La portada de mañana
Acceder
Los bares, en el punto de mira de Sanidad para frenar la tercera ola
Patrimonio paga el mantenimiento de tres piscinas de la Casa Real
Opinión – Cifuentes siempre mintió así, por Ignacio Escolar

Arrancan los trabajos de emergencia en la carretera de Gallegos con el saneamiento de los taludes

Este miércoles se han puesto en marcha los trabajos en altura de la carretera LP-1, en el tramo del barranco de Gallegos, para el saneamiento de la ladera

donde se producen los desprendimientos que han llevado a esta intervención de emergencia por parte de la Consejería de

Infraestructuras del Cabildo de La Palma para dotar de seguridad a este tramo a la vía, se informa en nota de prensa.

El consejero de Infraestructuras, Borja Perdomo, ha indicado que estos trabajos de saneamiento de los taludes se van a prolongar durante unos

30 días y son el paso previo para instalar el sistema de seguridad proyectado para toda la ladera del barranco por la que atraviesa la

carretera, dado que finalmente se ha decidido intervenir en su integridad.

Para ello se van a instalar 22.000 metros cuadrados de malla reforzada, que irá fija a la zonas donde se ha detectado que existe riesgo de

desprendimiento. Una malla que, a su vez, estará reforzada por una red de anillos. Asimismo, se instalarán a lo largo de los dos kilómetros del

tramo del barranco pantallas dinámicas para proteger a los usuarios de la vía de posibles desprendimientos, que estarán colocadas en distintas

inclinaciones y alturas, en función de la orografía. El presupuesto de esta intervención para mejorar la seguridad de la totalidad del tramo de

carretera LP-1 a su paso por el barranco de Gallegos asciende a 3,2 millones de euros.

El consejero ha indicado que a la vez se están realizando estos trabajos en altura, se está también interviniendo en la vía LP-1092, que une

Gallegos con la carretera de Las Mimbreras (LP-109), para su asfaltado.

En estos momentos ya se está procediendo a la instalación de subbase para proceder posteriormente a su pavimentación.

La obligatoriedad de cerrar este tramo de la LP-1 debido a la obra de emergencia decretada por el riesgo que representaba para los usuarios de

la carretera, ha llevado a esta intervención en la LP-1092 para facilitar las comunicaciones de los vecinos de la zona.

Borja Perdomo ha pedido disculpas a la ciudadanía de la zona por las molestias que acarrea esta intervención y ha reiterado su compromiso en

sacar adelante con la máxima celeridad y en las mejores condiciones de seguridad estos trabajos que, tal y como han puesto de manifiesto los

informes técnicos, son imprescindibles para poder reutilizar este tramo de la carretera con garantías para sus usuarios.

Etiquetas
Publicado el
13 de enero de 2021 - 20:21 h

Descubre nuestras apps

stats