Interior habla ahora de reubicar a los migrantes después de haberlos tenido bloqueados en Canarias durante meses

Elena Garzón, a la derecha de la imagen

La directora general de Extranjería del Ministerio del Interior, Elena Garzón, ha estimado "necesario" que la Unión Europea (UE) logre ya cerrar un pacto solidario de reubicación de inmigrantes, cuyas llegadas se focalizan entre los países del Mediterráneo y sur continental.

Campamentos, la deportación o la calle, no hay más salidas para los migrantes bloqueados en Canarias

Campamentos, la deportación o la calle, no hay más salidas para los migrantes bloqueados en Canarias

"Aun habiendo discutido hasta la saciedad cada uno de los instrumentos legislativos y cada uno de los elementos fundamentales a todos los niveles, todavía hoy desgraciadamente no tenemos un pacto que tanto necesitamos los países que debemos hacer frente y gestionar las llegadas", ha dicho Elena Garzón en el curso de verano de la Universidad Complutense sobre los retos de seguridad.

Garzón lamenta que "desgraciadamente hay cada vez más estados miembros que se unen a Hungría, Polonia, República Checa y Eslovaquia, que son abierta, decidida, pública y ferozmente contrarios a esa reubicación como medida de solidaridad". Sin embargo, a nivel nacional se ha dado algo parecido, con el Ministerio de Interior bloqueando las derivaciones de los cientos de personas migrantes que llegaron a Canarias durante la crisis de acogida de 2020. En algunos casos, de hecho, negándoles la subida a un avión a pesar de contar con todos los papeles necesarios para ello y siendo interceptados por la Policía Nacional.

Sobre qué posibilidades se están planteando para la reforma a nivel europeo, Garzón ha explicado que en el seno de la UE se ha planteado la posibilidad de que los países con mayor flujo migratorio reciban un denominado "patrocinio del retorno como medida de solidaridad". Ha dicho que en virtud de dicho patrocinio otro Estado miembro con menor número de llegadas se podría ofrecer para ocuparse del retorno de migrantes que no pudieran quedarse en territorio de la UE.

"Pero no gusta a aquellos para los que eventualmente esto está pensado, que no se manifiestan muy abiertamente a favor, y los que seríamos beneficiarios de esa medida no nos vamos a oponer de antemano", ha comentado Elena Garzón.

"Desgraciadamente vemos que tampoco eso supone el reparto de la responsabilidad, es decir, ni tan siquiera decae la responsabilidad del país de primera entrada a resultas de la ejecución de este patrocinio de retorno", ha añadido.

La directora general de Relaciones Internacionales y Extranjería del Ministerio del Interior ha recordado que 2018 fue el año de mayor número de llegadas a España (63.054) sobre todo por la presión marítima.

"En 2020 lo que vimos es el efecto de la pandemia, en un primer momento, muy pocos meses, con una contención importantísima derivada fundamentalmente de las restricciones mundiales a los movimientos y también en fronteras pero luego a partir de finales de agosto hemos visto un incremento de llegadas a las costas españolas y el año cerró con 42.141 en total", ha explicado.

Etiquetas

Descubre nuestras apps