La portada de mañana
Acceder
Las dos facciones de la extrema derecha compiten por la hegemonía en Europa
ESPECIAL | Veneno en el grifo: ruta por la España sin derecho al agua potable
OPINIÓN | Hay un límite (por el momento), por Enric González

Las certificaciones 'Starlight' llevan el nombre de La Palma a más de 20 países

Panorámica del cielo nocturno de La Palma. Foto: VanMarty / Consejería de Turismo del Cabildo de La Palma.

EFe

0

La Fundación Starlight y el Cabildo de La Palma han conmemorado el 17º aniversario de la Declaración de La Palma en defensa del cielo nocturno, que fue promulgada durante la primera Conferencia Internacional Starlight entre el 19 y el 20 de abril de 2007 en la Isla.

La Declaración de La Palma establece el derecho humano fundamental a observar el cielo nocturno libre de contaminación lumínica, reconociendo el valor cultural, científico y paisajístico de los cielos estrellados.

Este documento fue el resultado de la colaboración directa e indirecta de más de 109 instituciones, con el Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC) y las autoridades locales de La Palma desempeñando importantes labores en su coordinación.

La presidenta de la Fundación Starlight, Antonia Varela, ha destacado el aumento de la conciencia sobre la importancia de proteger el cielo nocturno, aunque ha señalado que “aún queda mucho por hacer, especialmente considerando que el 83% de la población mundial vive bajo cielos afectados por la contaminación lumínica”.

Sin embargo, en estos 17 años desde la Declaración de La Palma se han creado 19 reservas Starlight en todo el mundo, abarcando más de 140.000 kilómetros cuadrados de cielo nocturno libre de contaminación lumínica, además, de 65 destinos turísticos Starlight, 84 alojamientos hoteleros certificados, y 12 “parques estelares”.

“Estas certificaciones han llevado el nombre de La Palma a más de 20 países, promoviendo el turismo sostenible basado en el conocimiento y la cultura científica”, ha apuntado Varela.

La presidenta de la Fundación Starlight ha recordado que “es fundamental preservar nuestros cielos oscuros para no perder este legado que ha servido como calendario y brújula, así como la base de la ciencia en muchas culturas”.

Además, Varela considera que “en un momento de crisis energética global como el que vivimos, la sobre-iluminación de nuestras ciudades se vuelve aún más insostenible”, lo que subraya la importancia “de proteger nuestros cielos nocturnos para las generaciones futuras”.

Etiquetas
stats