eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Sánchez reitera su rechazo a gran coalición y subraya que España no es Alemania

- PUBLICIDAD -
Sánchez reitera su rechazo a gran coalición y subraya que España no es Alemania

Sánchez reitera su rechazo a gran coalición y subraya que España no es Alemania

El secretario general del PSOE y candidato a la presidencia del Gobierno español, Pedro Sánchez, reiteró hoy en Berlín su rechazo a una posible gran coalición con el PP al subrayar que "España no es Alemania y Rajoy no es Merkel".

En declaraciones a medios españoles tras reunirse con el ministro alemán de Economía y líder del Partido Socialdemócrata (SPD), Sigmar Gabriel, Sánchez se mostró convencido de que la canciller, Angela Merkel, no hubiera tenido un tesorero en su partido como Luis Bárcenas y que, de haberlo tenido, habría dimitido.

"En España hay un presidente del Gobierno que en caso de haber sido presidente en Alemania habría dimitido, que después de enviar un mensaje de apoyo a su tesorero con 30 millones de euros en cuentas corrientes en Suiza, estoy convencido de que hubiera dimitido", dijo en alusiones al presidente del Ejecutivo español en funciones, Mariano Rajoy.

Según señaló, el líder socialdemócrata alemán no le preguntó en su reunión por las posibilidades de una gran coalición en España, pero sí por el imposible acuerdo con Podemos.

En opinión de Sánchez, el problema del líder de ese partido, Pablo Iglesias, nunca fue el acuerdo del PSOE con Ciudadanos ni su contenido, "que era perfectamente progresista", sino "votar a un candidato socialista a la presidencia del Gobierno".

El líder del PSOE insistió en que la alternativa al PP en España es su partido y planteó las elecciones del 26 de junio como "un plebiscito por el cambio".

"Si gana el PSOE, en un semana hay gobierno", recalcó Sánchez tras señalar que, si algo ha quedado claro tras seis meses de legislatura fallida, es que el partido "ha trabajado porque se hiciera posible ese cambio es el PSOE".

Ni Europa ni España, añadió, pueden estar dominadas por "los extremos" y "alternativas reformistas y progresistas" como la que representa el PSOE son la solución al bloqueo político que atraviesa el país.

Sánchez prometió fortalecer el estado del bienestar, la sanidad, la educación, la atención a la dependencia y las pensiones y apostó por políticas de redistribución y en favor de la igualdad, lo que implica, por ejemplo, la subida del salario mínimo interprofesional.

Como "hijo de clase media y padre de clase media", apostó por fortalecer a la clase media trabajadora, la columna vertebral del país.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha