Software canario para mejorar la Sanidad en Camerún

Profesionales sanitarios de uno de los centros de Camerún donde se ha instalado el software libre de GNU Health.

El sur de Camerún ha apostado por la medicina social para combatir las enfermedades. Cuatro centros sanitarios de las ciudades de Yaundé, Kribi, Bikop y Obout, dirigidos en su mayoría por mujeres, han informatizado sus sistemas empleando un software sanitario libre a través de la ONG GNU Health, fundada por el médico e ingeniero informático canario Luis Falcón. El propósito: hacer más accesibles los historiales clínicos de los pacientes y comprender su contexto social, educativo y económico para elaborar diagnósticos precisos y buscar soluciones efectivas.

Del software libre a la medicina social: la propuesta de un doctor canario para humanizar la sanidad

Del software libre a la medicina social: la propuesta de un doctor canario para humanizar la sanidad

Profesionales de la salud camerunesa han recibido formación durante dos años para manejar estas herramientas libres que les permiten independizarse de las multinacionales que gestionan los sistemas informáticos sanitarios. Una tarea aún pendiente en España y en el resto Europa. “No se entiende que en un sistema de sanidad pública, nuestros historiales estén en manos de entidades privadas y la propia ciudadanía no tenga acceso a ellos”, defiende Falcón. 

El siguiente paso a dar en Camerún es la creación de una red nacional entre todos los centros sanitarios. Esta interconexión abre la posibilidad de que las instituciones responsables de la salud pública obtengan datos globales sobre los índices de bienestar social de la población. Por otra parte, permite identificar en distintos puntos del Estado casos de sida, tuberculosis y malaria, las principales enfermedades que azotan al país del Golfo de Guinea. De esta forma, se podrán activar protocolos de prevención inmediatos en los núcleos próximos a la persona afectada, con el fin de evitar el contagio. “Nuestra medicina siempre ha sido reactiva, pero la clave está en la prevención y en perseguir un estado de salud y no de enfermedad”, apunta el doctor canario.  

La educación ocupa un papel protagonista en este protocolo. Falcón explica que quienes padecen estas patologías también son objeto de grandes estigmas: “Los niños huérfanos cuyos padres han muerto de sida a veces son aislados. En este caso, se debe hacer entender que por jugar o tocar no se pega el VIH”. La educación sexual es otro de los pilares de la salud. “Cuando desconoces algo, te conviertes en víctima de esta ignorancia. Es anacrónico que en España la derecha intente poner en cuestión la necesidad de formar a los menores en estas áreas”, señala. 

Conocer a los pacientes para entender su salud 

El contexto socioeconómico es “igual o más importante que el biológico” para la salud de las personas. El sistema informático que promueve GNU Health cuenta con una serie de indicadores que permiten identificar si el paciente pertenece a un núcleo familiar funcional o disfuncional. Para ello, se tienen en cuenta cuestiones como el nivel afectivo, la fragilidad de la familia, el nivel académico o el tiempo que emplean las personas en dialogar con su círculo más cercano. “Si no puedes comer, no tienes formación sobre cómo prevenir enfermedades y tus relaciones familiares son nulas, eres más vulnerable ante la enfermedad”, apunta Falcón. Por tanto, la raíz de las patologías, en gran parte de los casos, son más profundas. “Medicar es solo un paliativo si no se atienden las causas reales”, señala. 

El médico canario encuentra en este aspecto un paralelismo con la atención de los problemas de salud mental en Europa. “Estamos inmersos en una epidemia de ansiolíticos que solo genera un desbalance químico en el cerebro”, considera. Asimismo, el profesional lamenta que el papel del psicólogo se haya silenciado durante muchos años en favor de la industria farmacéutica. “El acompañamiento psicológico es fundamental, si no, no estamos atajando los motivos que producen un trastorno mental”, insiste. 

Al otro lado del continente africano, en Tanzania, y también en Angola, GNU Health ha contactado  con algunos centros sanitarios para implantar este sistema de software libre. Para su expansión por el Planeta, la organización ha contado con la ayuda de distintos centros académicos como la Universidad Nacional de Entre Ríos (UNER) de Argentina. “Esperamos que la filosofía de la medicina social logre filtrarse a Europa desde el sur”, subraya Falcón. 

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats