eldiario.es

Menú

eldiarionorte Navarra eldiarionorte Navarra

Galve pone en manos de la Fiscalía los supuestos insultos contra él realizados por Paños (Ciudadanos)

El presidente del Tribunal Superior de Justicia de Navarra estima que este caso puede constituir un delito de injurias o calumnias.

El número dos de Ciudadanos en Pamplona, José Alberto Nava, criticó que Diego Paños le había apartado de la plancha por presiones de la Guardia Civil y de un alto magistrado.

Una grabación publicada por 'El Mundo' recoge una conversación entre Nava y Paños en las que se

- PUBLICIDAD -

Las críticas en torno al candidato de Ciudadanos en Navarra, Diego Paños, se han potenciado en las últimas jornadas. A las realizadas por el exnúmero dos de la lista del partido del Ayuntamiento de Pamplona, José Alberto Nava, tras haber sido retirado de la plancha, se suma la guerra abierta con UPyD por el pago de unos honorarios durante la etapa de Paños como abogado de la formación magenta y, ahora, la reacción del presidente del Tribunal Superior de Justicia de Navarra, Joaquín Galve.

Galve ha puesto durante esta mañana en conocimiento de la Fiscalía  una noticia publicada en El Mundo en la que, precisamente, se abordaban las diferencias entre Nava y Paños por ser eliminado de la lista y tras las que Paños habría insultado duramente a Galve. Este caso surge porque Nava, exguardia civil, denunció presiones por parte del Cuerpo y de un alto magistrado de Navarra (Galve) para ser apartado de la lista; el segundo, por su parte, defendió que únicamente había tenido conocimiento de una conducta reprochable de Nava (ser grabado en el entorno de un prostíbulo) que le hacía incompatible con la representación del partido. La conversación clave entre ambos en la que se abordaba este tema  fue grabada y de ahí la noticia aparecida en la edición digital de El Mundo, en la que además, supuestamente, Paños se refería a Galve como "un vago", "un jetas" y "un cubatero".

Ahora, Galve ha reaccionado a esta polémica, según han informado desde el TSJN, poniendo el problema en conocimiento de la Fiscalía, por si esos insultos pueden ser considerados un delito de injurias o calumnias. Galve ha lamentado, a través de un breve comunicado, "el enorme daño que las falsas imputaciones vertidas y los insultos proferidos causan a su honorabilidad y profesionalidad, así a como la independencia de la Administración de Justicia de Navarra".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha