eldiario.es

Menú

Mas asegura que el Govern lidera el 9-N pero deja el protagonismo a los voluntarios

El president se ha reunido con el Pacte Nacional pel Dret a Decidir donde ha afirmado su voluntad a continuar liderando el proceso participativo "asumiendo todas las consecuencias"

El Govern delegará en los voluntarios el recuento de participación y votos, tal como estaba previsto

"Todos actuaremos hasta las últimas consecuencias, pero la ejecución está en manos de los voluntarios", ha aclarado el presidente del Pacto, Joan Rigol

- PUBLICIDAD -
Comienza la reunión del Pacto por el Derecho a Decidir en el Parlament en vísperas del 9N

Comienza la reunión del Pacto por el Derecho a Decidir en el Parlament en vísperas del 9N

El Govern no soltará la batuta del 9-N pese al ofrecimiento del Gobierno central de no actuar contra el proceso participativo si es impulsado por la sociedad civil. El president Artur Mas ha garantizado a la entidades del Pacte Nacional pel Dret a Decidir que será su Ejecutivo quien estará al frente de la convocatoria de este domingo, aunque dejará el protagonismo a los voluntarios en la última parte del proceso. También el portavoz de CiU en el Parlament, Jordi Turull, ha descartado este viernes que el Ejecutivo catalán ceda el testigo a la sociedad civil "al márgen de lo que decida el Consejo de Ministros" y ha asegurado que será el Govern quien asuma "todas las responsabilidades" del 9-N.

El ministro de Justicia, Rafael Catalá, aseguró el jueves que el Gobierno central no recurriría a la justicia las actuaciones del Govern si la Generalitat dejaba el impulso de la jornada en manos de las entidades de la sociedad civil. Turull ha rechazado esa posibilidad asegurando que no van a hacerlo porque están "obedeciendo a los catalanes". Sobre las posibles consecuencias de esta actuación, el nacionalista ha sostenido que si Mas es inhabilitado por poner una urna "el problema es en qué Estado estamos".

El Pacte Nacional pel Dret a Decidir, que agrupa a diversas entidades, sindicatos y partidos, se ha reunido este viernes para encarar una posible cesión del protagonismo por parte del Govern en la final hacia el 9-N. El quinto encuentro del Pacto fue convocado para consensuar una postura común ante la supsensión cautelar del 'nou 9-N' por parte del Constitucional y después de que el Supremo no admitiera la denuncia de la Generalitat contra el Gobierno de Rajoy por el recurso presentado contra el plan B de la consulta. Sin embargo, el president se ha refirmado delante de las entidades en continuar al frente del proceso participativo apoyado por voluntarios.

El presidente del Pacto, Joan Rigol, ha asegurado a la salida de la reunión que se ha decidido continuar con el plan establecido, esto es, un liderazgo compartido por "el entramado formado por el Govern y el president, la unidad política entre los partidos y la sociedad civil". "Todos actuaremos hasta las últimas consecuencias, hasta el final, pero la ejecución está en las manos de los voluntarios", ha aclarado Rigol.

Nuevo recurso ante el Tribunal Constitucional

La Generalitat ha presentado un nuevo recurso ante el Tribunal Constitucional con el que pide que se le permita celebrar el proceso participativo, después de que el Tribunal Supremo rechazase la demanda interpuesta contra el Gobierno de Rajoy. En la demanda el Govern pedía dejar sin efecto el recurso interpuesto por el Ejecutivo español contra el 9-N ante el Constitucional, lo que suspendió el proceso participativo al ser admitido a trámite, al considerarlo una actuación "contraria a los derechos de participación y libertad de expresión de los catalanes".

El Supremo no admitió a trámite la denuncia, asegurando que se dirige contra un acto del Gobierno que no puede ser impugnado. El Govern ha decidido presentar un nuevo recurso ante el Consititucional el mismo día de la reunión del Pacte Nacional pel Dret a Decidir, y a solo dos días del proceso participativo del 9-N.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha