eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Todos para una, una para todos

- PUBLICIDAD -
Todos para una, una para todos

Todos para una, una para todos

No podría encajar mejor la frase del novelista francés Alejandro Dumas en la convención nacional que estrena hoy el PP en Valladolid y en la que -como los tres mosqueteros- los populares van a unir sus voces para proclamar el "todos para una y una para todos".

Y esa una, como no podía ser de otra manera, es España, presente en cada uno de los rincones del Auditorio Miguel Delibes de Valladolid, donde se celebra esta cita que desde hoy y hasta el domingo se tiñe de azul, el color del PP y el color con el que los populares han pintado el mapa del país en uno de los vídeos que se van a exhibir en este cónclave.

Rodeados de una decena de cámaras y una nube de periodistas los tres vicesecretarios del PP -Esteban González Pons, Javier Arenas y Carlos Floriano- han recorrido a pie, cual Athos, Porthos y Aramis, los principales escenarios en los que se va a desarrollarse la convención.

Un paseíllo que ha incluido la visita a una exposición fotográfica que repasa la historia del PP, desde los primeros carteles electorales de Alianza Popular con Manuel Fraga a la cabeza hasta el último Comité del Partido y la reciente entrevista del jefe del Gobierno, Mariano Rajoy, con el presidente de EEUU, Barack Obama.

En ese repaso gráfico a la historia del partido que hoy gobierna España, que se inicia con el retrato de los padres de la Constitución, están todos, o prácticamente todos, los que han participado en la construcción de esta formación política, y con un papel destacado también el expresidente Jose María Aznar y sus victorias electorales.

Aznar, que no podrá venir a la convención por sus compromisos internacionales, estará así muy presente durante todo el fin de semana en uno de los rincones del Auditorio Miguel Delibes.

Las fotos dejan claro que los años no pasan en balde para nadie, tampoco para el PP, y puede observarse a un joven Rajoy en varios momentos claves para el partido -con Fraga, con el equipo fuerte del Gobierno de Aznar, incluidos Arenas y Rodrigo Rato, y hasta con Angela Merkel-.

No falta nadie, o casi nadie, y en la foto de familia del Congreso del PP de 2008 aparecen Rita Barberá y Francisco Camps junto a Rajoy, así como otros dirigentes del partido. Eso sí, no hay sitio allí para el hoy presidiario Luís Bárcenas, que había sido nombrado tesorero poco antes.

El tiempo ha pasado también para el PP vasco, al que vemos en las fotos de la etapa de Carlos Iturgaiz y María San Gil, que aparecen con el que fuera alcalde de Vitoria Alfonso Alonso, hoy portavoz en el Congreso.

Y sitio hay también para los que ya no están, algunos por haber sido víctimas del terrorismo, como Gregorio Ordóñez o Miguel Ángel Blanco y esas "manos blancas" levantadas en su memoria, y otros, como el propio Fraga o Loyola de Palacio, a quien el cáncer se llevó hace siete años.

La visita de Pons, Arenas y Floriano, acompañados de dirigentes regionales como el alcalde de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, y Alicia García, consejera de Turismo, ha incluido los expositores de la Fundación Humanismo y Democracia, el PPE, la asociación de familias y mujeres del rural y FAES.

La Fundación que preside Aznar sólo exhibe en su mesa dos publicaciones: sus cuadernos del mes de diciembre y un trabajo sobre América latina.

Pero, aunque Aznar si está presente en imagen, no parece ocurrir lo mismo con el último estudio de FAES sobre las pretensiones independentistas de Cataluña, tema que es evidente el PP no va a obviar en la convención.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha