eldiario.es

Menú

Alarcó y sus desvaríos

EL LÍDER DEL PP TINERFEÑO PONE UN MAL EJEMPLO PARA DEFENDER A LUZ REVERÓN

Hay comportamientos políticos que son indefendibles y que se convierten en inmolación para quienes, tratando de defenderlos recurren a argumentos toscos o directamente falsos. Es lo que ha hecho, en su carrera hacia la emulació

- PUBLICIDAD -
Antonio Alarcó.

Antonio Alarcó.

Hay comportamientos políticos que son indefendibles y que se convierten en inmolación para quienes, tratando de defenderlos recurren a argumentos toscos o directamente falsos. Es lo que ha hecho, en su carrera hacia la emulación del líder Antonio Alarcó, megasenador por la isla de Tenerife y candidato a desbancar a Cristina Tavío en el juego de la sillita en el que ambos andan metidos en el PP insular. En un comunicado que pasará a la historia por su inoportunidad y su zafiedad, Alarcó ha defendido la actitud de Luz Reverón, flamante directora insular de Gobierno en La Gomera, de pasarse de Coalición Canaria al PP alegando que otros responsables políticos lo han hecho en sentido contrario. Y puso dos ejemplos, el primero de ellos cierto: Carlos Alonso, mano derecha de Ricardo Melchior en el Cabildo, proviene del PP y ha hecho una fulgurante carrera entre los nacionalistas. Pero donde Alarcó derrapa hasta límites indignos de quien dice velar por la buena praxis política y el juego limpio que exige a los demás permanentemente, es cuando invoca un ejemplo falso, el de Raquel Lucía Pérez, de quien dice se ha pasado del PP para "ocupar un puesto de confianza en CC". Y añade el señor Alarcó, para dar brillo y esplendor a sus dos ejemplos, que "las buenas formas y el respeto es algo que no debemos perder de vista, máxime en los tiempos que corren donde los ciudadanos esperan que trabajemos para buscar una solución y no para seguir creando problemas". Veamos quién es y quién ha sido para el PP tinerfeño Raquel Lucía Pérez.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha