eldiario.es

Menú

eldiarionorte Navarra eldiarionorte Navarra

El Gobierno foral da el visto bueno al Plan Director de la Policía Foral y se pronuncia por el modelo de exclusividad

Beaumont dice que es necesaria una nueva ley de Policías para ejecutar el Plan y pide "racionalidad" para que no se devuelva

- PUBLICIDAD -
El Gobierno foral da el visto bueno al Plan Director de la Policía Foral y se pronuncia por el modelo de exclusividad

El Gobierno de Navarra ha adoptado en su sesión de este miércoles un acuerdo por el que se toma en consideración el Plan Director de la Policía Foral 2017-2021 y se remite al Parlamento de Navarra, para su posterior tramitación. El Ejecutivo foral se ha pronunciado por el escenario C o modelo de exclusividad, que contempla un cuerpo policial con unos 2.000 agentes.

La consejera de Presidencia, Justicia e Interior del Gobierno de Navarra, María José Beaumont, ha explicado en rueda de prensa, tras la sesión del Ejecutivo, que se ha optado por el modelo de exclusividad tanto porque así ha sido la demanda ciudadana en el proceso de participación y porque es lo que quiere el Ejecutivo foral.

Según ha explicado, junto al Plan Director se ha tramitado la ley de Policías de Navarra, que "es una herramienta, junto con otras, para lograr los objetivos" de dicho plan. "Es público y notorio que va a haber varias enmiendas a la totalidad a la ley, pero en el Parlamento va a tardar en celebrarse el pleno en el que se debata y en el Gobierno seguimos confiando en que entre la racionalidad y consecuentemente no se devuelva el proyecto al Gobierno", ha aseverado.

Beaumont ha explicado que el Plan Director "no se podrá poner en marcha ni ejecutar sin una nueva ley de Policías, que puede ser la que el Gobierno ha aprobado con enmiendas si no se devuelve u otra". "Lo que está claro que con la ley de 2015 no se podría ejecutar el Plan Director", ha dicho.

La consejera ha precisado que la ley de 2015 "plantea un escenario muy riguroso en materia de jornadas y retribuciones que hace que no se tenga flexibilidad para que la Jefatura de Policía Foral pueda organizar las unidades".

Además, ha explicado que a los policías forales que superan las pruebas físicas se les compensa en tiempo (126 horas) o en dinero (10% del sueldo base) y con la nueva ley se pretende suprimir la opción de compensar en tiempo y subir la compensación en dinero al 17 por ciento.

EN EL PLAN

Los primeros apartados del Plan exponen el marco conceptual utilizado para el diagnóstico de su situación interna y externa, que incluye la identificación de datos clave sobre gestión de la organización, el análisis de los datos aportados por los empleados, el estudio de la información obtenida de los grupos de interés y el análisis de la opinión manifestada por la ciudadanía.

El Plan incluye cuatro grandes líneas estratégicas divididas en 31 objetivos estratégicos y 80 objetivos operativos de carácter finalista e instrumental, y sus correspondientes acciones: "compromiso y cohesión interna del personal para la organización interna del personal para la vertebración de la organización de la Policía Foral", "implantar un modelo organizativo innovador y flexible orientado hacia una gestión eficiente", "desarrollo de un sistema de seguridad próximo y proactivo sustentado en la inteligencia" y "asunción en exclusividad y de forma progresiva de las competencias de seguridad pública".

La implementación de este Plan supondrá la articulación de al menos 11 equipos de trabajo y la realización de un mínimo de 19 estudios necesarios, con lo que, ha dicho el Gobierno, se continuará profundizando en el conocimiento que ha resultado del diagnóstico realizado en 2016. Estos estudios están identificados con el ámbito de la prestación del trabajo, como puestos de trabajo, acceso, permanencia, perfiles formativos, movilidad funcional, evaluación de riesgos físicos y psicosociales, de la formación, o criterios de movilización.

ESCENARIOS POSIBLES

Tras todo el desarrollo, el Plan establece y analiza los tres escenarios de la asunción progresiva de competencias. Así, el 'Escenario A, modelo policial de coexistencia actual' es el que garantiza la supervivencia de la Policía Foral en la que las sucesivas ofertas públicas de empleo se limitarían a realizar un relevo generacional cubriendo el déficit estructural de la Policía Foral.

El 'Escenario B: modelo policial de complementariedad o suplementariedad' es aquel en el que además de cubrir el déficit estructural de la organización y permitir el relevo generacional, se busca asumir competencias progresivamente en el Área de Tráfico y Seguridad Vial, y en el Área de Medio Ambiente.

El 'Escenario C: modelo policial de exclusividad' considera la asunción y el ejercicio de todas las competencias transferibles por parte del Estado en materia de Tráfico y Seguridad Vial, Seguridad Ciudadana y Medio Ambiente.

El informe de participación del Plan sobre el resultado del proceso de participación ciudadana expone, al analizar las aportaciones recibidas, cómo a iniciativa propia de los participantes han elegido por mayoría el 'Escenario C', el modelo policial de asunción de competencias exclusivas por la Policía Foral, siendo ésta la postura mayoritaria de la ciudadanía y diversas entidades públicas y privadas navarras que se han venido pronunciando sobre este asunto por distintos medios, y por eso el Gobierno de Navarra acoge esa demanda ciudadana, pronunciándose por dicho escenario.

PROCESO DE ELABORACIÓN

La Dirección General de Interior creó en 2016 un grupo de trabajo para redactar el Plan, cuyo objetivo es definir el desarrollo escalonado realizando propuestas, basadas en los resultados del diagnóstico de la situación, a través de un documento que recoge los requerimientos específicos de una organización moderna y adaptada a las circunstancias actuales y de futuro.

Posteriormente, en enero de este año 2017 el Plan fue presentado al Ejecutivo foral, tras lo que se abrió un proceso de participación, además de celebrarse jornadas públicas, sesiones informativas territoriales y sectoriales, para permitir a la ciudadanía la elaboración de alegaciones, sugerencias o recomendaciones. Así, la participación se ha desarrollado entre el 26 de abril y el 25 de agosto, periodo durante el cual se desarrolló la jornada pública de presentación, además de seis sesiones de trabajo de carácter territorial en Tudela, Tafalla, Estella, Sangüesa y Elizondo.

Además, se realizaron reuniones de trabajo con los grupos parlamentarios y una sesión sectorial en las instalaciones de Policía Foral dirigida a agentes y personas expertas en la materia. Se ha trabajado sobre todas las propuestas recibidas en los distintos foros, y el proceso culminó con una Jornada de retorno que tuvo lugar el pasado 15 de septiembre.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha