eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

María Cimadevilla

  • Reacciones a sus artículos en eldiario.es: 3

Cuando la mudanza la decide una guerra

De pequeña cambié 7 veces de ciudad. La palabra mudanza se aparecía con bastante frecuencia en nuestras cenas familiares, y cuando lo hacía, empezaba todo un proceso. Planificar la fecha en la que debíamos estar en el nuevo destino, meter todo en cajas, contratar un camión para el traslado, encontrar casa y localizar un nuevo colegio para mi hermano y para mí. Eso era únicamente la parte logística de la cuestión, después venía el proceso emocional y personal que cada uno teníamos que vivir. Separarte de tus amigas y amigos, superar la tristeza de dejar lo que se había convertido en tu hogar, enfrentar el miedo a llegar a un sitio diferente, a ser la nueva de la clase una vez más. A llorar muchas veces porque con 5, con 7, con 8, con 11, con 13 y con 16 años, cuesta dejar atrás todo lo que conoces y empezar de nuevo.A pesar de todo ese viaje físico y emocional, siempre que llegaba a una nueva ciudad tenía una casa en la que dormir desde la primera noche. Mi madre enseguida conseguía las tarjetas para el médico que nos permitían el acceso a recetas y a visitas a los especialistas. En el colegio me facilitaban la llegada, y por lo general siempre había algún grupo de niñas y niños que se acercaban a hablarme e invitarme a jugar. Con el tiempo, a veces cuestión de meses y otras de años, el proceso volvía a repetirse. Metía todas mis cosas en cajas, me despedía de mis amigos y comenzaba de nuevo la rueda de la adaptación.

Las últimas semanas veo sin cesar imágenes de miles de niñas y niños que están haciendo otra mudanza muy diferente a la mía. Solos o con sus familias, inician un viaje que no habrían querido hacer nunca. No se decidió en una cena frente al plato de sopa. La fecha la marcó el sonido de las bombas o la violencia que en países como Siria se ha vuelto algo cotidiano. Los niños que llegan a Europa no lo hacen cómodamente sentados en un medio de transporte seguro. Se enfrentan a peligrosas travesías en barco que no siempre llegan a la costa, caminan durante días con lo puesto kilómetro a kilómetro para llegar a la siguiente frontera que el mapa dice que hay que cruzar. Cuando llega la noche no hay una casa donde resguardarse, y ante la saturación de los campos de refugiados que se han venido habilitando, muchos niños duermen en el suelo de la calle, junto a las vías del tren o a las puertas de una estación. El verano ha tocado a su fin y la lluvia y el frío son ahora los que marcan la urgencia de encontrar dónde cobijarse.

Seguir leyendo »

La desigual vuelta al cole

Septiembre es para todo el mundo el momento de “la vuelta al cole”. Esta especie de mantra se hace inevitable desde finales de agosto cuando las calles, los buzones de las casas y la publicidad en cualquier medio y soporte nos bombardean con fotos de ofertas de cuadernos, mochilas con ruedas, uniformes y ropa para el otoño escolar que está a punto de llegar. Las librerías se llenan de carteles anunciando las editoriales escolares cuyos libros tienen ya disponibles y los patios de los colegios empiezan a calentar motores para recibir a la chiquillería.

Una gran mayoría de madres y padres se preparan para coordinar la logística previa en un proceso que podría parecerse a algo como esto: “Mira a ver si mañana te puedes encargar tú de comprar los libros, yo les llevo esta tarde de compras a por el uniforme nuevo y esta noche decidimos quién hace los papeleos y el ingreso de la matrícula para apuntarles a las clases extraescolares (que les mantendrán ocupados de lunes a viernes hasta que salgamos de trabajar y podamos recogerles). Ah! Y ayer envié el pago para el primer trimestre del comedor escolar, lo de la ruta del autobús nos lo pasan la semana que viene.”

Seguir leyendo »

Cultura y arte para la infancia, ¿derecho o privilegio?

Hace unos días llevé a mi sobrino de 3 años a ver una obra de teatro infantil. La entrada costaba 7€, así que disfrutar de esa hora juntos supuso 14€. La sala a la que fuimos estaba cerca de casa, de no ser así habría que haberle sumado billetes de autobús o metro, y nos hubiésemos puesto en los 17€.

Mi sobrino aún no lo sabe, pero pronto descubrirá el privilegio de su situación. Está creciendo en un entorno familiar y social que intenta siempre acercarle a actividades donde el arte y la cultura le ayuden a desarrollar su creatividad, ampliar sus conocimientos, mejorar su sociabilidad y completar su formación educativa en el futuro. Muchas otras niñas y niños que viven en su misma ciudad no podrán vivir esa experiencia. Y es que para muchos padres y madres el gasto de esa entrada para visitar el museo es imposible en el contexto de su economía familiar. Incluso el precio de un billete de autobús que les llevase hasta allí no está dentro de las posibilidades de gasto de muchas familias.

Seguir leyendo »

Futuro Imperfecto: Jóvenes que se enfrentan a la crisis

Carmen y Jimena son las protagonistas. Las dos son jóvenes, las dos viven en Madrid, las dos son conscientes de la crisis que las rodea, pero el resto de sus vidas tiene poco en común. La situación de sus familias, de sus barrios y las oportunidades que tienen para cumplir sus metas y sueños, no son las mismas. Su derecho a ellas, sí.

Seguir leyendo »

Antes de discutir qué deben leer los niños, asegurémonos de que tienen la oportunidad de leer

Abril es temporada alta para la literatura, y en especial para la infantil y juvenil. Estos días está teniendo lugar en Bolonia la Feria del libro infantil más importante de Europa. Editoriales de todo el mundo, profesionales del texto y la ilustración, se reúnen para tratar de sacar adelante los tesoros que caerán en manos de niñas, niños, jóvenes y adultos. El 2 de abril además, se conmemora el nacimiento del famoso autor de cuentos Hans Christian Andersen y se celebra el Día Internacional del libro infantil.

Mientras sigue vigente la polémica sobre si deben o no leerse cuentos con rasgos de crueldad a los niños, nadie parece reparar en que lo realmente cruel es que muchos niños no tengan acceso a la lectura. Algo que, sin duda, choca frontalmente con el acuerdo unánime sobre los beneficios del hábito lector en la infancia.

Seguir leyendo »