Los hospitales canarios se vacían de mayores de 80 ingresados por COVID

Médicos de la Unidad de Vigilancia Intensiva (UVI) del Hospital Universitario de Canarias (HUC) atienden a un paciente con Covid-19.

Los efectos de la vacunación contra el coronavirus primero se hicieron notar en las residencias de mayores. Mientras el ritmo de la campaña de pinchazos avanzaba, las muertes a causa del virus en los geriátricos descendían drásticamente. Se podía ver una perfecta relación de causa-consecuencia y de cómo las vacunas habían salvado los espacios donde más daño ha hecho la COVID en España. Ahora que son los mayores de 80 quienes ya cuentan al menos con una dosis, se aprecia la misma imagen.

Los decesos notificados por la enfermedad en Canarias siempre han estado por debajo de la media española. En el Archipiélago han muerto 769 personas por COVID, una ratio de 34 por cada 100.000 habitantes, la cifra más baja de todo el Estado. Aunque los números han sido inferiores, el patrón sí ha sido el mismo que el del resto del país: casi el 90% de los fallecidos desde marzo de 2020 tenía más de 70 años. Cifra arriba cifra abajo, esto se ha repetido en todo el territorio español.

Si nos vamos a los datos que aporta el Instituto de Salud Carlos III, vemos que, en las Islas, en el mes de enero 2021, las muertes de los mayores de 80 representaban en torno al 55% del total. Un valor muy alto, más de la mitad. Durante la semana del 17 al 23 de enero, por ejemplo, se contabilizaron 34 defunciones por el virus; 17 fueron entre mayores de 80 (50%). Esa tónica se mantuvo en febrero y empezó a decaer, poco a poco, en marzo. Pero ha sido llegar mayo y la curva ha caído en picado.

En todo el mes solo se han reportado tres muertes por coronavirus entre este grupo de edad, un 9% del total (33). En la semana que va del 16 al 22 de mayo, de hecho, no hubo ninguna. Las buenas noticias coinciden con las cifras de la campaña de inmunización. En Canarias todos los mayores de 80 han recibido al menos una dosis de la vacuna, y el 96,1% ya tiene la pauta completa (dos dosis).

Otro indicador donde podemos apreciar el descenso de la incidencia entre los mayores de 80 es el número de hospitalizaciones semanales. En la última semana de enero, la que va del 24 al 30, ingresaron 40 pacientes; en la última de mayo con datos consolidados, solo cinco; un descenso del 87,5%. Según los datos de cvcanarias, en las Islas solo hay un caso mayor de 80 en la UCI por COVID (2,44% del total) y 27 en planta (13,11%).

Esto no quiere decir que la transmisión del virus se esté cebando ahora con los más jóvenes. La incidencia está cayendo en todas las franjas de edad y es muy probable que España esté enfilando (con cautela) el final de la epidemia. Y uno de los motivos para ser más optimistas es analizar cómo un grupo de edad que había sido tan golpeado por el virus ahora está protegido por las vacunas.

“Para mí, la baja incidencia en personas mayores es el indicador más optimista”, explica Pedro Gullón, miembro de la Sociedad Española de Epidemiología (SEE), a elDiario.es. “Lo que cada vez está más claro es que, si bien la vacuna no libra a todo el mundo de poderse infectar, sí que protege de enfermar gravemente y de necesitar una hospitalización, añade José Antonio Forcada, secretario general de la Asociación Española de Enfermería y Vacunas (AEV).

La incidencia acumulada en los últimos 14 días en Canarias está en 73,16 casos por 100.000 habitantes en los últimos 14 días. Es el valor más bajo desde diciembre. Pero no hay que bajar la guardia, sobre todo porque ahora este indicador debe ajustarse a la población no vacunada, donde sí es algo más alto. “No podemos relajarnos de más porque, hasta que la tasa de incidencia no baje de 25 casos, no tendremos una convivencia tranquila este verano y seguiremos registrando muertes, hospitalizaciones e ingresos en UCI”, advierte Forcada.

Para ello las vacunas son el elemento diferenciador. Seguir con la campaña de inmunización aunque llegue el verano. En el Archipiélago ya hay menores de 30 con cita en julio para ser vacunados. Hace unos días se batió el récord diario de inyecciones al administrar más de 40.000 en 24 horas. En principio, parece plausible alcanzar la inmunidad de grupo en agosto. Según los últimos datos de Sanidad, el 93,9% de los que tienen entre 70-79 ya han recibido una dosis, seguido del 84,4% para el grupo de 60-69, 50-59 (55,3%), 25-49 (13,6%), 18-24 (4,9%), 16-17 (0,2%).

Etiquetas
Publicado el
31 de mayo de 2021 - 21:48 h

Descubre nuestras apps

stats