eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Argentina prepara una conferencia de la OMC con voluntad de "construir puentes"

- PUBLICIDAD -
Argentina prepara una conferencia de la OMC con voluntad de "construir puentes"

Argentina prepara una conferencia de la OMC con voluntad de "construir puentes"

Buenos Aires prepara la XI conferencia ministerial de la Organización Mundial del Comercio (OMC), que tendrá lugar el próximo mes, con la voluntad del Gobierno argentino de "construir puentes" en un momento de "encrucijada" internacional por las diferencias entre las grandes potencias.

Tras la clausura de un seminario para periodistas, la excanciller argentina Susana Malcorra, que presidirá el evento de la OMC, declaró a Efe que el país austral "va a tratar de construir puentes, como ha hecho históricamente" en un tiempo en el que es "fundamental pensar que las discusiones no pueden ser de suma cero, sino de ganancias para todos".

Entrevistado por Efe, el ministro de Relaciones Exteriores, Jorge Faurie, añadió que en el evento, que se celebrará del 10 al 13 de diciembre, va a permitir a Argentina "presentar al mundo todo lo que ha cambiado, todo lo que está haciendo con sus reformas estructurales" desde que el presidente Mauricio Macri llegó al poder a finales de 2015.

Acerca del contenido que tendrá el encuentro, Malcorra admitió que "parte de las tensiones que se dan en esta encrucijada en la que se encuentra el comercio mundial" están vinculadas, por un lado, a la "visión de EE.UU.", y por otro al "rol cada vez mas preponderante" de China.

La presidenta de la reunión, que movilizará a más de 6.000 personas entre delegaciones y prensa, se refirió a las "posiciones muy firmes" que tiene la nueva administración estadounidense de Donald Trump, aunque evitó comentarlas porque "son públicas".

No obstante, valoró como "sumamente positivo" que EE.UU. quiera negociar acerca de los intercambios internacionales, porque ello significa que "se ve dentro del sistema discutiendo estas cosas, y no fuera del sistema".

En la actualidad "hay cuestionamientos al sistema y a la visión de integración", según Malcorra, que por este motivo cree "muy importante" que se reafirme en la conferencia ministerial "la convicción de que el sistema es necesario".

Preguntada por China, la excanciller dijo que aprecia en el país "una dinámica y una energía muy positivas" y "un interés muy alto de integración en los sistemas multilaterales", tras lo cual apostilló que tiene unas "enormes contradicciones".

"Representa por un lado lo más brillante y lo más avanzado, pero al mismo tiempo tiene un porcentaje de su población muy grande que está todavía bajo la línea de pobreza", señaló sobre el gigante asiático, que "a pesar del tamaño de su economía que ha alcanzado está lejos de ser considerado y de considerarse a sí mismo como un país desarrollado".

Las "tensiones", aseguró Malcorra, residen en "la visión que tienen otros países, entre ellos EE.UU.", de que "habiendo alcanzado esta masa crítica ya es momento para que algunas situaciones de excepcionalidad no se den".

Pese a todo, mostró una esperanza "muy grande" ante la visita de la próxima semana de Trump a Pekín, y en que las dos potencias puedan encontrar mecanismos de resolución a sus diferencias.

Acerca del acuerdo que negocian la Unión Europea (UE) y Mercosur, otro de los "grandes temas de tensión" para Malcorra, Faurie declaró que "dos regiones discuten con la idea de que en la suma total tenemos un beneficio ambas partes", por lo que la UE debería ceder en el tema de los subsidios agrícolas, uno de los obstáculos actuales, porque en otros campos es la UE quien tiene "ventajas".

Aunque Malcorra reconoció el momento "complejo" para alcanzar consensos, espera que del encuentro de la OMC salga una combinación de decisiones concretas y de "inicios de procesos, hojas de ruta", que "permitan avanzar con la noción de que hay vida después de Buenos Aires, lo que significa que el sistema está vivo y tiene trabajo por delante".

En la misma línea, el canciller Faurie dijo que la conferencia, que por primera vez se lleva a cabo en un país suramericano, es un "gran desafío" porque "hay muchas incertidumbres", pero depositó su confianza en lograr "algunos pasos positivos".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha