Contagios diarios y saturación en UCI, los indicadores que eternizan el nivel 3 en Tenerife y Gran Canaria

Últimos datos de ocupación UCI en Canarias

Tenerife y Gran Canaria suman ya más de un mes y 10 días con duras restricciones, cuyo principal objetivo es dominar la curva de contagios. Un reto que esta vez se torna más complicado, con medidas que siguen sin dar sus frutos tanto tiempo después y que no logran bajar ni la incidencia de positivos en Tenerife, ni la ocupación UCI en Gran Canaria, los indicadores más preocupantes en ambas islas.

El Gobierno retrasa el toque de queda en Tenerife y Gran Canaria, que continúan en nivel 3 de alerta

El Gobierno retrasa el toque de queda en Tenerife y Gran Canaria, que continúan en nivel 3 de alerta

Fue el pasado 15 de marzo cuando tinerfeños y grancanarios entraban de lleno en un nivel 2 de alerta reforzado, a medio camino entre el nivel 2 y el nivel 3, con el objetivo de contener el entonces incipiente avance de los contagios. Pero la meta no se alcanzó y, ante el imparable empeoramiento de los indicadores epidemiológicos en ambas islas capitalinas, el Consejo de Gobierno decidió subir un escalón, tensar aún más la cuerda, llevándolas a nivel 3 el pasado lunes, 22 de marzo. Entre tanto, llegó la Semana Santa a Canarias, con las islas con toque de queda a las 22.00 horas, reuniones de un máximo de cuatro personas, cierre perimetral y cierre total de los comedores interiores de bares, cafeterías y restaurantes. Pese a todo, los datos siguen sin cambiar cuando se cumple un mes de la entrada en vigor de aquel decreto.

Este jueves, el portavoz del Consejo de Gobierno, Julio Pérez, anunció en rueda de prensa que Tenerife y Gran Canaria se mantendrían al menos una semana más en nivel 3. De Tenerife le preocupa al político el número de contagios diarios, que no baja de 100, y de Gran Canaria, su ocupación UCI, que se mantiene en 22,22% desde hace varios días.

Tenerife: la incidencia no baja

Tal y como se puede observar en la tabla anterior, Tenerife presentó este jueves y según el último informe epidemiológico de la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, hasta cuatro indicadores epidemiológicos en riesgo alto (las incidencias acumuladas -IA- a 14 y 7 días y en mayores de 65 años y la ocupación UCI).

Comparados los datos con la semana anterior, se puede afirmar que Tenerife no logra dominar la curva con las restricciones establecidas en la actualidad. De hecho, se evidencia un empeoramiento en casi todos su indicadores, preocupando especialmente la incidencia a 14 días, que pasó en solo una semana de 140,96 contagiados por cada 100.000 habitantes, según los datos del miércoles, día 14 de abril, a 167,35. Asimismo, se mantiene prácticamente igual la IA a 7 días, de 82,49 a 83,67 casos por cada 100.000 habitantes. Además, en la isla del Teide se pinta de rojo la incidencia acumulada a siete días en mayores de 65 años, 58,64 casos por cada 100.000 habitantes.

Con respecto a hace una semana, mejora tímidamente la ocupación de camas en las camas UCI de la isla, que pasa de 19,53% a 17,17%, tras mantenerse en cuidados intensivos a 35 personas graves por la COVID-19.

Gran Canaria: la ocupación UCI, una semana sin cambios

En Gran Canaria ocurre lo contrario. La isla redonda mejora en casi todos sus indicadores, especialmente su incidencia a 14 días, que pasa de 153,24 casos por cada 100.000 habitantes la semana pasada, a 125,89 este jueves, pintando el indicador en riesgo medio. También pasa a riesgo medio la incidencia a siete días en mayores de 65 años, de 57,12 casos por cada 100.000 habitantes, a 39,49.

De hecho, de los datos en la isla, según el último informe, solo preocupa la ocupación UCI, en riesgo alto, y de los parámetros más difíciles de controlar, con un 22,22% de ocupación de camas con respirador para pacientes muy graves, un dato que se mantiene exactamente igual que la semana anterior.

Preocupa mucho la situación en el Hospital Universitario de Gran Canaria Doctor Negrín, que solo presenta tres camas libres de 59 con respirador, 25 de ellas se encuentran ocupadas por pacientes COVID, lo que representa el 40,3%. Mientras que en el Hospital Universitario Insular Materno Infantil, de las 78 camas disponibles en UCI, 25 están siendo ocupadas por pacientes COVID y 40 se encuentran libres.

Fatiga pandémica, una explicación más al aumento de casos

La datos, para nada optimistas, que se vienen publicando desde hace más de un mes han llegado a crear en la población isleña una sensación de "fatiga pandémica", es decir, una "desmotivación para seguir las recomendaciones de protección y prevención que aumenta con el tiempo", tal y como la define la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Una "fatiga" que se acentuó aún más con la Semana Santa y que se ha convertido en uno de los factores que dificultan la bajada de los positivos y el dominio de la curva de contagios. Así lo confirmó el presidente de la Asociación Española de Vacunología y Jefe de la Sección de Epidemiología y Prevención de la Dirección General de Salud Pública, Amós García. "Que no hayamos podido bajar los contagios se debe a múltiples factores, todo influye, y la fatiga pandémica es una de las causas más relevantes. Tras más de un año de restricciones, la ciudadanía podría estar bajando la guardia, cansados de no poder hacer su vida normal y de este drama que vivimos a diario", concluye para este periódico. Tampoco se olvida de la vacunación que "no va tan rápido como nos gustaría" y, por ende, está produciendo hartazgo en la población.

síguenos en Telegram

Etiquetas
Publicado el
23 de abril de 2021 - 16:25 h

Descubre nuestras apps

stats