eldiario.es

Menú

''Sería muy triste ver cómo la Biblioteca del Estado es demolida''

GERMÁN GARCÍA, TENIENTE JEFE DEL SEPRONA EN LAS PALMAS

Considera que el edificio "no debió construirse nunca en ese lugar; como se ha confirmado en reiterados pronunciamientos judiciales".

- PUBLICIDAD -

Germán García, teniente jefe de la Sección del Seprona de Las Palmas, asegura que la Biblioteca Pública del Estado de Las Palmas "no debió construirse nunca en ese lugar; como se ha confirmado en reiterados pronunciamientos judiciales".

Germán García.

Germán García.

"En un Estado de Derecho, la Justicia no debe limitarse a dictar sentencias, también debe asegurarse su pleno cumplimiento", expone Germán García respecto al posible derribo de la biblioteca: "Ahora bien, también le digo que como responsable del Seprona, teniendo conocimiento del elevado número de construcciones y edificaciones no autorizables, que no responden a ningún interés general y cuyas demoliciones no se llegan a ejecutar; para mí sería muy triste y doloroso ver cómo una biblioteca pública es demolida".

"Pienso que las bibliotecas públicas prestan un servicio público tan necesario e imprescindible como un hospital o centro de salud. No obstante, reitero, las sentencias judiciales firmes deben ejecutarse siempre", apuntó el Teniente Jefe del Seprona, que participará este jueves en las II Jornadas de Medio Ambiente y Urbanismo. Dichas jornadas las organiza JurisVegueta Distribuciones S.L., las dirige Javier Ródenas Molina (fiscal decano de Medio Ambiente y Urbanismo de Las Palmas) y se celebrarán el 7 y 8 de junio en el Edificio de Usos Múltiples II de Las Palmas de Gran Canaria.

Falta de ejecución

La ponencia de Germán García lleva como título Indisciplina Urbanística. A su juicio, el "aumento considerable" en Canarias de las sentencias de condena por delitos contra la ordenación del territorio "ha sido insuficiente" para atajar el problema. Y destaca que hace falta "garantizar el restablecimiento del orden jurídico perturbado, que consiste en requerir al interesado a que legalice y si lo edificado o construido no fuera autorizable, demoler".

El teniente jede de la Sección del Seprona de Las Palmas asegura que los derribos dictados en las resoluciones administrativas y/o recurridos ante los tribunales de lo contencioso, así como los dictados en sentencias de tribunales penales, "no se ejecutan".

"Conviene no olvidar que una falta de justicia no sólo se da ante una carencia de leyes justas, sino también ante una inaplicación real y efectiva de las mismas", concluye.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha