Caminando entre gigantes en el Parque Nacional de Yosemite

la imponente Yosemite Fall desde el cauce del Río Merced. Holiday Point (CC)

Yosemite es uno de los grandes parques nacionales de los Estados Unidos; un trozo espectacular de la Sierra Nevada californiana dónde se concentran bosques de sequoias gigantes de miles de años de edad, impresionantes paisajes marcados por enormes picos de granito gris y un patrimonio natural en el que reinan especies como, el puma o el imponente Oso Grizzly. Una maravilla natural de primer orden a unas cuatro horas en coche de la ciudad de San Francisco y unas cinco desde la megápolis de Los Ángeles. Un lugar que no debe faltar de cualquier visita al estado de California y que, como casi todo en este país, es desmesurado, gigantesco, inabarcable.

Sweet home Chicago. Un viaje a la mítica ciudad del viento

Sweet home Chicago. Un viaje a la mítica ciudad del viento

La entrada al parque cuesta 30 dólares por vehículo y da acceso durante siete días completos (hay un pase de 80 dólares que sirve para todos los parques nacionales durante un año entero). Muchos vienen a las corridas por la mañana, pasan un par de horas y vuelven a la gran ciudad. Craso error. Para ver bien Yosemite hay que pasar al menos una noche para poder detenerse en los lugares más destacadas y hacer, por lo menos, el sendero de Mirror Lake (lo que demanda unas cuatro o cinco horas de paseo tranquilo. Lo ideal es pasar, al menos, tres días para poder verlo todo con el detenimiento que se merece.

YOSEMITE VALLEY.- El epicentro del parque es el enorme valle excavado por el Río Merced. A los que estamos acostumbrados a los parques europeos, esto puede resultar un poco como un parque temático ya que la parte central del valle está plagada de hoteles, tiendas y un enorme centro de visitantes. Pero basta con hacer un par de kilómetros por la ring road (una ruta circular que conecta los principales atractivos del parque, para dejar atrás la parafernalia turística y empezar a disfrutar de uno de los mayores espectáculos naturales del mundo. Una buena manera de empezar es llegarse hasta Tunnel Wiew Point, un mirador justo a la salida de un túnel en el que se puede ver gran parte del valle en toda su magnitud: a un lado The Captain, una pared vertical de 900 metros que encierra el valle por el norte y, al otro, las aguas de Bridalveil Falls, una de las muchas cascadas que se precipitan hacia el valle.

El Valle está cuajado de lugares de una gran belleza escénica. La ruta circular (impresionante la señalización y la accesibilidad) te acercará a lugares como la Playa Catedral (un pequeño arenal junto al Río Merced, la base de Yosemite Falls o el inicio de la gran mayoría de los senderos que conducen a los rincones más recónditos del parque (un poco más abajo te mostramos los mejores). En torno a Yosemite Village (dónde se concentran la mayoría de los servicios del parque) se localizan algunos de los museos recomendados. Está claro que lo que uno busca es contacto con la Naturaleza y que lo que menos apetece es meterse en una sala cerrada. Pero conviene visitar los más importantes para comprender dónde estamos. El Yosemite Visitor Center es una de esas visitas imprescindibles. Aquí te vas a enterar de cosas tan importantes como la propia formación del paisaje, la complejidad de sus ecosistemas y la relación de los hombres y mujeres con el paraje a lo largo de los siglos.

MARIPOSA GROVE (Acceso por Wawona Road y Mariposa Grove Road. A 55,6 kilómetros del Centro de Visitantes de Yosemite Valley).- Mariposa Grove es uno de los puntos culminantes de cualquier visita al parque. Giant Grizzly es sólo el más famoso de los gigantes que habitan en este bosque maravilloso. El Oso Gigante es un enorme ejemplar de sequoia de más de 63 metros de altura y con un tronco que mide más de 27 metros de circunferencia. Y pese a los números, esta no es la cifra que más impacta. Giant Grizzly germinó fuera de su semilla allá por el 500 antes de Cristo… Sí… Roma daba sus primeros pasos como aldehuela de tres al cuarto y Giant Grizzly ya estaba mirando al sol. Desde aquí, la ruta pasa junto a otros ilustres de uno de los bosques más famosos del mundo (Alabama, Clothespin; Telescope…) en el que las grandes sequoias forman un bosque irreal dónde uno tiene la sensación de que ha encogido de tamaño. Un pequeño museo instalado a los pies de los gigantes sirve de introducción para el sendero de algo más de tres kilómetros que recorre los principales puntos de interés de este bosque incluyendo los famosos árboles atravesados por túneles por los que caben hasta coches. Una pasada. No es mala idea llegarse hasta Wawona Point para ver una de las mejores vistas del parque.

GLACIER POINT (Acceso por Wawona Road y Glacier Point Road –coche particular o bus público. A 50,2 km de Centro de Visitantes de Yosemite Valley).- Este lugar es uno de los mejores miradores sobre Yosemite Valley y la cadena de montañas que asciende hacia el norte formando la inmensa comarca norte de la Sierra Nevada. Hay un pequeño centro de interpretación y una red de miradores sencillamente espectaculares. Una buena idea es llegar hasta aquí a través del autobús público y hacer el sendero de Four Milles hasta el fondo de Yosemite Valley. O si se va en coche propio hacer juntas las excursiones de Glacier Point y Mariposa Grove (a 56,4 kilómetros). Llegar a Glacier Point al final de la tarde (cuando faltan dos horas para anochecer) es una pasada. De lo mejor de la visita al parque

TIOGA PASS HASTA TUOLUMNE MEADOWS Y LEE VINING (Ruta 120. 121,18 kilómetros entre el Centro de Visitantes de Yosemite Valley y Lee Vining).- Esta carretera sólo está abierta entre mayo y finales de septiembre y aún hasta mediados de junio puede estar cortada por aludes y desprendimientos provocados por el deshielo. Eso sí, es de las rutas de alta montaña más espectaculares del mundo . Pasa sobre el borde norte de Yosemite Valley a más de 900 metros de altitud sobre el cauce del Merced. Hay algunos miradores alucinantes como el de Olmsted Point, impresionante balcón que se encuentra algunos kilómetros antes de Tenaya Lake y Toulumne Meadows (prados de Toulumne), otros de los puntos culminantes del parque. Aquí, el río Toulumne discurre por un estrecho altiplano cubierto de pasto y salpicado de pequeños lagos que reflejan los picos de las montañas. El tramo que baja hasta Lee Vining es, sencillamente, espectacular . Si vas con coche de alquiler y tienes que ir hasta Los Ángeles una buena idea es salir por aquí y aprovechar que de camino a la gran ciudad se encuentra el Parque Nacional de Death Valley.

LOS MEJORES SENDEROS DEL PARQUE

1.- Yosemite Falls .- Una de las mejores. Este sendero de 11,6 kilómetros –solo ida- parte del Camping número 4 y asciende hasta la Catarata Yosemite. Acumula un desnivel de casi 800 metros y en algunos puntos es de dificultad moderada. Se tardan unas 6-7 horas en hacer el recorrido ida y vuelta pero merece la pena (ideal si haces dos o tres noches en el parque). ( Mapa topográfico Norte ; Mapa topográfico Sur ).

2.- Mirror Lake.- Una de las rutas más fáciles y espectaculares de todo el Parque Nacional. Apenas supone ocho kilómetros de sendero circular por uno de los valles subsidiarios del Río Merced (justo entre Half Dome y North Dome) que tiene como puntos culminantes el Lake Mirror (donde se refleja la imponente mole pétrea de Half Dome) y el cruce con el sendero de Snow Creek, dónde se encuentra uno de los mejores refugios de montaña del lugar (eso sí supone una paliza de más de 20 kilómetros con pendientes brutales).

3.- Vernal Falls, Nevada Falls y Half Dome.- La parte final de este sendero sólo es apta para personas con una muy buena condición física y sin miedo a las alturas, ya que hay que ascender por una escala de metal adosada a la roca para llegar a la cima de Half Dome, uno de los picos pétreos míticos del parque. Para los valientes queda una ruta de más de 17 kilómetros por tramo (esto es sólo ida) desde Happy Isles hasta la cima de Half Dome. La primera parte de la ruta (coincide con el John Mur Trail) asciende suavemente por la rivera del Río Merced hasta Vernal Falls y Nevada Falls en uno de los tramos más espectaculares de todo el Parque (si te quieres quedar aquí la senda es de unos cuatro kilómetros sólo ida). La segunda parte de la ruta asciende rápidamente para encontrar la base de Half Dome y, desde ahí, atacar la cima a través de las escaleras. Esta ruta requiere un nivel alto de montañismo y condición física y requiere de un permiso expedido por las autoridades un permiso expedido por las autoridades del parque que sólo permiten un número limitado de plazas (si hay más peticiones se hace un sorteo para subir el cable).

4.- Four Milles Trail .- Para nosotros un imprescindible. Lo ideal es combinar la visita a Glacier Point (subir en el bus) y bajar por este sendero de casi ocho kilómetros y casi 975 metros de desnivel que permite ver la transición ecológica entre los picos y el fondo del valle.

YOSEMITE EN COCHE .- Desde San Francisco la distancia hasta Yosemite es de304 kilómetros (3,5 – 4 horas); Desde Los Ángeles, para llegar hasta el parque nacional hay que conducir 497 kilómetros (5 horas) y desdeLas Vegas la distancia sube hasta los 793 kilómetros (unas ocho horas). En todos los casos se trata de caminos que alternan grandes tramos de autopista, carreteras bien acondicionadas y, ya dentro de la zona de influencia del parque nacional, carreteras de alta montaña.

Para los conductores hay cuatro entradas –ver mapa-. Big Oak Flat Entrance (Ruta 120W) desde Oakdale (Ruta de San Francisco). Arch Rock Road (Ruta 140) desde el Valle Central de California entrando por Merced y Mariposa (es la ruta más bonita y la menos peligrosa para autocaravanas y remolques). South Entrance (Ruta Estatal 41) que es la carretera que sube desde el sur desde Los Ángeles pasando por la ciudad de Fresno. Tioga Pass (Ruta 120 desde el este por Lee Vining), que es una de las rutas de entrada desde Las Vegas (suele estar cerrada en invierno por las nevadas). En la página oficial de Yosemite hay un enlace que te da en tiempo real el estado de las carreteras .

Las estaciones de servicio más cercanas al corazón del parque se encuentran en El Portal (Ruta 140 –Arch Rock Road-), Crane Flat (Ruta 120 –Big Oak Flat Entrance-) y Wawona (Wawona Road prolongación de Ruta 41 –South Entrance-). En Fish Camp -Ruta 41/South Entrance- hay una estación de carga para coches eléctricos. Para los que se atrevan con Tioga Pass, las últimas estaciones de servicio se encuentran en la ciudad de Lee Vining. Todas estas estaciones se encuentran remarcadas en naranja en el mapa.

YOSEMITE EN TRANSPORTE PÚBLICO .- La empresa Amtrak ofrece la posibilidad de combinar pasaje de tren hasta la ciudad de Merced y en bus de línea hasta Yosemite Valley durante todo el año y a White Wolf y Tuolumne Meadows en temporada alta –julio y agosto y los fines de semana de junio y septiembre. Por su parte, Greyhound también ofrece la posibilidad de viajar desde cualquier parte del país hasta Merced y hacer transbordo hasta Yosemite Valley desde Merced. Los recorridos, en ambos casos, hasta el Parque Nacional los hace la empresa Yarts que también cuenta con algunas líneas internas en temporada alta a Crane Flat, White Wolf y Tuolumne Meadows (diario los meses de julio y agosto y los fines de semana de junio y septiembre). Yarts también conecta vía bus Yosemite Valley con Fresno Fresno (con paradas en Wawona), Sonora Sonora (con paradas en Crane Flat, Big Oak Flat (Hodgdon Meadow), Buck Meadows area y Groveland) y Mammoth Lakes Mammoth Lakes (con paradas en Crane Flat, White Wolf y Tuolumne Meadows).

En los Estados Unidos todo está preparado para que la gente no se coma la cabeza con nada. Durante todo el año hay un servicio de bus público gratuito que recorre todo el anillo circular del valle ( VER RECORRIDO ) VER RECORRIDO y tiene parada en el Centro de Visitantes, los hoteles y, por supuesto, en todos los hitos naturales y comienzo de los principales senderos. Este bus está en funcionamiento entre las 7.00 y las 22 horas y la frecuencia es de 30 minutos . También hay otro bus público que conecta Wawona con Mariposa Grove ( 8.00 – 17.00 en primavera, verano y otoño). Conviene tomarlo, porque el acceso al bosque de sequollas es muy limitado (si el parking está lleno te mandan de vuelta a Wawona). También hay dos servicios de buses privados para ir hasta Tuolume Meadows y Glacier Point. Bus a Tuolumne Meadows Yosemite Valley - Tuolumne Meadows. Desde las 6.00 a las 19.00. En Tuolumne Meadows existe una lanzadera gratuita que enlaza con los principales puntos de interés de esta zona del parque. Bus a Glacier Point Yosemite Lodge at the Falls - Glacier Point. Salidas a las 8:30, 10:00 y 13:30.

YOSEMITE EN AVIÓN .- Los aeropuertos más cercanos al Parque Nacional son el de Mammoth Lakes Mammoth Lakes , Merced Mercedy Fresno Fresno(con conexiones diarias con multitud de ciudades de California y conexión con Yosemite Walley vía bus)

Fotos bajo licencia CC: The Real Cloud2013 ; Anthony Quintano ; Allie_Caulfield ; Roy Luck ; Art Bromage ; Glenn Scofield Williams ; John Murphy

Etiquetas
Publicado el
18 de mayo de 2018 - 16:47 h

Descubre nuestras apps

stats