Sobre este blog

Contrapunto es el blog de opinión de eldiario.es/navarra. En este espacio caben las opiniones y noticias de todos los ángulos y prismas de la sociedad navarra. Opinión, bien diferenciada de la información, para conocer las claves de un presente que está en continua transformación.

Ante los incendios, las políticas de prevención son muy importantes

Sobre este blog

Contrapunto es el blog de opinión de eldiario.es/navarra. En este espacio caben las opiniones y noticias de todos los ángulos y prismas de la sociedad navarra. Opinión, bien diferenciada de la información, para conocer las claves de un presente que está en continua transformación.

La ola de calor que hemos padecido en Navarra en las dos últimas semanas, todavía en primavera, y sin haber alcanzado los meses de julio y agosto, ha batido auténticos récords -se ha llegado a decir que son los mayores incendios registrados en los últimos cuarenta años-. Pero, tal y como se suceden los acontecimientos no son ninguna sorpresa y no lo serán tampoco en los próximos años. 

Son cada vez más numerosos los estudios que asignan con determinada probabilidad a la señal del cambio climático en un suceso meteorológico. Los estudios de atribución más importantes son los relacionados a las olas de calor y episodios de temperaturas extremas. Pero a falta de realizar los llamados estudios de atribución, todo indica que los incendios que ha habido en Navarra y en otros lugares de la península Ibérica tienen mucho que ver con el diagnóstico que ya hace unas cuantas décadas realizó la comunidad científica de que los próximos años van a estar muy marcados por temperaturas muy altas, sequías muy frecuentes y una alteración de la atmósfera muy grande. El cambio climático hace que las olas de calor sean más frecuentes, intensas y duraderas. Pero, además el alargamiento del verano, hace que se presenten más tempranamente.

Tal y como señalan en la revista ‘The Conversation’ Ricardo García-Herrera, Catedrático de Física de la Atmósfera y Expresidente de la Agencia Estatal de Meteorología, y David Barriopedro Cepero, científico Titular CSIC, Instituto de Geociencias (IGEO - CSIC - UCM), “los mecanismos que dan lugar a las olas de calor en la península Ibérica son la combinación de elevadas presiones, intenso flujo del aire sahariano y una elevada radiación solar, que son ya bien conocidas, y que, por tanto, no deberían pillarnos por sorpresa. Las emisiones de gases de efecto invernadero que causan el cambio climático permanecen durante muchas decenas de años en la atmósfera, por lo que la situación no va a cambiar a corto plazo. Al contrario, se va a agravar porque las emisiones de gases de efecto invernadero siguen aumentando”.

Descubre nuestras apps