eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Chris Norman, uno de los 'héroes' del tren Thalys, cree que los ciudadanos deben estar "dipuestos a actuar"

Covite entrega su premio a los cuatro ciudadanos que evitaron un atentado terrorista yihadista el pasado mes de agosto

- PUBLICIDAD -
Chris Norman, uno de los 'héroes' del tren Thalys, cree que los ciudadanos deben estar "dipuestos a actuar"

Chris Norman, el ciudadano británico que junto a los norteamericanos Stone Spencer, Alex Skarlatos, Anthony Sandler, evitaron un atentado terrorista el pasado mes de agosto en el tren Thalys que une Amsterdam con París, cree que, tras su experiencia, los ciudadanos "tienen que estar dispuestos a actuar" y ha subrayado la importancia de la "lucha contra la radicalización".

Norman ha realizado estas afirmaciones tras recibir en nombre de los cuatro el XIV Premio Internacional Covite, que le ha entregado la presidenta del colectivo, Consuelo Ordóñez, en un acto celebrado en el Palacio Miramar de San Sebastián en el marco de las Jornadas 'Radicalización violenta, de la lucha contra ETA a la prevención del terrorismo yihadista'.

En su intervención, el empresario británico ha manifestado sentirse "honrado" por recibir el premio de Covite y ha manifestado que intentará estar "a la altura con este papel de referente" que le han otorgado, al tiempo que ha querido honrar a las víctimas de los atentados de París del pasado día 13, ya que "tuvieron bastante menos suerte que nosotros".

En esa línea, ha afirmado que la "única razón" por la que está vivo hoy es que el terrorista al que se enfrentaron "no estaba suficientemente preparado ni esperaba resistencia" por parte de los ciudadanos. "La gente dice que fuimos valientes, pero no teníamos otra opción", ha subrayado.

Norman ha recordado que, cuando vio al terrorista avanzar tuvo que pensar cuál era su "oportunidad y esperanza de vida", y decidió "actuar". a la vez que los otros tres ciudadanos, que actuaron "como equipo".

"Lo que yo aprendí es que podemos pedir a la Policía y a las Fuerzas de Seguridad que nos protejan, pero ellos no pueden hacerlo todo", ha afirmado, al tiempo que se ha mostrado convencido de que "como ciudadanos tenemos que estar dispuestos a actuar". Además, ha resaltado la importancia de "entender por qué esas personas se convierten en terroristas" y de la lucha contra "ese proceso de radicalización".

"Tenemos que dar un paso más. Mi experiencia de primera mano con el terrorista a pocos centímetros de mí cuando le estábamos amordazando, me ha hecho preguntarme qué le hicieron para ser terrorista o qué se hizo él mismo", ha concluido.

"COMPORTAMIENTOS EJEMPLARES"

Por su parte, Consuelo Ordóñez ha resaltado que, entre otros muchos ejemplos, las víctimas de París han demostrado que "existen los seres excepcionales y los comportamientos ejemplares", y ha recordado que estas cuatro personas hoy premiadas "se enfrentaron al miedo de frente" y "vieron la única oportunidad de salvar su vida y de la del resto de viajeros no lo dudaron".

"Esconderse, ponerse de perfil es una reacción humana casi instintiva, aquí en San Sebastián, en la ciudad donde se han cometido más asesinatos terroristas. Sabemos qué significa ponerse de perfil", ha subrayado, al tiempo que ha recordado que durante años "muchos ciudadanos intentaron vivir como si el terror que asolaba las calles no fuera con ellos", en alusión a la violencia de ETA.

"Pensaban que podían vivir como si no ocurriera nada", ha asegurado, para añadir que, en esos momentos, "se estaba enterrando nuestra dignidad como sociedad y como ciudadanos".

A su juicio, el terrorismo "busca exterminar a los valientes y no se puede permitir que ello se contagie en una sociedad indigna, dominada y corrupta, porque es lo que necesita el terrorismo para triunfar".

En esa línea, ha lamentado que, en la actualidad, "las calles de esta ciudad no son el símbolo de una batalla ganada" y ha recordado que hace unos meses Covite colocó más de 70 placas en memoria de víctimas del terrorismo en los lugares donde fueron asesinados. "Me sobran dedos para contar las placas que hoy continúan", ha destacado.

Ordóñez ha afirmado que las citadas placas "las han quitado los propios vecinos, los mismos que quizá en su día miraron para otro lado, los que se escondían, los que se pusieron de perfil y los que siguen manteniendo intacto su culto al odio".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha