Hallados siete murciélagos de Madeira, tres de ellos muertos, en una trampa de pegamento para ratones en Tenerife

Los tres ejemplares encontrados muertos en una trampa de pegamento para ratones

El Centro de Recuperación de Fauna Silvestre de La Tahonilla, que depende del área de Gestión del Medio Natural y seguridad del Cabildo de Tenerife, ha ingresado a siete murciélagos de Madeira que habían sido atrapados por una trampa de pegamento de ratones colocada en un espacio al aire libre. De los siete ejemplares, tres ingresaron ya sin vida al centro, y con los otros cuatro se está trabajando para conseguir mantenerlos con vida.

Desde el centro de La Tahonilla se envía un mensaje de concienciación a la población al señalar “la importante biodiversidad que existe en las Islas. Es por ello necesario que la población sea consciente de que en los espacios abiertos no se pueden colocar trampas de pegamento como esta, porque pueden afectar a especies en peligro o sumamente delicadas, como es el caso”, ha señalado el veterinario del centro Alejandro Suárez.

El murciélago de Madeira figura como vulnerable en la lista roja de especies amenazadas de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) y, como todas las especies de murciélagos de España, se encuentra protegida e incluida en el Listado de Especies Silvestres en Régimen de Protección Especial.

En Canarias existen siete especies de murciélagos, dos de ellas endémicas de las Islas y otra perteneciente a la Macaronesia, todas ellas insectívoras y altamente beneficiosas para el sector primario. Todas estas especies están protegidas.

En el Archipiélago se pueden observar el murciélago orejudo canario (Plecottus teneriffae), el murciélago canario de bosque (Barbastella barbastellus guanchae), el murciélago de Madeira (Pipistrellus maderiensis), murciélago rabudo (Tadarida teniotis), nóctulo pequeño (Nyctalus leisleri), el murciélago de borde claro (Pipistrellus kuhlil) y el murciélago montañero (Hyspsugo savii).

Etiquetas

Descubre nuestras apps