacerlos públicos, pero apunta que hay "muchísima gente" que ha denunciado.

Sin embargo, este mismo jueves La Sexta Noticias puso cara a una de las personas que asegura haber comprado voluntades. En concreto hablaron con Ramón Trujillo, conocido en el pueblo como El Perraya. Este desveló a la televisión que hizo el trabajo sucio a la actual alcaldesa de Mogán, Onalia Bueno de Ciudadanos para el Cambio (CIUCA Mogán), para que llegase al poder. De hecho indicó que las órdenes se las daba ella directamente.

"Había que sacar votos debajo de las piedras. Había que ir a buscar parados y gente que estuviera necesitada", señaló Trujillo, quien comentó que el modus operandi consistía, en una primera fase, en el voto por correo. Cuando obtenía el voto para CIUCA, en el momento que entregaban el sobre en la sede del partido les daban el dinero.  Esta modalidad de voto pasó de los 191 en las elecciones de 2011 a los 560 en 2015.

Según El Perraya así lograron hasta 470 votos que eran pagados con fondos provenientes de hoteles y empresas del municipio. Aunque 470 votos parece una cifra pequeña, en estos comicios electorales votaron 6.795 moganeros (el 66,9% del total de los 10.143 vecinos llamados a las urnas). CIUCA Mogán fue el partido más votado logrando 2.806 votos que se tradujeron en diez concejales, seguidos del Partido Popular con 2.408 votos que dieron ocho concejales. Por detrás de estas dos formaciones quedaron el PSOE (540 votos y dos concejales) y Nueva Canarias, que fue respaldada por 339 vecinos y logró una concejala. De este modo, el testimonio de Trujillo plasma que casi el 17% de los votos del partido ganador habría sido conseguido fraudulentamente a través del voto por correo.

La cadena también habla con dos supuestos vecinos del municipio que entregaron su voto por dinero y que sostienen que la compra siguió el mismo día. Uno de estos declaró en el juzgado que vio cómo más de 40 personas vendieron su voluntad política en la misma puerta de un colegio electoral. El otro testimonio es el de una mujer que dice haber recibido 150 euros por apoyar al partido de Onalia Bueno.

La alcaldesa, en conversaciones con Canarias Ahora, apunta que esta información es totalmente falsa y que detrás de ella está la portavoz de Nueva Canarias en Mogán, Isabel Santiago (con la que formó grupo de la oposición en la anterior legislatura). Según Bueno se trata de una maniobra de la política nacionalista "para poner en la palestra nacional la compra de votos, pero ella utiliza a otros para que pongan la cara".

"Son todas invenciones de ellas, no es la primera vez y ya lo hizo con el tema Góndola. Lo que no ha ganado en las urnas pretende repescarlo en algún sitio", denunció Bueno, quien lamentó que el nombre del municipio salga para noticias de carácter negativo "cuando estamos trabajando a destajo".

La política apuntó que estudia emprender acciones legales y recordó que, como ya había señalado este periódico en febrero de este año, el Juzgado de Instrucción número 3 de San Bartolomé de Tirajana archivó las pesquisas. En esta información de febrero se recogía que el  Observatorio de la Ciudadanía contra la Corrupción solicitaba en la Delegación del Gobierno que se reabriera la investigación por compra de votos por parte del Partido Popular y CIUCA.

Por su parte, Isabel Santiago desmiente estar detrás de esta campaña manifestando que ella siempre da la cara. "También denuncié el Góndola, que hace diez años se interpuso donde ella salió multimputada, ¿también soy yo la culpable de sus imputaciones?". Además, la líder de Nueva Canarias cree que las acusaciones de Bueno son "excusas para tratar de desviar la atención sobre lo que está ocurriendo en su partido y su persona".

Lo cierto es que la sospecha de la compra de votos en esta localidad turística del oeste de Gran Canaria sobrevuela en cada comicio electoral.   Ocurrió en 2007 , se repitió en 2011  y se sigue desconfiando que sucedió en mayo de 2015Antes de las últimas votaciones Isabel Santiago  había advertido ante la oficina del censo de posibles irregularidades en el empadronamiento de sin techos , con fines electoralistas y clientelares.  La respuesta del INE fue que empadronar a gente sin hogar era legal por razones humanitarias, aunque se hiciera en el domicilio de una oficina municipal, sin mayor abundamiento en sus posibles consecuencias en las urnas.

Onalia Bueno se convirtió en la primera mujer en ser alcaldesa de Mogán, al principio sólo con el apoyo de su partido, aunque durante el verano pasado se sumaron al grupo de gobierno los dos concejales socialistas en un acuerdo que permitió crear un gobierno en mayoría. Antes de llegar a esta alianza la portavoz socialista en la localidad, Pino González, llegó a decir que iban a estar a la espera "de los procedimientos judiciales que están abiertos y a la investigación por una supuesta compra de votos".

En el municipio la actual alcaldesa, que perteneció al Partido Popular, y el anterior primer edil, el popular Francisco González, están todavía imputados en el denominado caso Góndola, investigación sobre una presunta trama de corrupción que lleva empantanada en su juzgado en fase de instrucción desde 2006, y que entre otros múltiples presuntos delitos recoge el electoral por compra de votos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha