La portada de mañana
Acceder
Castilla y León da un mes de plazo para pedir el ingreso mínimo vital
"El sacerdote del Opus que abusó de mí lleva 30 años haciéndolo por toda España"
OPINIÓN | ¿Es que los MIR no tienen bastante con nuestros aplausos?, por Isaac Rosa

Una empresa de Tenerife vuelve a la carga con papas de Israel en plena cosecha canaria: “Es competencia desleal”

Plantación de papas en Valleseco (Gran Canaria)

En plena recogida de la papa canaria de mayor producción anual, la empresa Cadimisa Canarias SL ha vuelto a comercializar en supermercados de Tenerife el tubérculo con origen en Israel. Se trata de la misma entidad que promovió en abril una operación de importación desde el mismo país, que fue defendida por la Asociación de Agricultores y Ganadero de Canarias (Asaga) arguyendo que los agricultores isleños no eran capaces de abastecer al mercado local en ese momento. Ángela Delgado es la presidenta de la organización agraria y también gerente de la sociedad.

En la etiqueta se refleja que las papas fueron envasadas el 23 de junio por Cadimisa Canarias S.L., la misma empresa que colocó este producto en los lineales de una conocida superficie en abril tras la polémica surgida por un cargamento de 432 toneladas importado desde Israel, que fue bloqueado en el Puerto de Santa Cruz de Tenerife y reexpedido al incumplir la norma fitosanitaria específica para el Archipiélago, recogida en una orden del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación de 1987. Fue la mayor partida devuelta por este motivo desde 2018.

La empresa que continúa comercializando papa de Israel forma parte de un grupo de cuatro entidades de producción y comercialización agraria que tiene al frente a la misma gerente: Ángela Delgado, quien en la reciente visita de los Reyes Felipe VI y doña Letizia acudió como representante del sector primario para trasladarles la situación del campo canario. En reiterados comunicados, Asaga ha defendido la importación del tubérculo, sobre todo este año y durante una pandemia que cerró canales de comercialización a agricultores, aludiendo al temporal de viento y calima sufrido por el Archipiélago en febrero, además de la sequía durante el otoño e invierno.

Todo ello, según Asaga, mermó la cosecha de papa temprana de la cooperativa Garañaña, una Organización de Productores de Frutas y Hortalizas (OPFH) cuyo centro para almacenar y empaquetar sus productos está en Benijos (La Orotava), en unas instalaciones arrendadas a la empresa pública del Cabildo de Tenerife Agroteide, que se encuentra en liquidación. Esta entidad ha recibido más de 900.000 euros de subvenciones nominativas durante los últimos cinco años de la Corporación Insular para cultivar y vender papa de la Isla.

“Nos parece deplorable”, dice Jesús Corvo, secretario en Tenerife de la Plataforma Agraria Libre de Canarias (integrada en la estatal Unión de Uniones de Agricultores y Ganaderos). A su juicio, seguir trayendo papas en plena cosecha supone “una competencia desleal contra el mercado y el agricultor en Canarias”. En este sentido, entiende que la empresa tinerfeña continúa importando el producto incluso en época estival “por cuestiones de tipo comercial”, es decir, para aumentar la oferta y bajar el precio del tubérculo, porque ahora mismo “hay papa canaria suficiente para abastecer el mercado”.

En estos momentos, el agricultor percibe entre 0,60 y 0,70 céntimos por el kilo de papa y en el mercado el precio está a unos 0,80 céntimos, mientras que en los lineales llega sobre 1 euro al consumidor. En comparación a los meses de mayo y junio del año pasado, el precio que percibía el profesional del campo era de 0,67 céntimos y en los supermercados o tiendas se situó en 1,32 euros, según el informe Índice de Precios de Origen y Destino (IPOD) de la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG) en Canarias.

Corvo explica que Palca actúa “cuando se infringen las normas”, como ocurrió en abril, cuando se dirigió a la Consejería de Agricultura, Ganadería y Pesca del Gobierno regional para pedirle que destruyera o devolviera el cargamento que incumplía la orden ministerial. Pero en este caso se trata de una decisión de una empresa “y en eso no podemos entrar”, aunque sí reitera que la postura de esta organización agraria es contraria a la importación de papas en cualquier época del año.

Cosecha de media estación

Cosecha de media estaciónLa cosecha de la papa de media estación comienza entre enero y febrero y su recogida se inicia a finales de primavera. Sin embargo, es durante el verano cuando se recolecta casi todo el producto. Este periodo supone más de la mitad de la oferta total del tubérculo de las Islas, en torno a 20 millones de kilos aproximadamente.

Daniel Godoy, gerente de Agrícola Papacan SL, una de las compañías más importantes en la producción y comercialización de papas en Gran Canaria, explica que este año la cosecha de media estación en la isla redonda llegará hasta septiembre, con una estimación de su producción de 2,5 millones de kilos, “un poco más” que en 2019.

“Durante la época de verano da para abastecer al mercado local” asegura Godoy, aunque añade que debido a la pandemia generada por la COVID-19, hay “un poco menos de consumo”, sobre todo en el canal Horeca (hoteles, restaurantes y cafeterías), causado sobre todo por la escasez de turistas en las Islas.

En Tenerife, isla donde hay mayor producción de papa, la cooperativa Garañaña, cuya oferta comercializa Cadimisa Canarias SL, es una de las que maneja mayor rendimiento. Ángela Delgado, gerente de este grupo empresarial, no ha contestado las peticiones de entrevista de este periódico.

Etiquetas
Publicado el
29 de junio de 2020 - 09:36 h

Descubre nuestras apps

stats