eldiario.es

Menú

La inoportuna e inútil 'podemización' del PSOE

¿Es lo más importante el mero convencimiento, basado en postulados y dogmas ideológicos, o lo es la utilidad que puedan tener nuestras decisiones para resolver los problemas que afectan a la sociedad y a los ciudadanos?

- PUBLICIDAD -
Pedro Sánchez encuentra a Iglesias "más realista", pero descarta una coalición electoral con Podemos

El PSOE, -el “nuevo” PSOE-, está dando los primeros pasos de la mano de la nueva Dirección, algo obsesionada por mostrar de forma ostensible que esa nueva Dirección (Órgano directivo del PSOE) va a imponer una nueva dirección (orientación, destino) en sus acciones. Ejemplo: la nueva Secretaria de Cohesión Social, Nuria Parlon, ha advertido que pedirá ayuda internacional antes de permitir que se aplique el Artículo 155 de la Constitución que trata de la suspensión de la Autonomía para Cataluña, en un giro más que absurdo para acercarse a las posiciones de Podemos que, no atreviéndose a aplicar la Ley, se empeña en defender un “derecho a decidir” que no cabe en ninguna legislación europea. Cabe pensar que sus palabras hayan sido mal interpretadas pero la pusilanimidad mostrada ante el desafío catalanista es más que evidente.

El nuevo tiempo entroniza un nuevo término en el debate político: “podemización”. Al menos en el ámbito de la izquierda. Es verdad que el modo de intervenir en la Política, en los diferentes parlamentos y foros de debate ha adoptado una nueva manera de abordar los problemas de los ciudadanos desde que han llegado las dos fuerzas políticas (Ciudadanos y Podemos) que, bajo la denominación compartida de “nueva política”, tan ambigua como inconsistente, han convertido el debate profundo y serio de otro tiempo en puro cuchicheo que, hoy por hoy, se ajusta mucho más al comportamiento propio de la calle que al antiguo debate propio de las ágoras griegas.

El lenguaje jamás es inocente porque las jergas responden a intenciones bien diversas. Cuando Podemos, -y en alguna medida también Ciudadanos-, dejaron de utilizar términos significativos como “sociedad” o “ciudadanos (ciudadanía)” para hablar de “la gente” el lenguaje político de los parlamentos perdió gran parte de su solvencia. Descender al nivel de “la gente” (en el sentido más burdo y abstracto del término, como hacen los líderes de Podemos), ha servido para banalizar muchos debates en los que se dejan a un lado la auténtica dimensión social que debe inspirar cualquier decisión política, que debe entender con minuciosidad que “ciudadanía” no es un concepto igual, ni parecido siquiera, al concepto “gente”.

No es el PSOE el que debe “podemizarse”, sino Podemos el que debe ir reformando sus modos de entender la acción política para acercarse, y asumir, los modos de hacer del PSOE

Cuando la nueva Dirección del PSOE ha optado por abstenerse y retirar su apoyo al Tratado de Libre Comercio de la UE con Canadá (CETA), después de que la anterior Dirección, aunque se tratara del mismo partido, decidiera apoyar la propuesta, está confundiendo esencia y estrategia. Tal como ha advertido el socialista Moscovici, “hay que conciliar ser de izquierdas y ser creíble”, por lo que se abre un nuevo tiempo: ¿es lo más importante el mero convencimiento, basado en postulados y dogmas ideológicos, o lo es la utilidad que puedan tener nuestras decisiones para resolver los problemas que afectan a la sociedad y a los ciudadanos? Da la impresión de que los “nuevos” socialistas prefieren regodearse en una falsa infalibilidad de sus ideas, siempre cuestionable, que empeñarse en la articulación de medidas políticas, sociales y económicas que, no siendo perfectas, puedan ser consideradas suficientes y, sobre todo, las únicas posibles en un sistema democrático.

Ahí radica lo que se ha dado en llamar “podemización” del PSOE. ¿Va a funcionar a partir de ahora el PSOE del mismo modo que Podemos? Si así fuera caería en un grave error, en todo caso, no es el PSOE el que debe “podemizarse”, sino Podemos  el que debe ir reformando sus modos de entender la acción política para acercarse, y asumir, los modos de hacer del PSOE a lo largo de su existencia, porque esos modos arrojan un bagaje abundante y un balance muy positivo. La mal llamada “podemización” del PSOE constituye un vicio poco aconsejable, adquirido a causa de la prisa que acucia a sus líderes en su obsesión por llegar a ser Presidentes del Gobierno lo antes posible.

Sí, el PP es un partido cuestionado no solo por ser de derechas y, por ende, injusto en sus propias ideas, sino por los casos de corrupción que han tenido arrope en sus filas y en las Instituciones por él gobernadas. En ese contexto la prisa por llegar al poder ha aumentado y los posibles sustitutos de Rajoy se han puesto a esprintar en lugar de continuar sus andaduras, que en Política casi siempre son largas. No es buena esa prisa porque esprintando no se perciben los detalles del paisaje, imprescindibles para dimensionar con fiabilidad los problemas.

En resumen, que el PSOE debe evitar con urgencia que en su seno afloren quimeras como las que han divulgado los líderes de Podemos para hacerse huecos a codazos en el mapa político español. Recientemente, un buen compañero socialista (socialista y “sanchista”) titulaba un artículo de opinión del siguiente modo: “¿Refundar la socialdemocracia? No, refundar la izquierda”. Durante el 39º Congreso del PSOE el slogan que presidió los debates rezaba “Somos la Izquierda”. Slogan acertado. Sin embargo Podemos se ha hartado de pregonar que los términos “izquierda y derecha” están obsoletos, que no existen, que solo existe “la gente”. Sin más. Es evidente que el PSOE, por tanto, es la izquierda, y que solo los socialistas y los socialdemócratas pueden representarla. Si Podemos optara por abandonar el populismo y trabajar en la habilitación de políticas útiles para todos, bien, pero si su único destino es “la gente”, en ambiguo, tendremos que aceptar que ese populismo barato no puede compartir espacio con el socialismo del PSOE. Le pese a quien le peses.

        

- PUBLICIDAD -
- Publicidad -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha