“Queremos orientar nuestra política a reducir el nivel de paro en el municipio”

Sergio Rodríguez en su despacho del Ayuntamiento de El Paso. Foto: CLAUDIA PAIS.

Es profesor de inglés, emprendedor y futbolista retirado pero, sobre todo, Sergio Rodríguez es “una persona de consenso”. Sin embargo, nunca pensó ni se planteó ostentar un cargo político.

-¿Cómo se ha visto en estos primeros días de mandato? ¿muchos asuntos por resolver?

-Ahora es una etapa de dificultad porque tienes que dar continuidad a todos los proyectos que vienen de la legislatura anterior, por lo que muchos de ellos solo los conoces desde el punto de vista de la oposición pero no profundamente. Lo primero que hice fue reubicar al personal porque necesitamos espacio para hacerle más cómoda la labor a las personas que tienen que trabajar diariamente aquí y también a los usuarios, y después ya, reorganizar y orientar a dónde quieres que vaya el ayuntamiento y este municipio.

-¿Quién o qué le influenció para comenzar en política?

-Mi padre. Yo esto lo vivo desde que era pequeño. Él, de hecho, pertenecía a la corporación de la segunda legislatura del ayuntamiento. Por lo tanto, las visitas a mi casa de vecinos para contarles sus problemas a mi padre hicieron que conociera este mundo desde muy joven. A mí siempre me había gustado pero no había tenido la oportunidad de desarrollarla y bueno, en estos momentos surgió la oportunidad y aquí estamos.

-Entre sus propuestas se encuentra mejorar el sector primario en el municipio, promover un suelo industrial y la creación de una zona comercial abierta. ¿Podría explicarnos cada una de ellas y por dónde quiere empezar?

-Todas ellas van vinculadas al turismo porque entiendo que el principal problema que tiene el municipio y probablemente la Isla sea el elevado nivel de paro, por lo tanto, nosotros queremos orientar nuestra política a resolver esta cuestión. Tenemos los recursos para hacerlo, es decir, estamos ubicados en el centro de la Isla y esta situación geográfica debemos aprovecharla, precisamente para desarrollar nuestro suelo industrial. Por otra parte, también contamos con un montón de suelo agrícola que en estos momentos está desaprovechado. Lo que pretendemos es buscar determinadas fórmulas como pueden ser, por ejemplo, los bancos de tierra para que las personas en situación de desempleo puedan encontrar por ahí una solución a su problema. Aunque contamos con el obstáculo del precio del agua, que a pesar de ser el municipio con más cantidad de agua propia, el coste de regadío es muy elevado, tenemos que tratar de buscar un equilibrio insular para que podamos abaratarlo y realmente sea productivo y viable. Y por último también queremos darle un vuelco a lo que es la imagen del municipio, está en desarrollo el plan de la zona comercial abierta para embellecerlo y además crear empleo, que es la orientación básica de nuestra política. Lo que pretendemos aprovechar es algo que tradicionalmente hace que destaquemos sobre el resto de municipios, que es nuestra cultura como elemento dinamizador.

-¿Cuál es su opinión acerca de la autovía que proyecta en la Isla?

-El tema de las comunicaciones en la Isla hay que resolverlo y entiendo que la gente del municipio tenga un poco de miedo a lo que pueda suponer esa obra. Tenemos la experiencia de que en otras ciudades y pueblos que han hecho construcciones parecidas no les ha afectado y yo creo que la gente que quiera venir a El Paso lo va a hacer. Esta obra lo que haría sería facilitar la comunicación de la comarca este y la comarca oeste, y por ello, creo que la autovía es buena para la Isla y también para El Paso.

-¿Qué planes tiene para las fiestas de la Bajada de la Virgen del Pino?

-Vamos a crear distintas comisiones para que la gente pueda participar y creo que esto sí que no se ha hecho otros años, crear diferentes asociaciones para que los vecinos del municipio puedan aportar su granito de arena a las fiestas, todo supervisado lógicamente desde las concejalías de Cultura y Fiestas, que este año se ha disgregado y lo llevan dos concejales diferentes.

-¿Qué sucede con el Centro Infantil Municipal y el Kiosco de la plaza Francisca de Gazmira? ¿por qué continúan cerrados?

-Con respecto al Centro Infantil, la obra está terminada, estamos esperando por un informe de la Consejería de Educación y ya hay personas interesadas, pero tenemos que sacarlo a concurso porque debe ser una empresa externa la que lo lleve. En cambio el tema del Kiosco de la plaza Francisca de Gazmira está próximo a resolverse, de hecho estamos intentando que pueda estar abierto para las fiestas. Sin lugar a dudas, en esta legislatura resolveremos estos temas seguro porque somos conscientes de que esto tenemos que sacarlo adelante.

-¿Cómo es posible que el único municipio de la Isla sin playa aún no cuente con una piscina municipal? ¿y la promesa del centro para mayores en El Paso?

-El tema de la piscina municipal y el centro para mayores son prioritarios con respecto al resto de proyectos porque influyen directamente en la población. Son demandas desde hace ya muchos años y, son proyectos grandes y ambiciosos pero yo siempre digo que aunque la economía esté mal, no significa que renuncies porque si no lo puedes hacer en una legislatura, pues lo harás en dos y sino dejarás las cosas preparadas para que el que venga después pueda finalizarlo.

Nosotros tenemos claro que hay que afrontar la obra de la piscina, somos un municipio no costero y ese tipo de servicios debemos tenerlos. Es algo irrenunciable para El Paso y la vamos a hacer pero los dineros no han sido muy abundantes hasta ahora... Tenemos que ver cómo solucionamos este tema porque el propio Ministerio de Hacienda te prohíbe contratar personal, por lo tanto estamos pendientes de ejecutar una obra necesaria para el municipio pero tendremos que sacarlo a concurso para que sea una empresa externa la que se encargue de ello. Yo soy consciente de que es absolutamente necesaria y estamos conveniando el uso de la piscina de Breña Alta ya que entiendo que es un tema de calidad de vida, y realmente lo mismo pasa con el centro para mayores.

-El Paso es uno de los municipios con más yacimientos arqueológicos de la Isla, ¿por qué el Centro de Interpretación está a la espera de su apertura?

-El Centro de Interpretación se ha quedado un poco parado precisamente por los problemas económicos. No es tanto lo que queda para terminar, por eso esperamos tenerlo cuanto antes porque estamos hablando de turismo y eso es algo a lo que no podemos renunciar. Dentro del proyecto de Zona Comercial Abierta que estamos tratando de sacar adelante hay una fase en la que está la creación de un centro turístico para que sirva un poco de punto de partida para enseñar todos los recursos culturales con los que contamos.

-¿Cómo se autodefiniría?

-Yo me definiría como una persona trabajadora, preocupada por el bienestar de sus vecinos, pero, sobre todo, como una persona de consenso. A mí me gusta hablar las cosas las veces que haga falta porque creo que si somos capaces de sentarnos alrededor de una mesa, teniendo discrepancias siempre vamos a encontrar puntos en común, y en política, en estos momentos, la voluntad de consenso es lo más importante. Por eso yo creo que en ese sentido, con todas mis deficiencias como ser humano, que tengo muchas, entiendo que eso es una virtud.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats