eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Bretón no ha tomado alimentos a la hora de comer ni ha comunicado a la cárcel que haya abandonado su huelga de hambre

El padre de los niños desaparecidos de Córdoba, José Bretón, ha rechazado ingerir alimentos en la cárcel a la hora de la comida tras reunirse con su abogado y, al menos a las 18.30 horas de este martes, aún no había comunicado a la prisión que haya puesto fin a su huelga de hambre de alimentos sólidos iniciada ayer, según han informado a Europa Press fuentes penitenciarias.

- PUBLICIDAD -
Bretón no ha tomado alimentos a la hora de comer ni ha comunicado a la cárcel que haya abandonado su huelga de hambre

Protesta así contra las medidas de seguridad que le son aplicadas en la cárcel de Córdoba y que consisten en un plan de prevención contra suicidios y su aislamiento en un módulo en el que está separado de otros presos.

Su abogado, José María Sánchez Puerta, ha manifestado esta mañana a los periodistas que Bretón había dejado la huelga de hambre. Hacía este anunció tras reunirse con su cliente a las 12.30 en la prisión. El letrado ha descrito dicha protesta como "una tontería" y ha dicho que no está de acuerdo con ella. A su juicio, "lo ha hecho porque estaba muy agobiado", e "hizo la instancia y lo notificó" a la dirección del centro.

No obstante, a pesar del anuncio del abogado, minutos después Bretón volvía rechazar tomar alimentos sólidos en el comedor, según las fuentes consultadas. Asimismo, estas mismas fuentes han asegurado que las galletas y los dulces navideños que los funcionarios encontraron este lunes en su celda ya no están, si bien no pueden asegurar que se los haya comido.

Bretón rellenó este lunes el pertinente formulario informando de su decisión a la dirección de la cárcel cordobesa y por la mañana en el desayuno que dispensa el comedor tan sólo ingirió leche. También adquirió esta bebida en el economato de la prisión.

Imputado por el asesinato de sus hijos Ruth y José justificó el inicio de esta protesta en su rechazo contra el hecho de que tenga que vivir en prisión con el control constante de al menos un preso para evitar que se suicide.

PELIGRO PARA SU INTEGRIDAD FÍSICA

También pide ser trasladado a un módulo con otros presos, una situación que, según las fuentes consultadas, podría tener consecuencias negativas para su integridad física por el carácter de los delitos que se le acusa.

Instituciones Penitenciarias mantiene estas medidas de seguridad en torno a Bretón en virtud del artículo 75.2 del Reglamento Penitenciario, según el cual, "a solicitud del interno o por propia iniciativa, el Director podrá acordar mediante resolución motivada, cuando fuere preciso para salvaguardar la vida o integridad física del recluso, la adopción de medidas que impliquen limitaciones regimentales, dando cuenta al Juez de Vigilancia".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha