La portada de mañana
Acceder
Almeida adjudicó un contrato a la empresa donde trabaja el hermano de su concejal
Cuatro editoriales cobran 170 millones en cuatro años a las universidades por publicar
OPINIÓN | 'El buen demonizador', por Antón Losada

Irene Montero responde al PP que ellos promueven la cultura de la violación y Batet la llama al orden

La presidenta del Congreso de los Diputados, Meritxell Batet, apercibió durante la sesión de control de este miércoles a la ministra de Igualdad, Irene Montero, por asegurar que el PP “promueve la cultura de la violación” en una respuesta parlamentaria al principal partido de la oposición en referencia a la llamada ley del 'solo sí es sí'. La diputada popular, Belén Hoyo, había pedido a la ministra en su turno de palabra que “deje de apropiarse del feminismo y de utilizarlo para dividir a la sociedad”. “Deje de exculparse insultando a los jueces”, dijo Hoyo en referencia a la ley y antes de criticar la última campaña de Igualdad contra el machismo. “Deje de tirar dinero público en campañas publicitarias señalando a personas de manera injusta y despiadada. Debería dimitir”, concluyó.

Podemos cierra filas con Irene Montero y reclama “unidad” para defenderla de los ataques machistas

Más

En su respuesta, la ministra defendió el texto legal y aseguró que “protege por primera vez a todas las victimas de violencias machistas y sexuales”. Y reivindicó el trabajo del Gobierno en materia de igualdad en contraste con la actitud que reprochó a la derecha. “Ustedes impulsan una campaña en Galicia que dice 'no debería pasar pero pasa', o que dice 'vigila tu copa, mujer', en la Comunidad de Madrid, o que 'quien siembra vientos recoge tempestades'. Es culpar a las víctimas, responsabilizar a las víctimas. Ustedes promueven la cultura de la violación que pone en cuestión la credibilidad de las víctimas”, exclamó.

La bancada de la derecha se revolvió al unísono contra las palabras de la ministra, hacia la que llegaron a dirigir insultos como “sinvergüenza”, y exigieron la intervención de la presidenta del Congreso. Batet pidió silencio y dejó acabar su intervención a Irene Montero, aunque posteriormente recriminó la expresión usada por la titular de Igualdad y mandó borrarla del diario de sesiones. “Señora ministra, esta presidencia considera que la expresión que ha utilizado no es adecuada en términos parlamentarios dirigida a un grupo parlamentario. Les pido, por favor, respeto en las expresiones que se utilizan y contención en el lenguaje. Debemos querer contribuir a la convivencia dentro de esta cámara porque queremos contribuir a la convivencia fuera de esta cámara. Les pido por favor en términos generales que eviten un lenguaje inadecuado para el parlamento”. La intervención de la presidenta fue aplaudida por el PSOE. No por Unidas Podemos.

En ese punto pidió el uso de la palabra la portavoz del PP, Cuca Gamarra, que calificó como “altamente ofensivo”, el comentario de Irene Montero. “Somos el partido que ha luchado y va a seguir luchando por la igualdad en este país y porque se acabe la violencia de género. Lo que tiene que hacer la ministra es ser un poquito más responsable por respeto a las víctimas de las agresiones sexuales”. dijo.

La presidenta Batet volvió a darle la palabra a la ministra de Igualdad, que defendió el uso de su expresión insistiendo en las campañas institucionales llevadas a cabo por el PP en comunidades como Galicia o Madrid. “¿Cómo llaman ustedes a decirle a una mujer que vigile su copa en lugar de poner el foco en el agresor como han hecho en la campaña institucional de la Comunidad de Madrid? ¿O decirle a una mujer que no debería pasar pero pasa en lugar de pedirle al agresor que deje de agredir sexualmente a las mujeres? Póngales ustedes el nombre que quieran”, concluyó.

La presidenta del Congreso de los Diputados, Meritxell Batet, apercibió durante la sesión de control de este miércoles a la ministra de Igualdad, Irene Montero, por asegurar que el PP “promueve la cultura de la violación” en una respuesta parlamentaria al principal partido de la oposición en referencia a la llamada ley del 'solo sí es sí'. La diputada popular, Belén Hoyo, había pedido a la ministra en su turno de palabra que “deje de apropiarse del feminismo y de utilizarlo para dividir a la sociedad”. “Deje de exculparse insultando a los jueces”, dijo Hoyo en referencia a la ley y antes de criticar la última campaña de Igualdad contra el machismo. “Deje de tirar dinero público en campañas publicitarias señalando a personas de manera injusta y despiadada. Debería dimitir”, concluyó.

Podemos cierra filas con Irene Montero y reclama “unidad” para defenderla de los ataques machistas

Más

En su respuesta, la ministra defendió el texto legal y aseguró que “protege por primera vez a todas las victimas de violencias machistas y sexuales”. Y reivindicó el trabajo del Gobierno en materia de igualdad en contraste con la actitud que reprochó a la derecha. “Ustedes impulsan una campaña en Galicia que dice 'no debería pasar pero pasa', o que dice 'vigila tu copa, mujer', en la Comunidad de Madrid, o que 'quien siembra vientos recoge tempestades'. Es culpar a las víctimas, responsabilizar a las víctimas. Ustedes promueven la cultura de la violación que pone en cuestión la credibilidad de las víctimas”, exclamó.

La bancada de la derecha se revolvió al unísono contra las palabras de la ministra, hacia la que llegaron a dirigir insultos como “sinvergüenza”, y exigieron la intervención de la presidenta del Congreso. Batet pidió silencio y dejó acabar su intervención a Irene Montero, aunque posteriormente recriminó la expresión usada por la titular de Igualdad y mandó borrarla del diario de sesiones. “Señora ministra, esta presidencia considera que la expresión que ha utilizado no es adecuada en términos parlamentarios dirigida a un grupo parlamentario. Les pido, por favor, respeto en las expresiones que se utilizan y contención en el lenguaje. Debemos querer contribuir a la convivencia dentro de esta cámara porque queremos contribuir a la convivencia fuera de esta cámara. Les pido por favor en términos generales que eviten un lenguaje inadecuado para el parlamento”. La intervención de la presidenta fue aplaudida por el PSOE. No por Unidas Podemos.

En ese punto pidió el uso de la palabra la portavoz del PP, Cuca Gamarra, que calificó como “altamente ofensivo”, el comentario de Irene Montero. “Somos el partido que ha luchado y va a seguir luchando por la igualdad en este país y porque se acabe la violencia de género. Lo que tiene que hacer la ministra es ser un poquito más responsable por respeto a las víctimas de las agresiones sexuales”. dijo.

La presidenta Batet volvió a darle la palabra a la ministra de Igualdad, que defendió el uso de su expresión insistiendo en las campañas institucionales llevadas a cabo por el PP en comunidades como Galicia o Madrid. “¿Cómo llaman ustedes a decirle a una mujer que vigile su copa en lugar de poner el foco en el agresor como han hecho en la campaña institucional de la Comunidad de Madrid? ¿O decirle a una mujer que no debería pasar pero pasa en lugar de pedirle al agresor que deje de agredir sexualmente a las mujeres? Póngales ustedes el nombre que quieran”, concluyó.

La presidenta del Congreso de los Diputados, Meritxell Batet, apercibió durante la sesión de control de este miércoles a la ministra de Igualdad, Irene Montero, por asegurar que el PP “promueve la cultura de la violación” en una respuesta parlamentaria al principal partido de la oposición en referencia a la llamada ley del 'solo sí es sí'. La diputada popular, Belén Hoyo, había pedido a la ministra en su turno de palabra que “deje de apropiarse del feminismo y de utilizarlo para dividir a la sociedad”. “Deje de exculparse insultando a los jueces”, dijo Hoyo en referencia a la ley y antes de criticar la última campaña de Igualdad contra el machismo. “Deje de tirar dinero público en campañas publicitarias señalando a personas de manera injusta y despiadada. Debería dimitir”, concluyó.

Podemos cierra filas con Irene Montero y reclama “unidad” para defenderla de los ataques machistas

Más

En su respuesta, la ministra defendió el texto legal y aseguró que “protege por primera vez a todas las victimas de violencias machistas y sexuales”. Y reivindicó el trabajo del Gobierno en materia de igualdad en contraste con la actitud que reprochó a la derecha. “Ustedes impulsan una campaña en Galicia que dice 'no debería pasar pero pasa', o que dice 'vigila tu copa, mujer', en la Comunidad de Madrid, o que 'quien siembra vientos recoge tempestades'. Es culpar a las víctimas, responsabilizar a las víctimas. Ustedes promueven la cultura de la violación que pone en cuestión la credibilidad de las víctimas”, exclamó.