Las Palmas de Gran Canaria registra un descenso de perros abandonados tras la ordenanza implantada en 2020

Perros localizados en Las Palmas de Gran Canaria.

Canarias Ahora


0

La concejalía de Salud Pública del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria ha registrado un descenso progresivo en el número de perros abandonados (1,3% en 2020 y 2,1% en 2021) a raíz de la puesta en vigor de la Ordenanza Municipal sobre Protección y Tenencia de Animales (OMPTA) hace dos años.  El concejal del área, Luis Zamorano, subraya en un comunicado esta relación ante “la progresiva concienciación que se está consolidando en la ciudadanía a raíz de la implantación, en febrero de 2020, de la nueva ordenanza, que ha posibilitado además dotar a los animales de compañía de una mayor protección al imponerse medidas con el microchip identificativo que ha permitido reducir el número de animales abandonados”. 

Según el ayuntamiento, un total de 389 sanciones fueron registradas durante el pasado 2020 por infracciones tipificadas en la Ordenanza Municipal sobre Protección y Tenencia de Animales (OMPTA), 50 denuncias más con respecto al año anterior, impulsándose de manera especial la tipificadas con la necesidad de dotar a los animales de compañía del correspondiente elemento identificativo.  

Las infracciones más comunes durante este periodo han sido por el incumplimiento en la obligación de la vacunación antirrábica (85 sanciones), por incumplimiento de la obligatoriedad de identificación con microchip (60) y por la ausencia de la licencia obligatoria en el caso de perros potencialmente peligrosos (56). 

Desde finales de febrero del pasado 2020 entró en vigor la nueva Ordenanza Municipal sobre Protección y Tenencia de Animales (OMPTA), actualizando esta materia por primera vez regulada en 1997 e incorporando nuevas reglas sobre protección de los animales, un documento que actualiza aspectos como la tenencia responsable de canes en las viviendas y la convivencia vecinal, la prohibición de usar animales salvajes en circos, la implantación obligatoria de microchip en gatos domésticos y la regularización por primera vez de las colonias felinas urbanas. 

El concejal recordó que “nuestro objetivo no es recaudar sino generar conciencia entre la ciudadanía para una mejor convivencia. Como en tantas otras normativas, el correcto cumplimiento de esta ordenanza por parte de la ciudadanía tiene enormes beneficios generales para la ciudad, tales como la limpieza y salubridad de nuestras calles y edificios, la sanidad y el bienestar animal y la convivencia respetuosa entre los propietarios de animales y el resto de vecinos”. 

“De hecho, en nuestra labor prima la información por encima de la labor sancionadora, ya que la normativa está orientada para ese fin, impulsando la convivencia respetuosa en el municipio”, concluyó.  

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats