eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Los grupos estudian si llaman a la "policía política" a la comisión de Fernández Díaz

- PUBLICIDAD -
Los grupos estudian si llaman a la "policía política" a la comisión de Fernández Díaz

Los grupos estudian si llaman a la "policía política" a la comisión de Fernández Díaz

La Comisión del Congreso que investiga el supuesto uso político de los medios del Ministerio del Interior en la etapa de Jorge Fernández Díaz vuelve a reunirse el martes, en una sesión en la que, previsiblemente, se debatirá si comparecen miembros de la llamada "policía política".

Impulsada por el PSOE y los nacionalistas catalanes y vascos, con el apoyo de otros grupos, la Comisión se creó a raíz de la difusión por parte del diario digital Público de las conversaciones, grabadas por no se sabe quién ni cómo, del exministro del Interior y del exjefe de la Oficina antifraude de Cataluña Daniel de Alfonso.

Unas conversaciones en las que hablaban de posibles investigaciones a dirigentes de ERC y CDC implicados en el proceso soberanista.

Ambos han sido los primeros en comparecer en la Comisión, que echó a andar a primeros de marzo y que ha prorrogado un mes su plazo inicial, de tal manera que se ha habilitado junio para poder avanzar en sus trabajos.

Durante sus comparecencias, el día 5 de este mes, tanto Fernández Díaz como De Alfonso aseguraron que las conversaciones fueron "manipuladas", grabadas ilícitamente y descontextualizadas.

El extitular de Interior fue más lejos y atribuyó la difusión a "una auténtica conspiración" para alterar la voluntad popular en las elecciones generales de junio pasado. "Lo hicieron con evidente intención de perjudicarme a mí como político y al partido (PP) al que yo representaba como cabeza de lista por Barcelona", dijo.

Fernández Díaz y De Alfonso mantuvieron dos encuentros a iniciativa del entonces director adjunto operativo (DAO) de la Policía, Eugenio Pino, según apuntó el exministro, y del inspector y en funciones de asesor de la cúpula policial José Ángel Fuentes Gago, según el exdirector de la Oficina antifraude.

Se trata de dos miembros de la que algunos sectores han denominado "policía política" y que figuran en la lista de comparecientes que podrían solicitar algunos grupos, como Podemos, que ha pedido que declaren ante los diputados Pino y el policía José Manuel Villarejo.

Podemos, según explicó su líder, Pablo Iglesias, desea retrotraerse a otras etapas y ha anunciado que pedirá que el exministro socialista del Interior Alfredo Pérez Rubalcaba acuda a someterse al interrogatorio de sus señorías.

Quiere que Rubalcaba explique a la comisión si durante su mandato se llevaron a cabo prácticas similares para "hostigar a rivales políticos", si "los micrófonos dentro del Ministerio se pusieron durante su mandato" y si conocía su existencia.

Desde el PSOE, su diputado Antonio Trevín solo ha avanzado, en declaraciones a Efe, que su grupo demandará dos tandas de comparecencias, aunque no quiere adelantar nombres pero serán personas que puedan "clarificar datos".

Trevín se ha referido a la comparecencia de Fernández Díaz, que "negó la evidencia", porque "las actuaciones poco ajustadas a la legalidad de su policía política dejaron pruebas y testigos", como mandos policiales a los que se obligó a abandonar investigaciones como la del ático del expresidente madrileño Ignacio González.

Una de las pruebas, ha añadido Trevín, es la que relató De Alfonso en la Comisión, cuando confesó que le enseñaron pantallazos con datos de cuentas del exalcalde de Barcelona Xabier Trías, pero De Alfonso se negó a iniciar actuaciones.

En suma, "testigos y pruebas que exigen pedir documentación que aún no ha llegado", ha subrayado Trevín, que lamenta que todavía no se haya enviado a los grupos un porcentaje elevado de la información solicitada.

Mientras, el diputado de Ciudadanos Miguel Gutiérrez tampoco ofrece nombres de posibles comparecientes en espera del martes, pero a su grupo no le parece importante quién propició las reuniones grabadas, porque de lo que se trata es de depurar posibles responsabilidades políticas.

Sí cree esencial saber si hubo más grabaciones en el Ministerio y clarificar el objetivo de la Comisión, que es investigar el uso de activos del Ministerio del Interior para fines que no eran "estrictamente policiales".

Entre los documentos que han llegado figura el informe policial sobre la grabación, que no determina quién y cómo se hizo, pero sí que fue desde dentro y que comenzó minutos antes de que Fernández Díaz entrara en el despacho, donde ya le esperaba De Alfonso.

"En principio, y en cuanto a los fragmentos examinados, no parece haber indicios" de que fuera manipulada, dice.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha