El PP se acerca a la alcaldesa de Mogán para disputarle a CC el apoyo de los grupos de derechas en Gran Canaria

Onalia Bueno, en el centro de la imagen, junto al entonces presidente de Canarias, Fernando Clavijo, el presidente de CC en el Parlamento de Canarias y la diputada nacional Ana Oramas

Adrián Suárez

Las Palmas de Gran Canaria —

1

El Partido Popular busca recuperar su protagonismo en Gran Canaria, donde encadenó cinco presidencias insulares hasta la caída de José Manuel Soria, la ruptura con José Miguel Bravo de Laguna y el triunfo de Antonio Morales (NC) en 2015. Los populares quieren poner fin a la fragmentación de la derecha, empezando por atraer a su antigua concejala convertida en independiente aliada a Coalición Canaria, la todopoderosa alcaldesa de Mogán, Onalia Bueno. 

El juzgado que investiga al ‘vicealcalde’ de Mogán  reclama los contratos con su despacho de abogados

El juzgado que investiga al ‘vicealcalde’ de Mogán reclama los contratos con su despacho de abogados

Así lo ha dejado claro el presidente del partido en la isla, Poli Suárez, en declaraciones a esta redacción. “Mi proyecto buscar sumar con personas y grupos que se han ido a otras fuerzas como Ciudadanos y otros independientes”, dijo. Suárez niega que haya habido ninguna negociación respecto a las listas de 2023 con Onalia Bueno, pero dice que su objetivo en Mogán es “suavizar las cosas” y hacer una “oposición colaborativa”. 

Suárez dice que, aunque las relaciones en Mogán “no han sido buenas”, el entendimiento con Ciuca no es nuevo. El líder popular señala como ejemplo la inclusión de Daniel Reyes, de Ciuca Telde, en cuarto lugar de las listas del PP al Cabildo. Anteriormente, el candidato a la presidencia del PP, Marco Aurelio Pérez, gobernó el municipio turístico de San Bartolomé de Tirajana como líder de Asociación de Vecinos, otro grupo independiente con peso también en Santa Lucía, un municipio del sureste grancanario con fuerte tradición nacionalista. 

El mejor entendimiento entre las dos formaciones se sellará el próximo lunes con el fichaje del portavoz del PP de Mogán, Maicol Santana Araña, como sustituto del concejal de Urbanismo, Juan Mencey Navarro, en la presidencia de la Comisión de Evaluación Ambiental Estratégica de los Planes Urbanísticos. Santana, que hasta ahora no cobraba nada como portavoz del principal partido de la oposición, consigue así la dedicación al 75% a sus labores como concejal y se asegura un sueldo de 34.000 euros anuales. 

El concejal popular se convierte de esta manera en necesario colaborador de Mencey Navarro, contra quien tomó acciones legales hace menos de un año. Santana se personó, junto a la concejala de Nueva Canarias Isabel Santiago, como acusación popular en la investigación por presunta prevaricación en los contratos de asistencia jurídica del Ayuntamiento moganero por su posible trato de favor al despacho de abogados del responsable de Urbanismo. En un comunicado del partido sobre el nuevo sueldo municipal de Santana, no se menciona el conflicto legal entre el popular y la mano derecha de Onalia Bueno a quien va a servir como suplente. El concejal se ha negado a atender las preguntas por escrito y las llamadas telefónicas de este redacción, pero sus antiguos compañeros de denuncia explican que el acuerdo contempla la retirada de la denuncia del portavoz del PP contra el primer teniente de alcalde de Ciuca. 

El acercamiento con el partido de Onalia Bueno no ha sentado bien a todos los populares de Mogán. Paco González, concejal conservador y antiguo alcalde del rico municipio turístico subraya su lealtad al partido, pero niega que haya cambiado su relación con el partido de Gobierno y la alcaldesa. “Yo, personalmente, no he hecho ningún acercamiento a Ciuca”, espetó en declaraciones a esta redacción. 

González, que tuteló a la actual alcaldesa hasta la explosión del caso Góndola a poco tiempo de las elecciones de 2007, que acabó con la expulsión de Onalia Bueno del partido y el crecimiento de Ciuca como partido independiente, dice que él no tenía conocimiento de los acuerdos con Maicol Santana y que está al margen de las decisiones del partido porque no tiene ningún cargo orgánico. 

El exalcalde niega ningún contacto con su otrora fiel aliada y ahora enemiga política declarada, Onalia Bueno: “Ellos conmigo no hablan más que en los juzgados”, dice. González hace referencia a la denuncia de Onalia Bueno contra él, su partido y Maicol Santana por supuestas ofensas a su honor por pedir explicaciones en el pleno sobre una casa de protección oficial de su propiedad. González no cree que la alcaldesa haya retirado la denuncia, en la que pide una indemnización de 45.000 euros y está ya vista para sentencia. Antes de la denuncia por lo civil, la líder de Ciuca intentó, sin éxito, ir contra su antiguo partido por la vía penal. 

Jugando a dos bandas

Pese a las intenciones de acercamiento del Partido Popular, Onalia Bueno continúa labrando su estrecha relación con la Coalición Canaria de Fernando Clavijo, que llegó a hacer campaña por Ciuca en Mogán durante su etapa de presidente autonómico. Tras su ruptura con la izquierda nacionalista grancanaria que formó el partido ahora al frente de la isla, Nueva Canarias, CC ha buscado crecer en la isla a través de alianzas con antiguos líderes del PP como Bueno o Bravo de Laguna.  

La alcaldesa de Mogán ha renovado a Jesús Romero Espeja, arquitecto y exviceconsejero de Política Territorial en el anterior Gobierno de Canarias liderado por Clavijo, como asesor en la elaboración del Plan General de Ordenación y el segundo Plan de Modernización de Playa de Mogán. 

Espeja, que está imputado en un juzgado de Arona por autorizar una ampliación ilegal de un local de ocio, figura como tercer vocal de la Comisión de Evaluación Ambiental de la que Maicol Santana será presidente suplente y representa al Ayuntamiento en la comisión homóloga a nivel autonómico. 

Tras haber asesorado a Mogán durante los tres últimos meses de 2019 por un importe de 3,750 euros, el Gobierno de Onalia Bueno le ha vuelto a contratar por todo el 2020 con el mismo fin. El contrato es de 14,999.00 euros, un euro por debajo del máximo permitido para considerarlo un contrato menor y evitar un proceso de concurrencia y el pago se divide en doce mensualidades. 

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats