eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El supremo paquistaní califica de "fracaso" la labor antiterrorista del Gobierno

- PUBLICIDAD -

El Tribunal Supremo de Pakistán consideró hoy como un "fracaso monumental" la labor del Gobierno y otros organismos para combatir el terrorismo y seguir protocolos básicos, en un informe sobre el ataque, el pasado agosto, contra un hospital de la ciudad de Quetta, en el que murieron 72 personas.

"Tras examinar las respuestas de las personas, ministerios, departamentos e instituciones relevantes" se verifica "un monumental fracaso para combatir el terrorismo y realizar protocolos básicos", concluyó el juez Qazi Faez Isa en su informe, al que ha tenido acceso Efe.

La investigación, de 110 páginas y realizada en 56 días, analiza la preparación y reacción de diferentes organismos y del Gobierno tras el ataque suicida al hospital, en el que se habían congregado varios abogados tras el asesinato poco antes de un colega.

De acuerdo con el juez, el Ministerio del Interior carece de liderazgo, está confundido en su rol contra el terrorismo y dispone de "poco sentido de la responsabilidad" al no aplicar políticas antiterroristas.

Además, Isa puso como ejemplo una reunión del ministro paquistaní del Interior, Nisar Ali Khan, con el líder de un grupo ilegalizado o el hecho de que organizaciones insurgentes o que apoyan a formaciones terroristas continúan ejerciendo actividades ilegales públicamente.

Tampoco se toman medidas para silenciar la propaganda extremista y se ha producido "un completo fracaso" a la hora de crear una narrativa que haga frente a los mensajes islamistas.

El juez también arremete contra los servicios de inteligencia del país, el poderoso ISI, organismo al que no es posible contactar para recopilar información o denunciar hechos ya que no dispone de web, correo electrónico o teléfonos públicos, como sí ocurre con el FBI o la CIA estadounidenses.

En el caso concreto del ataque de Quetta, el juez indicó que muchas de las cámaras de seguridad del hospital no funcionaban, los guardias no se encontraban en sus puestos y posteriormente la Policía no llevó a cabo la pericial de forma adecuada.

El propio hospital es "completamente disfuncional", presenta absentismo crónico de médicos y enfermeras, el personal sanitario mostró "un insensible desprecio" por la vida humana tras la explosión y hubo heridos que no fueron atendidos.

Los medios de comunicación tampoco salen bien parados en el informe, en el que se concluye que agencias y periódicos publicaron informaciones sin verificarlas.

Finalmente, el juez recordó que Pakistán se creó para mejorar la situación de los musulmanes en el subcontinente indio, algo que no está sucediendo en su opinión.

Los niveles de violencia han disminuido considerablemente en Pakistán desde la operación que el Ejército lanzó en las zonas tribales en junio de 2014 y que continúa en la actualidad.

A pesar de ello, continúan produciéndose grandes ataques, como la matanza de los abogados en Quetta o la muerte de 62 cadetes en una academia policial de esa misma ciudad en octubre pasado.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha