eldiario.es

9

Jesús Cuadrado

Miembro del Partido Socialista Obrero Español, fue elegido procurador en las Cortes de Castilla y León en 1995. Dejó ese escaño en el año 2000, cuando se presentó en las listas socialistas por la provincia de Zamora como diputado al Congreso. Ha sido Portavoz de Defensa y de Agricultura del Grupo Parlamentario Socialista y ha intervenido activamente en el caso del Yak-42. Ha sido secretario general del PSOE de Zamora y es miembro del Comité Federal del PSOE. Dejó el Congreso de los Diputados en 2011 y actualmente imparte clase de Geografía e Historia en el Instituto de Educación Secundaria León Felipe de Benavente Zamora.

  • Reacciones a sus artículos en eldiario.es: 104

El PSOE necesita primarias de urgencia

Para hacer frente a esta devastadora crisis en España, una de las mayores dificultades está en la ausencia de una alternativa socialdemócrata visible para la gente. Pero para construir una alternativa política es imprescindible contar con legitimidad, como la que ejerció el presidente Roosevelt en su famoso discurso en la radio un domingo de marzo de 1933. Explicó en qué consistía la crisis bancaria que estaban padeciendo EEUU, qué iba a hacer el gobierno y qué les pedía a los ciudadanos que habían retirado en masa sus ahorros de los bancos. "Ustedes deben tener fe", les dijo, y le creyeron, y la gente hizo colas en las ventanillas de los bancos para reingresar su dinero. Franklin Delano Roosvelt salvó a su país porque se ganó la legitimidad sin la que ningún liderazgo funciona.

¿Tiene la actual dirección del PSOE el nivel de legitimidad necesario para articular la alternativa que necesita el país? No lo creo. La legitimidad es lo que permite que los ciudadanos acepten la autoridad de una organización, de un liderazgo, y es más necesaria que nunca cuando una sociedad, un país, pasa por una crisis como la que vivimos. La legitimidad no es inmutable; dependiendo de lo que se haga, se puede ganar o perder, y en poco tiempo. Habría que estar ciego para no darse cuenta de la crisis de legitimidad que sufre el PSOE con la actual dirección, y habría que ser muy irresponsable para aquietarse, cruzarse de brazos, ante la envergadura de la pérdida de confianza que le desangra. Una muestra: en la última encuesta de Metroscopia, Rubalcaba, en la oposición, bate record de desconfianza con un 92% de rechazo. Ni en el peor momento del gobierno de Zapatero, después de las medidas de mayo de 2010, se produjo tal nivel de desafección. El partido socialista no puede liderar un proyecto de cambio en estas condiciones.

Seguir leyendo »

Alfredo, ¿por qué solo hasta 2016?

Tras las elecciones gallegas y vascas se ha producido una ruidosa ofensiva para cuestionar el liderazgo de Alfredo Pérez Rubalcaba que ha llegado al extremo de reclamar la celebración de un congreso extraordinario del PSOE o una aceleración de las elecciones primarias.

APR una vez más ha sabido estar a la altura y, en una combinación de mesura y generosidad, ha respondido: "Me quedaré aquí hasta 2016". A lo que agregó: "Si alguien tiene una crítica que hacer que me la haga a la cara".

Seguir leyendo »