eldiario.es

9
Menú

Arucas rinde homenaje a los desaparecidos durante el franquismo

Pino Sosa fue la protagonista de este acto por la alegría de haber recuperado los restos mortales de su padre más de 80 años después en el pozo de Tenoya

El alcalde del municipio resaltó la importancia de "recomponer la historia" por una cuestión de dignidad

Al homenaje también acudió la presidenta de la Asociación de la Memoria Histórica de La Palma, Aralda Rodríguez

- PUBLICIDAD -

Arucas ha rendido este sábado homenaje a los represaliados del franquismo. Un acto emotivo que se ha celebrado junto al pozo del Puente. Pino Sosa, fundadora de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica de este municipio, ha sido la gran protagonista del acto ya que más de 80 años después ha recuperado los restos mortales de su padre, desparecido cuando ella apenas tenía 40 días de vida y que ha sido localizado junto a los restos óseos de otros 14 represaliados en el pozo de Tenoya.

Los restos mortales de José Sosa, el latonero, aún se encuentran en el Instituto de Medica Forense donde se sigue estudiando y cotejando las puebas de ADN para identificarlos a todos. Su hija ha confiado este sábado en que en mayo pueda celebrar el entierro que se merece y ha invitado a esta ceremonia a todos los presentes. Así mismo, ha insistido en que el lugar donde deben estar "estos demócratas no es en los pozos, ni en la Sima de Jinámar..." sino en los cementerios.

El alcalde de Arucas, Juan Jesús Facundo (PSOE), ha recordado que su partido lleva años trabajando junto a Pino Sosa y la asociación por recuperar la memoria de las personas que fueron represaliadas. "Es una cuestión de dignidad", insistió.

"El Ayuntamiento, aunque ha tenido sus vaivenes ha mantenido su compromiso estos años", subrayó Facundo, quien ha reconocido el trabajo que ha venido desarrollando tanto Pino Sosa como su prima Balbina.

El alcalde celebró que se hayan identificado además de al padre de Pino Sosa a otra persona desaparecida en Arucas tras la Guerra Civil, lo que se suma a las 24 que fueron identificadas en 2009 en el Llano de Las Brujas. En este se localizaron 24 cadáveres de personas que desaparecieron en el norte de la Isla tras el golpe de estado de 1936. Los tiros de bala en el cráneo, los testimonios orales y las pruebas de ADN permitieron demostrar que se trataba de víctimas de la represión.

Así mismo, ha animado a todas las personas que sepan que un familiar suyo fue víctima del franquismo a que se haga las pruebas de ADN, que dejen el miedo atrás ya que "hay mucha historia que recomponer".

Al acto emotivo también ha acudido la presidenta de la Asociación de la Memoria Histórica de La Palma, Aralda Rodríguez, quien ha felicitado a Pino Sosa por sus años de lucha y ha recordado que su deseo también es poder enterrar a su padre.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha