eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Zuma denuncia "racismo" en las multitudinarias protestas en su contra

- PUBLICIDAD -
Zuma denuncia "racismo" en las multitudinarias protestas en su contra

Zuma denuncia "racismo" en las multitudinarias protestas en su contra

El presidente de Sudáfrica, Jacob Zuma, denunció hoy el carácter "racista" de algunos mensajes expresados en las multitudinarias manifestaciones que el viernes pasado pidieron su dimisión en ciudades de todo el país.

"Las marchas de la semana pasada demostraron que el racismo es real y existe en nuestro país", declaró Zuma, cuya dimisión pidieron más de 60.000 personas en las calles, tras el cese el pasado 31 de marzo del respetado ministro sudafricano de Finanzas, Pravin Gordhan.

Según Zuma, "muchas pancartas y carteles expresaban creencias que creíamos enterradas en 1994, algunos carteles representaban a los negros como monos".

"Está claro que algunos de nuestros compatriotas blancos nos ven como seres humanos inferiores o como subhumanos", añadió.

Zuma hizo estas declaraciones en la conmemoración del asesinato hace veinticuatro años del líder antiapartheid Chris Hani, que murió tiroteado por el militante anticomunista polaco Janusz Walus.

Durante su discurso, Zuma reafirmó su apuesta por una "transformación radical" de la economía que acelere la redistribución de la riqueza en Sudáfrica, en beneficio de la población negra discriminada durante siglos de colonialismo y apartheid (segregación racial).

Miles de personas convocadas por la oposición y por la plataforma cívica Save SA salieron a la calle en ciudades de toda Sudáfrica para exigir la marcha de Zuma, al que acusan de dañar la economía con medidas como el cese de Gordhan para favorecer a empresarios con vínculos con su familia.

El Partido Comunista y el sindicato COSATU -los dos aliados históricos del gobernante Congreso Nacional Africano (CNA) que encabeza el propio Zuma- le han pedido que deje el cargo tras la destitución del ministro de Finanzas, que se había opuesto al proyecto nuclear y otros costosos planes propuestos por el presidente.

Pese a las críticas de su propio vicepresidente, Cyril Ramaphosa, y de otros pesos pesados de su partido, Zuma ha logrado por el momento mantener el apoyo del Comité Ejecutivo del CNA.

La salida del Gobierno de Gordhan, que se ha convertido en un símbolo contra la corrupción en Sudáfrica por su negativa a aprobar proyectos sospechosos de beneficiar a allegados del presidente, ha provocado que dos agencias de calificación hayan degradado la nota de Sudáfrica al nivel del bono basura.

La oposición en pleno ha convocado para el miércoles una nueva marcha contra el presidente en Pretoria y presentará el 18 de abril una moción de censura para derrocar a Zuma, a la que pide que se sumen los diputados descontentos de la mayoría absoluta oficialista.

Acusado de varios escándalos de corrupción y de beneficiar a la familia Gupta -un clan de empresarios de origen indio que tiene negocios con un hijo del presidente- con el cese de Gordhan y otras decisiones de su Gobierno, Zuma finaliza su último mandato en 2019.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha