La portada de mañana
Acceder
El PP rebaja sus exigencias del Poder Judicial y alimenta el optimismo del Gobierno
Bruselas obliga a España a recuperar de la degradación el 75% de sus hábitats
Opinión - Los fiscales que no querían aplicar la ley. Por Joaquín Urías

Tomás Gimeno realizó una transferencia de 55.000 euros a una de sus cuentas el día antes de desaparecer junto a sus hijas

Tomás Gimeno desapareció junto a sus dos hijas el martes, 27 de abril

Canarias Ahora

1

Este lunes continúa la búsqueda de Tomás Antonio Gimeno, desaparecido junto a sus dos hijas, de uno y seis años, desde el pasado martes, 27 de abril. La Guardia Civil ha podido certificar que el padre llevó a cabo una transferencia de unos 55.000, aproximadamente, desde una de sus cuentas corrientes bancarias a otra justo el día antes de llevarse a sus dos hijas consigo, como adelanta Diario de Avisos.

Fuentes cercanas a la investigación detallaron al periódico que, efectivamente, sería este lunes cuando la entidad financiera en cuestión podría verificar si, tras dicha transferencia, Tomás retiró o no tal cantidad de dinero.

El paso de los días no ha mermado la intensidad de la búsqueda del hombre, de 37 años, y sus dos hijas, Olivia y Anna. Los investigadores mantienen varias líneas abiertas y no se descarta ninguna hipótesis. Es por ello que el juzgado de primera instancia e instrucción número 3 de Güímar haya dictado una orden de búsqueda internacional del padre y las niñas. Este juzgado, cuando inició las primeras diligencias, declaradas secretas, lo hizo por la presunta comisión de un delito de secuestro.

La madre de las niñas ya se había quejado en diciembre ante la Guardia Civil de que su expareja la había amenazado verbalmente. Sin embargo, no quiso presentar denuncia. No obstante, los agentes realizaron un seguimiento de oficio y, en marzo, volvieron a preguntarle. La mujer dijo entonces que el episodio de las amenazas de diciembre no se había repetido.

Etiquetas
stats