eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Madrid encara la nueva amenaza yihadista con emergencias rediseñadas tras 11M

- PUBLICIDAD -
Madrid encara la nueva amenaza yihadista con emergencias rediseñadas tras 11M

Madrid encara la nueva amenaza yihadista con emergencias rediseñadas tras 11M

Los atentados del 11M pusieron a prueba a los servicios de emergencia de Madrid, que superaron con nota la tragedia y que ahora encaran la nueva amenaza del terrorismo yihadista preparados para dar una respuesta lo más rápida posible y coordinada.

Pablo Enrique Rodríguez, director general de Emergencias y Protección Civil del Ayuntamiento de Madrid, es consciente de esa amenaza, de que cualquier ciudad europea puede ser objetivo de los terroristas como lo fue recientemente París, y afirma, en una entrevista con Efe, que tanto Samur como Bomberos y Policía están preparados para algo que "ojalá no ocurriera nunca".

Desde su puesto, Rodríguez asegura que los protocolos de respuesta "están perfectamente ensayados", pero aún así, tras los atentados de París se han "incentivado" las medidas de emergencia y urgencia, haciendo especial hincapié en la necesaria coordinación para que no sobre nada ni falte.

Rodríguez es el máximo responsable del Samur, un referente en la atención extrahospitalaria y un modelo "único en el mundo" reconocido internacionalmente y que sus responsables quieren seguir exportando, sobre todo a las ciudades de Iberoamérica.

Formado por unas 700 personas -90 médicos, 95 enfermeros y el resto técnicos sanitarios de "alta cualificación profesional"-, el Samur ha conseguido un tiempo de respuesta "francamente óptimo", con 7 minutos y 30 segundos de media.

Han contribuido también a hacer del Samur un referente mundial sus resultados en "resucitaciones" de paradas cardiorrespiratorias, con un porcentaje de éxito del 25 por ciento.

"Ningún servicio del mundo lo ha logrado", dice Rodríguez antes de dejar claro que "no se ha tocado techo" y que el objetivo es llegar al 50 por ciento, así como rebajar aun más el tiempo de respuesta.

El año pasado el Samur llevó a cabo unas 107.000 actuaciones, lo que supone una media de casi 300 diarias, es decir, doce cada hora, o una cada cinco minutos. Sólo un 11 por ciento resultan negativas.

Cada día salen a la calle entre 25 y 30 unidades móviles de soporte vital: una media de 15 de Soporte Vital Básico (SVB) y 10 medicalizadas, o de Soporte Vital Avanzado (SVA).

Además, el Samur es el único servicio que, en colaboración con el hospital Clínico, aplica la técnica de Oxigenación por Membrana Extracorpórea (ECMO), un método que básicamente consiste en mantener la circulación sanguínea, de un modo similar al que se hace mientras el corazón permanece fuera del cuerpo en una operación de trasplante.

La crisis económica también ha afectado a las emergencias, pero el director general insiste en que todos los gobiernos municipales han apostado por estos servicios y, de hecho, la flota de vehículos del Samur es "prácticamente nueva" y se van a destinar más partidas a la renovación.

De "buena" califica Rodríguez la comunicación entre el Samur y el Summa de la Comunidad de Madrid y no cree necesario unificar ambos servicios, sino "sumar" esfuerzos, "insertarse más" y seguir coordinándose.

Rodríguez resalta la labor de formación del Samur, que el año pasado ha "entrenado" a más de 40.000 "alertantes" para enseñarles cómo reaccionar ante una emergencia médica y, sobre todo, ante un paro cardíaco.

Lo ha hecho también con la Policía Nacional y ahora lo hará con los agentes de la Guardia Civil de la Comandancia de Madrid y de los servicios centrales.

A todos ellos también se les han repartido trípticos para que sepan cómo actuar en caso de incendios.

Se trata de preparar "al primer alertante y también al primer respondiente" para que sepa actuar y tenga claro además lo que no debe hacer.

Respecto a Protección Civil, Rodríguez explica que hay 1.700 voluntarios, la mayoría menores de 30 años y un gran número de mujeres para una ciudad "viva" en la que se realizan entre 250 y 300 actividades anuales que requieren ese servicio.

Sobre el servicio de Bomberos, el director general recuerda que la capital cuenta con unos 1.900, una cifra suficiente, y resalta la inversión que se ha realizado para la renovación de la flota, que se ha adaptado a las necesidades operativas y de prevención del riesgo.

Así, continúa Rodríguez, para 2016 se han presupuestado más de 9 millones de euros para el material técnico de un cuerpo de "alta cualificación" para el que hay mucha demanda y que cuenta con una oferta de empleo suficiente. Igualmente, en 2016 se ofertarán plazas de jefes de grupo, sargentos, suboficiales y oficiales.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha