Los afectados por el volcán proponen un nuevo Todoque ecológico y sostenible

La Plataforma de Afectados por la Erupción del Volcán Cumbre Vieja 2021 presentó su propuesta de construcción de "un nuevo Todoque".  En la imagen el arquitecto promotor, Sergio González-Jaraba.

Miguel Calero/Efe

Los Llanos de Aridane —

1

La Plataforma de Afectados por la Erupción del Volcán Cumbre Vieja 2021 presentó este viernes su propuesta de construcción de "un nuevo Todoque", un barrio de 543 viviendas que se ubicaría al sur de Las Manchas, y que sería de construcción ecológica y siguiendo parámetros de sostenibilidad.

En un espacio de 400.000 metros cuadrados, se pretende crear una nueva ciudad moderna, con dotaciones de infraestructuras y sociales suficientes para que aquellos vecinos de Todoque que perdieron sus viviendas por las coladas del volcán aún activo, puedan iniciar allí su nueva vida.

El portavoz vecinal, Juan González Morin, reconoció en el acto de presentación de la propuesta, en el Museo Arqueológico Benahorita en Los Llanos de Aridane, que son plenamente conscientes de que no van a recuperar lo perdido.

Pero demandó a las instituciones públicas que se trabaje de forma efectiva y rápida en la construcción de un desarrollo de convivencia similar al que tenían, agilizando sobre todo los trámites burocráticos necesarios antes de que la erupción finalice.

El proyecto para hacer realidad el nuevo barrio que se denominaría Cumbre Nueva, está ideado por un equipo multidisciplinar formado por profesionales del ámbito privado con amplia experiencia como arquitectos, ingenieros, constructores y fabricantes de materiales de construcción.

Al frente de este equipo se encuentra el arquitecto Sergio González-Jaraba, quien explicó que la propuesta se vertebra en dos ejes fundamentales, el de crear infraestructuras y el recuperar el ámbito social que tenía el desaparecido barrio de Todoque.

El trabajo presentado a los vecinos desarrolla una primera fase que comprende una parcela de más de 400.000 metros cuadrados, donde se recoge un esquema de ciudad abierta con viviendas unifamiliares en parcelas de 250 y 500 metros cuadrados, ya sean aisladas, adosadas o en hilera, sumando un total de 543 viviendas, además de un colegio, zona comercial, equipamiento deportivo, centro de salud y una plaza con una iglesia.

Sergio González-Jaraba explicó que la conectividad viaria se podría llevar a cabo abriendo una carretera desde La Laguna, pasando por el este de la montaña de Todoque, y que atravesaría la parte baja del barrio de Las Manchas hasta la zona de El Charcón, lugar donde se pretende llevar a cabo la urbanización.

El nuevo barrio Cumbre Nueva que proyecta esta plataforma de afectados por el volcán, uno de los cuatro colectivos organizados hasta ahora como damnificados por la erupción en La Palma, estaría ubicado en los terrenos que nunca se llegaron a urbanizar para el proyecto turístico del Aridane Golf, en la zona de Tamanca, más al sur de las nuevas coladas pero también en zona de riesgo volcánico.

El arquitecto Sergio González-Jaraba reconoció la necesidad de la modificación de la normativa de ordenación territorial para poder llevar a cabo este proyecto, y recurrió al argumento de "recuperar lo que la Naturaleza nos ha quitado", en respuesta a la cuestión de desclasificar de una zona protegida por la Ley.

El proyecto Aridane Golf no se ejecutó debido a los recursos judiciales interpuestos por los colectivos ecologistas, ya que ese suelo está ligado en parte a la normativa ambiental del Espacio Protegido del Tamanca, dentro de la Red Canaria de Espacios Naturales Protegidos (ENP), Red Natura 2000, Zona de Especial Conservación (ZEC).

"Estamos seguros de que este proyecto se adapta en la mayor parte de lo posible, a las necesidades y calidad de vida que tenían la mayoría de los afectados antes de la erupción, ya que no hemos dejado atrás el sustento económico", expuso el propulsor del proyecto.

El arquitecto Sergio González-Jaraba explicó también que la construcción de este nuevo barrio, generaría empleo y se pretende realizar siguiendo novedosos sistemas de edificación teniendo como referencia la sostenibilidad.

"Utilizaremos la ceniza del volcán para crear estructuras modulares que harán posible levantar en muy poco tiempo las nuevas viviendas", indicando además que ya cuentan con naves industriales en las que se ubicarían las máquinas capaces de crear esos módulos, lo que denominó una construcción de "kilómetro cero".

"La propuesta es hacer la nueva ciudad con edificaciones y viviendas prefabricadas, pero no las típicas de madera, que también son necesarias aunque sea de forma temporal, sino una tipología de calidad, de diseño, configurando una ciudad ecológica, sostenible y accesible", indicó González-Jaraba.

"Con nuestra propuesta se reducen los costes y plazos de construcción, pudiendo estar montada la urbanización en tiempo récord".

"Hay muchas ventajas en el diseño de esta urbanización y en la tipología de la edificación, siendo un todo ecológico, sostenible y bioclimático; es por tanto una alternativa y una oportunidad más para el pueblo palmero", según el arquitecto.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats