eldiario.es

Menú

Vacunas que no llegan a salvar vidas

1,5 millones de niños mueren cada año por enfermedades que se podrían evitar con las vacunas

La organización Médicos Sin Fronteras (MSF) lanza la campaña "Pon una vacuna" para explicar la dificultad de las campañas de vacunación en países en desarrollo

Mientras un elevado número de niños sigue muriendo por neumococo, las dos farmacéuticas que distribuyen la vacuna han ingresado ya 26.000 millones de euros por su venta

- PUBLICIDAD -
Personal médico cualificado de Médicos Sin Fronteras en una campaña de vacunación

Personal médico cualificado de Médicos Sin Fronteras en una campaña de vacunación PEDRO BALLESTEROS (MSF)

1,5 millones de niños mueren cada año por enfermedades que se podrían evitar con las vacunas. Lo que es lo mismo, 4.000 menores al día mueren por enfermedades que se pueden prevenir con una vacuna. Un ejemplo, muere un niño cada treinta cinco segundos por neumococo, una enfermedad por la que existe una vacuna que puede prevenirla.

La cobertura global de inmunización estaba al 84% en 2013, sin embargo, en algunos lugares del mundo, particularmente en los países en desarrollo, los índices de vacunación continúan estancados y dejan a miles de niños desprotegidos. Con este mensaje Médicos Sin Fronteras (MSF) lanza la campaña "Pon una vacuna" que tiene por objetivo explicar la dificultad de las campañas de vacunación en países en desarrollo. Unas dificultades que destacan por diferentes razones.

República Democrática del Congo, es un ejemplo de cómo estos retos ponen en peligro la supervivencia de los niños. Desde 2010 en este país ha habido 200.000 casos de sarampión, causando más de 4.500 muertos. En este país la organización internacional lleva a cabo una campaña de vacunación contra la enfermedad que llegará a más de 400.000 niños. Es en este terreno donde los profesionales de MSF encuentran muchas dificultades para hacer llegar estas vacunas. La elevada movilidad de la población que permite a la enfermedad su propagación fácil, la inaccesibilidad de determinadas localidades, la dificultad de la comunicación, o las complicaciones del terreno -algunos en conflicto-, son algunas de las dificultades que la organización destaca en el dossier de presentación de la campaña.

Una caja térmica para almacenar de forma segura las vacunas

Una caja térmica para almacenar de forma segura las vacunas PHIL MOORE (MSF)

Son dificultades que se repiten en muchos lugares y en muchos momentos. Candela Lannuse, referente nutricional y experta en vacunas de MSF, estuvo en Níger en 2009 en una campaña de vacunación contra la meningitis, en un momento en que la epidemia estaba en expansión. "Nos enfrentábamos a una zona rural, desértica, que no tiene carreteras, donde el exceso en el territorio era muy difícil. Teníamos que hacer llegar los vacunas y rápido, ¿cómo montábamos la estrategia? ¿cómo buscar personal? El ratio de personal sanitario es extremadamente bajo, con la consecuencia de que cuando los utilizamos para la campaña de vacunación los perdemos por la atención clásica. Teníamos que conseguir coches, y chóferes que conocieran los caminos, en una época del año donde la temperatura ascendía a 50 grados ", recuerda Lannuse.

La necesidad de conservar las vacunas en frío, entre 2 y 8 grados de temperatura constante, es una de las grandes adversidades con las que se encuentran. Esto se debe, explica el doctor Cristian Casademont, referente médico operacional de MSF, a que las vacunas han sido diseñadas para mercados de economías avanzadas y no se han tenido en cuenta las necesidades de los contextos con menos recursos. Mantener las vacunas a esta tempertatura en lugares sin electricidad y con temperaturas de 40 o 50 grados, o trasladarlas a territorios remotos supone un enorme esfuerzo. La otra adversidad, apunta Casademont, es que las vacunas son inyectables de modo que es necesario personal sanitario para dispensarlas. "En países con Níger, por ejemplo, hay un profesional sanitario por cada 10.000 personas, por lo tanto, así es muy difícil contar con los recursos humanos necesarios para mantener un buen sistema de inmunización", explica este doctor.

La edad es otro factor determinante. Muchos ministerios de salud en países en desarrollo sólo reciben vacunas para cubrir los niños hasta los 12 meses de edad y por lo tanto, los niños mayores de un año quedan excluidos de las campañas de vacunación estatales.

El precio de las vacunas, causa de desprotección

Los países en desarrollo siguen viendo cómo los niños mueren por una razón: los países no pueden pagar las campañas de vacunación. Entre 2001 y 2014, según MSF, la introducción de nuevas vacunas ha multiplicado por 68 el coste del paquete completo de vacunación. El aumento del precio se debe sobre todo a la manera en que éste se fija. Se hace a través de una negociación entre la empresa productora y distribuidora, es decir, las farmacéuticas, y el gobierno de cada país. El caso es que estas negociaciones se llevan a cabo de forma secreta y por lo tanto los países no tienen información ni del coste de producción ni de otros precios a la hora de sentarse a negociar, así las farmacéuticas acaban imponiendo sus precios. Así lo explica Casademont, que resalta que hay un problema gravísimo de acceso a las vacunas debido a la negociación del precio.

Es por ello que en algunos casos los países con economías medias terminan pagando más por una vacuna que otros países ricos. Por poner un ejemplo, Sudáfrica paga casi tres veces más que Brasil en el caso de alguna vacuna.

La vacuna del neumococo, imposibles de asumir

Cada treinta cinco segundos muere un niño por culpa del neumococo. La principal razón de que no estén vacunados es el elevado precio que tiene su vacuna. Es por eso que como explica Casademont, el 75% de los niños en el mundo no están vacunados contra esta enfermedad.

La Alianza Global para la Vacunación (GAVI) consiguió, negociando con las dos farmacéuticas que comercializan la vacuna, Pfizer y GlaxoSmithKline, rebajar el precio a 9€ para las tres dosis -las que son necesarias para inmunizar a una persona de la enfermedad- para aquellos países más pobres. Con este precio GAVI consiguió pagar campañas de vacunación contra esta enfermedad en algunos de los países más pobres.

Los niños reciben una especie de cartilla que permite llevar un mejor control

Los niños reciben una especie de cartilla que permite llevar un mejor control PEDRO BALLESTEROS (MSF)

Ahora bien, la vacuna del neumococo ha quedado excluida del calendario de vacunación de muchos países con economías medias, por una sola razón: el precio. Un precio que puede rondar desde los 20 euros a los 150 por tratamiento, dependiendo de las negociaciones que tienen las farmacéuticas con cada gobierno.

Así, mientras un elevado número de niños sigue muriendo debido a esta enfermedad, estas dos farmacéuticas han ingresado ya 26.000 millones de euros por la venta de estas vacunas. "La vacuna contra la neumonía es la más vendida en el mundo. Sólo el año pasado Pfizer obtuvo más de 4.000 millones en ventas por estos productos", denuncia la organización internacional. Por ello, MSF ha lanzado una campaña de recogida de firmas para que las empresas productoras reduzcan el precio de la vacuna del neumococo a 4,5 euros por las tres dosis para los países en desarrollo y las organizaciones humanitarias. "No queremos una donación, queremos que se negocio en términos de igualdad, obtener la vacuna a un precio razonable ", reivindica Casademont, que aseguró que el precio de producción, a pesar de que se mantiene en secreto, es mucho más bajo que el precio de venta.

Pensadas sólo para el primer mundo

Además del precio MSF se queja de que las vacunas se diseñen en base a mercados de economías avanzadas y que por tanto buscan combatir sólo las enfermedades que se dan en estos países. Reivindican que se haga más investigación epidemiológica sobre enfermedades propias de los países en desarrollo y que se produzcan vacunas que sirvan para combatir las enfermedades en estos países. Con esta idea el doctor Casademont ha recordado que "la vacunación es la estrategia más eficiente para reducir la mortalidad infantil".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha