Sancionado un equipo de fútbol juvenil en Canarias por los insultos racistas de sus aficionados

Federación Canaria de Fútbol.

Efe

El equipo de categoría juvenil preferente del Pedro Hidalgo deberá jugar a puerta cerrada sus próximos cuatro partidos como local al ser sancionado por insultos racistas de sus aficionados a un jugador del equipo rival, según el acuerdo adoptado por la Federación Interinsular de Fútbol.

El Comité de Competición y Disciplina de la Federación ha hecho público este jueves el acuerdo, por el que se le impone una multa de 600 euros al club anfitrión.

La sanción impuesta es por una "infracción grave de incidentes de público" contenidos en el artículo 46.3 del reglamento de Régimen Disciplinario de la Federación Canaria de Fútbol (FCF).

Los hechos se produjeron el pasado 3 de noviembre durante el partido Pedro Hidalgo-Casa Pastores.

Según el acta arbitral, el colegiado se vio obligado a parar el encuentro en el minuto 83 debido a que desde un sector del público, identificado como aficionados del equipo local, se dirigió a un jugador visitante con distintas frases denigrantes como "sudaca de mierda, machupicchu, trepa palmeras, etc..."

Se trata del primer caso que se registra en Canarias después de que la FCF aprobara en asamblea la modificación del reglamento de Régimen Disciplinario en la que se facultaba al árbitro a paralizar un encuentro en el momento en que se produjeran episodios de violencia verbal procedentes de las gradas.

El artículo 46 del reglamento de Régimen Disciplinario indica en uno de sus apartados que "también se considerarán actos racistas, xenófobos, discriminatorios e intolerantes en el fútbol las declaraciones, gestos o insultos proferidos en las instalaciones deportivas o en sus inmediaciones que supongan un trato manifiestamente vejatorio para cualquier persona".

Etiquetas
Publicado el
10 de noviembre de 2017 - 08:43 h

Descubre nuestras apps

stats