Un decreto-ley agilizará la recalificación de suelo para los afectados por el volcán de La Palma

Casa engullida por la lava en La Palma

El concejal de Urbanismo del Ayuntamiento de Los Llanos de Aridane, Manuel Perera, defendía que el suelo que mostraba al presidente del Gobierno de Canarias, Ángel Víctor Torres, o al consejero de Vivienda, Sebastián Franquis, reunía las condiciones adecuadas para instalar casas prefabricadas, destinadas a las personas que han perdido sus viviendas por el volcán. Sin embargo, Maribel Santana, directora del Instituto Canario de Vivienda (ICAVI), mostraba sus reticencias: “Para empezar a trabajar necesitamos los papeles”, replicaba. El suelo, de una extensión de más de 12.000 metros cuadrados y con capacidad de albergar hasta 60 casas, es urbano dotacional, es decir, para usos y servicios como plazas o jardines, pero, según Perera, “compatible con uso residencial”.

La especulación inmobiliaria entorpece el realojo de los palmeros que han perdido su única casa

La especulación inmobiliaria entorpece el realojo de los palmeros que han perdido su única casa

El concejal remarcó que “cumple todas las condiciones” porque, además, en la zona hay red de saneamiento, alumbrado, electricidad o aceras. Además, colinda con la Escuela Infantil Municipal Nina Lola Albelo. “Desde que podamos, acondicionaríamos el terreno; si puede ser mañana, mejor que pasado”, añade. Se trata de uno de los pocos espacios que el Consistorio ha localizado para implantar viviendas temporales de cara a cubrir la emergencia de las personas afectadas. También ha informado de otro terreno ubicado en la parte alta de la montaña de Tenisca con 3.000 metros cuadrados de superficie “que reúne las condiciones dentro de las circunstancias” y “el acondicionamiento sería relativamente rápido”, dice Perera.

Este suelo ha sido localizado con grandes dificultades, ya que en el municipio, según Perera, el 86% de la superficie está catalogada como suelo rústico y no se permite la edificación residencial. “De ahí la necesidad de que el Gobierno de Canarias apruebe el decreto que convalide que en terreno rústico o de titularidad municipal se pueda implantar vivienda temporal. Eso va a ser clave”, añade Noelia García, alcaldesa de Los Llanos de Aridane. Torres ha anunciado este martes que en el Consejo de Gobierno del próximo jueves “es muy posible” que se apruebe el decreto-ley que permita “recalificar suelo” y Franquis ha detallado que esto “facilitará usar suelo que no sea urbano para instalar viviendas provisionales y que nos permita un margen mucho mayor al que tenemos en este momento”.

El problema en Los Llanos de Aridane, municipio más afectado por la erupción del volcán, es que su plan de ordenamiento es de 1987, ya que el nuevo, aprobado en 2010, fue tumbado por la justicia en 2016. Y el documento vigente “no contempla la ordenación de suelo”, señala Perera. “Estamos muy limitados. Esperamos que con un decreto se pueda dar licencia para construcción de vivienda; si se habilita el suelo residencial en el suelo rústico, abriríamos una amplia zona de suelo en todo el municipio que facilitaría a las personas poder reconstruir su vivienda”, asegura el concejal de Urbanismo.

Hasta la fecha, el Ejecutivo regional ha anunciado un total de 123 viviendas sociales o casas prefabricadas. Durante la visita de la ministra de Transportes, Movilidad Urbana y Agenda Urbana, Raquel Sanchez, se ha hecho pública la entrega de cinco viviendas en Fuencaliente y de otras 13 en Tazacorte, municipio en el que se espera habilitar otros 46 pisos. En el último mes del año, se prevén otras 29 en Los Llanos de Aridane. Y en El Paso, ya se trabaja en el suelo cedido para instalar 30 casas prefabricadas cuando “la parcela reúna las condiciones tras allanar el terreno”, explicó Franquis. 

En El Paso, el terreno elegido para las casas prefabricadas está catalogado como urbano consolidado y se ubica al lado de la Escuela de Educación Infantil Doña Carmela y de unas plantaciones de viñedos. Mientras las excavadoras realizaban el trabajo para allanar el terreno, alcalde del municipio, Sergio Rodríguez, ha explicado que “será muy fácil acometer la obra” y ha anunciado que el Consistorio intenta “comprar suelo privado anexo” para disponer de 3.000 metros cuadrados donde se erigirán 30 viviendas prefabricadas que, según Franquis, ya se encuentran en un almacén en La Palma. El Gobierno de Canarias ha invertido 1,7 millones de euros para comprar estas casas que serán unifamiliares, con parcela y hasta de 70 metros cuadrados.

Una vez que esté el terreno acondicionado, con las correspondientes canalizaciones de agua, el consejero de Vivienda estima que se “tardaran en torno a 15 y 18 días” en instalar las casas prefabricadas. El objetivo del Gobierno canario es implantar hasta 200 viviendas de este tipo destinadas, en primer orden, a “las familias que han perdido su única vivienda”, siempre y cuando estén de acuerdo.

Torres recordó que cuando “un ciudadano pide una vivienda social en Canarias, desde que presenta los papeles hasta que la obtiene, pueden pasan hasta 31 años de espera” y con la erupción del volcán en La Palma, se ha conseguido entregar las primeras casas en “unas siete semanas” desde el comienzo de la erupción.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats