eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Tusk: sería un error fatal asumir que las razones del "brexit" se dan sólo en R.Unido

- PUBLICIDAD -

El presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, consideró hoy un "error fatal" asumir que las razones que llevaron a los británicos a votar por la salida de la Unión Europea (UE), como el euroescepticismo o el populismo, son situaciones propias únicamente del Reino Unido.

"Sería un error fatal asumir que el resultado negativo en el referendo del Reino Unido representa un problema específicamente británico, que el euroescepticismo británico es un síntoma de aberración política o meramente un juego cínico de populistas que explotan las frustraciones sociales", dijo Tusk en la carta de invitación a la cumbre informal de este viernes en Bratislava.

Convocada para debatir el futuro de la Unión tras el "brexit", a ella están invitados todos los líderes de los países de la UE a excepción del Reino Unido.

"Es cierto que la campaña para la salida estuvo lleva de falsos argumentos y generalizaciones inaceptables", continuó Tusk, "pero también es verdad que el voto por el 'brexit' es un intento desesperado por responder las cuestiones que millones de europeos se preguntan a diario", añadió.

Cuestiones que tienen que ver con "la seguridad ciudadana y de su territorio, la protección de sus intereses, el patrimonio cultural y el estilo de vida", cuestiones que "habríamos tenido que afrontar incluso si el Reino Unido hubiese votado quedarse".

Ante la decisión por primera vez de un país de dejar la Unión, Tusk consideró que "lo que necesitamos, más que nunca antes, es la confirmación de nuestro sentido de comunidad", que en 2017 cumplirá 60 años.

Defendió que la posición de los 27 debe "permanecer clara y sin ambigüedades" en cuando a que "no habrá negociaciones hasta que no haya una notificación" oficial por parte del Reino Unido sobre su salida (por medio de la invocación del artículo 50 del Tratado de Lisboa).

Tusk aseguró que las provisiones del Tratado ante la salida de un país "protegen los intereses de la Unión", y que el objetivo en las futuras negociaciones debe aparejar el buscar "la mejor relación posible" con el Reino Unido y "atenernos al Tratado y mantener la cabeza fría, ser consistentes y estar completamente unidos".

El político polaco consideró "crucial" el "restaurar el equilibrio entre la necesidad de libertad y seguridad", y "de apertura y protección", por lo que vio necesario un "control eficaz de nuestras fronteras exteriores en primer lugar".

Sobre la crisis migratoria, dijo que "la falta de una acción rápida y de una estrategia europea uniforme ha debilitado la confianza de los ciudadanos en sus gobiernos, ya socavada desde la crisis financiera".

Para "combatir eficazmente el terrorismo", pidió más cooperación entre los Estados miembros, que "todo el mundo sea controlado en nuestras bases de datos en las fronteras exteriores" y que en cada país "se haga más por combatir la radicalización".

Tusk también consideró que "nuestros ciudadanos esperan que la UE proteja mejor sus intereses económicos y sociales", y en ese contexto señaló que "no lograr alcanzar acuerdos comerciales, y hablamos de meses, no de años, inevitablemente creará la impresión de que el 'brexit' ha desatado el proceso de eliminarnos del juego global".

En su opinión, de la reunión de Bratislava debería salir una "hoja de ruta para otros cometidos igualmente importantes", como del desarrollo económico y social, el mercado único, la agenda digital y las inversiones, sobre las que adelantó que los líderes tomarán decisiones en sus cumbre formales de octubre y diciembre, aunque "seguiremos nuestro trabajo informal a 27 en el invierno de 2017".

Además, recordó que las relaciones con Rusia, sobre la que la UE mantiene sanciones por su papel en la crisis ucraniana, "serán revisadas durante una sesión separada" en el Consejo Europeo de octubre, y apuntó que en el de diciembre continuarán abordando cómo reforzar su cooperación práctica en defensa evitando solapamientos con la OTAN.

"Más tarde tendremos que volver a otros asuntos importantes como la Unión Bancaria y el desarrollo de la Unión Económica y Monetaria", agregó.

"Tras el 'brexit', hacer como si no pasara nada no es una opción. Podemos salir de esta crisis debilitados o en conflicto, o más fuertes y unidos", concluyó Tusk, quien rechazó el "fatalismo" sobre el futuro de la UE y pidió hablar de un "optimismo realista".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha