La Consejería de Turismo frena su polémico plan para intervenir en los charcos de marea

Chascos naturales de marea en Lanzarote.

La consejera de Turismo del Gobierno de Canarias, Yaiza Castilla, ha anunciado este miércoles en los micrófonos de Radio Club Tenerife que ha decidido poner freno al polémico proyecto para adecentar y “hacer más turísticos” hasta 117 charcos de marea del Archipiélago. “Ante la alta contestación social y ya que no es prioritario para la Consejería, lo he dejado aparcado, no tiene ficha presupuestaria y será cada Cabildo quien podrá hacer el plan que considere oportuno, como ya lo hizo en su día Coalición Canaria en Tenerife con el plan de charcos Tenerife y el mar”, explicó Castilla.

Los 117 charcos de marea que el Gobierno de Canarias planea impulsar “como recurso turístico de primer orden”

Los 117 charcos de marea que el Gobierno de Canarias planea impulsar “como recurso turístico de primer orden”

El Plan director de charcos de marea, al que ha tenido acceso este periódico, se anunció el pasado 23 de julio y provocó el rechazo de gran parte de la sociedad isleña al anunciarse como un modelo para hacer más “turísticas” las piscinas naturales. Para plasmar el descontento, y bajo la campaña Los charcos de Canarias no se tocan, ya se ha recogido más de 16.000 firmas de ciudadanos que rechazan la propuesta. Asimismo, se han sumado las voces críticas del Ayuntamiento de La Laguna y de partidos políticos como Podemos Canarias.

El documento elaborado por la empresa Jiménez y Bazán Arquitectos por encargo de la Consejería de Turismo deja claro desde el inicio que el objetivo de la iniciativa era “marcar una estrategia para concretar aquellas actuaciones que puedan consolidar e impulsar los charcos de marea de Canarias como recurso turístico de primer orden”. Sin embargo, también dicta que toda actuación que se ejecute debe potenciar y cuidar el medio natural y su biodiversidad, priorizando acciones que se mimeticen en el entorno, así como concienciar de los valores a los residentes y a los turistas.

El Plan director parte del libro Charcos de marea en Canarias. Un modelo de intervención en el litoral, del arquitecto y estudioso de esta característica de las costas volcánicas canarias, Alberto Luengo. Durante ocho años recorrió el Archipiélago para plasmar, describir y analizar 942 charcos de marea existentes en las islas. El trabajo fue editado por la Entidad Producciones MIC, contratada por 39.900 euros para este fin por la Consejería de Turismo en el marco de su proyecto Ecoáreas-Mardetodos. En la obra, también se incluye un capítulo sobre criterios de intervención en los charcos, que sirve de base al Plan director para planificar las actuaciones. “Al igual que en otros campos de la planificación urbana, como puede ser la mejora de las zonas comerciales abiertas, es fundamental que una herramienta como un plan director, pueda sintetizar la información existente y darle un enfoque estratégico”, justifica el documento.

En declaraciones a este periódico, Luengo aseveró que el Plan director “estaba un poco desenfocado y tenía excesivo nivel de intervención y, por tanto, de inversión”. En concreto, para ejecutar todas las acciones planteadas, se presupuestaron 29,4 millones de euros. “Hay que reconducir la propuesta”, añadía.

Un mes después de anunciar la iniciativa, la Consejería de Turismo mantuvo una reunión con Transición Ecológica para matizar que el documento contiene propuestas de mejora del entorno de los charcos en los que ya se ha intervenido. Y también insistió que toda acción sería consensuada con las administraciones competentes, desde ayuntamientos, la Dirección General de Costas y el Mar hasta ciudadanos o científicos.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats