LAS PALMAS DE GRAN CANARIA: El Guiniguada; Jardín Canario; Pico de Bandama y Santa Brígida

Ciclista y senderistas en la ruta del Barranco del Guiniguada. LPA VISIT

A espaldas de la ciudad hay todo un mundo que sirve de transición a lo que supone el resto de la isla. Las últimas calles de los barrios altos conviven con un paisaje de terrazas de cultivo, pequeños núcleos con casas tradicionales y hasta cañones y volcanes cubiertos de vegetación. Es la cara más desconocida de Las Palmas de Gran Canaria y también la más bucólica y amable. Las antiguas fincas de plataneras que antaño ocupaban una buena parte del término municipal han ido quedando arrinconadas por las avenidas, los edificios y las diferentes infraestructuras que han ido sepultando el pasado agrícola y más tradicional de una ciudad que, hace apenas cien años tenía 60.000 habitantes.

GUÍA DE LAS PALMAS DE GRAN CANARIA

GUÍA DE LAS PALMAS DE GRAN CANARIA

VOLVER A LA GUÍA DE LAS PALMAS DE GRAN CANARIA

La Senda del Guiniguada .- Una buena forma de adentrarse en la ciudad rural es la Senda del Guiniguada, un camino de siete kilómetros de longitud habilitado para el senderismo y el cicloturismo con áreas de descanso, merenderos, paneles de interpretación e información sobre la flora, la fauna y los valores culturales, agrícolas y etnográficos que puede encontrarse en el lugar. Este camino, que asciende hasta el jardín Canario Viera y Clavijo (uno de los jardines botánicos más grandes y antiguos de España), pasa junto a complejos sistemas de aterrazamiento para plataneras y huertos. Es una buena oportunidad para descubrir de qué manera se adaptaron los canarios a un ambiente hostil para la agricultura a través de la creación de suelo cultivable artificial (las terrazas) y complejas redes de almacenamiento y conducción del agua. En la parte alta del sendero, las paredes del barranco se hacen cada vez más escarpadas y verticales con formaciones geológicas de gran belleza.

Jardín Canario Viera y Clavijo .- El Jardín Canario (Camino del Palmeral, 15 –Tafira Alta-; Tel: (+34) 928 219 580; Ver Horario; E-mail: jardincanario@grancanaria.com), como lo conocen los habitantes de la isla, es una de las instituciones científicas de su clase más importantes de España. Este jardín botánico se fundó en 1952 con la idea de atesorar en un único espacio toda la riqueza botánica de Canarias y sus vecinas de la Macaronesia (Madeira, Azores y Cabo Verde) con un doble objetivo: el principal es darla a conocer entre la población local y los que visitan la isla (para promover valores como el respeto y la protección) y el secundario, aunque no menos importante, servir de vivero para la restauración botánica de la isla. El Jardín Canario es el jardín botánico más grande de España (más de 27 hectáreas) pero lo que más sorprende no es lo grande que es… Lo que sorprende es lo bonito que es. Muy lejos de esa imagen de naturaleza clasificada y encerrada de otros jardines similares. El ‘Viera y Clavijo’ –nombrado así en honor al primer naturalista ilustrado de Canarias allá por finales del XVIII- ocupa el cauce y una de las paredes verticales del Barranco del Guiniguada. En un entorno marcado por la verticalidad se organizan los distintos espacios que emulan los distintos ecosistemas vegetales de las islas . Impresionantes las terrazas dónde se instalan los ecosistemas rupícolas (los riscos), el bosque de Laurisilva y la colección de cáctus.

COMO LLEGAR EN TRANSPORTE PÚBLICO . Desde Estación de Guaguas de Las Palmas empresa Global líneas 303 (San Telmo – San Mateo); 311 (San Telmo – Santa Brígida) y 302 (San Telmo – Santa Brígida). Desde Parque Santa Catalina empresa Global líneas 301 (Santa Catalina - Jardín Botánico Canario) y 323 (Santa Catalina – Universidad – Jardín Botánico Canario).

Subir al Pico de Bandama .- A pocos kilómetros de la ciudad se encuentra el pueblo de Tafira, lugar de retiro habitual de la clase alta isleña desde hace siglos y, también, uno de los parajes rurales más imponentes de la capital. El paisaje volcánico fue, desde hace siglos, el escenario de una de las principales industrias agrícolas de la isla: el vino. La zona está cubierta de viñedos que reverdecen entre los caserones de arquitectura colonial y que son la base del vino del monte, una de las muchas variedades de la Denominación de Origen Vinos de Gran Canaria . La Caldera de Bandama es uno de los muchos volcanes inactivos que salpican la geografía de la isla y desde su cima no sólo puede verse gran parte de la ciudad y la costa este de la isla (hasta más allá del Aeropuerto de Gran canaria), sino que también podremos ver el enorme cráter provocado por una enorme explosión del volcán que se produjo hace unos 5.000 años. El socavón mide unos 200 metros de profundidad y un diámetro que se aproxima a los 1.000. Un buen hueco al que se puede bajar por un sendero que parte desde las casas del borde norte del cráter y que conduce, también, a un conjunto de cuevas artificiales que fueron viviendas de los antiguos canarios. En el fondo del cráter hay un par de casas y varios huertos.

A pocos kilómetros de Bandama se encuentra el Centro Locero de La Atalaya (Camino a La Picota, 11 -La Atalaya-; Tel: (+34) 928 288 270), un lugar en que se conservan las tradiciones ligadas a la alfarería tradicional que se ha practicado en el lugar desde tiempos anteriores a la llegada de los conquistadores.

COMO LLEGAR EN TRANSPORTE PÚBLICO . A Bandama y La Atalaya desde Estación de Guaguas de Las Palmas empresa Global línea 311 (San Telmo Santa Brígida).

UNA PEQUEÑA GUÍA DE SANTA BRÍGIDA .- El casco histórico de Santa Brígida se encuentra a escasos 15 kilómetros de Las Palmas de Gran Canaria y es una buena manera de empezar a familiarizarse con la arquitectura tradicional rural de la isla. Lo primero que sorprende del pueblo es su entorno. La antigua Sataute (como llamaban los antiguos canarios a esta zona de la isla) se asienta en un valle cubierto de palmeras y terrazas de cultivo en las que crece prácticamente de todo. El acceso al casco de Santa Brígida se hace por la Calle Real, en la que hay muy buenos ejemplos de arquitectura tradicional canaria. La Iglesia de Santa Brígida (Plaza de León y Castillo, 1) es el edificio más notable de la localidad. Neogótico por fuera y muy sencilla por dentro. A dos pasos del centro se encuentra la Casa del Vino Casa del Vino (Calle Calvo Sotelo, 26; Tel: (+34) 928 644 484) dónde puedes comprar lo mejor de la producción vinícola de la isla y, también, comer buena gastronomía local. Para los amantes de la arqueología, a dos pasos del casco del pueblo se encuentra el Yacimiento Arqueológico de El Telar (Camino El Telar, sn –Las Meleguinas-), dos curiosas estructuras de piedra que se han interpretado como zona de reunión o de realización de rituales religiosos.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats