Opinión y blogs

eldiario.es

Abrazos, discurso y brindis plateado

SUÁREZ GIL, EN SU SALSA

A diferencia del discurso de Tony Rivero (si al final hasta lo echamos de menos), silencio sepulcral durante la lectura, realizada con voz clara, pausada, con ciertos énfasis en determinados pasajes. Sólo improvisó el presidente cameral para ceder

- PUBLICIDAD -

A diferencia del discurso de Tony Rivero (si al final hasta lo echamos de menos), silencio sepulcral durante la lectura, realizada con voz clara, pausada, con ciertos énfasis en determinados pasajes. Sólo improvisó el presidente cameral para ceder la palabra a su "colega y amigo" Suárez Gil, con la apostilla de que "para que no digan que estoy vendido a Las Palmas o a él que está vendido a Tenerife", risas. Y se levanta el líder plateado, ufano, pletórico, y venga abrazos, su copa de vino sobre el atril, una mano al bolsillo, cual Julio Iglesias, y suelta su discurso, sus grandes y siempre sentidas palabras mientras menea el brazo libre: que si "muchas personas se encuentran cómodas con la lata del pleito insular", que si mercado macaronésico, que si creemos en las cámaras insulares, pero dentro de la legalidad vigente, que si quiero levantar mi copa para brindar por la salud, prosperidad, que si todos estamos de acuerdo, Canarias es posible... ¿Cómo? ¿Quééééé? ¿Que Canarias es po-si-ble? ¿A qué nos suena? ¿Es realmente novedoso o lavado con Perlán? Al final, más abrazos, aplausos y qué felices somos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha