eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

Josep Carreras se ve en los escenarios al menos hasta 2018

- PUBLICIDAD -
Josep Carreras se ve en los escenarios al menos hasta 2018

Josep Carreras se ve en los escenarios al menos hasta 2018

El tenor español Josep Carreras, inmerso en su gira mundial de despedida, confesó hoy en Pekín que se ve subido a los escenarios al menos dos años más, hasta 2018, antes de centrarse en la lucha contra la leucemia a través de la fundación que lleva su nombre.

A pocos días de cumplir, en diciembre, los 70 años, el cantante dijo hoy adiós a los escenarios de Pekín en un concierto en el que repasó algunas de las melodías que han marcado sus cuatro décadas de carrera y en el que se atrevió, una vez más, a cantar en mandarín.

Su concierto en la capital china, que llenó el Teatro Poly, había sido promocionado como el de su despedida de los auditorios del gigante asiático, aunque Carreras anunció en declaraciones a la prensa española que volverá a cantar en el país después de Navidades, dentro de su gira "A Life in Music".

"Es muy difícil, pero mi ilusión sería volver a todos los sitios donde he tenido la posibilidad de cantar, sea en Europa, sea en Asia o en cualquier otro continente. Y espero, con toda la ilusión, que esto va a durar todavía por lo menos dos años", afirmó Carreras, poco después de terminar su concierto.

"Yo tampoco quisiera parecer un torero. Estos dos años, 2017 y 2018, serán con toda probabilidad los dos últimos de mi carrera profesional", añadió el tenor español.

Acompañado por el pianista chino Li Yundi, la soprano irlandesa Celine Byrne y el director español David Giménez, al frente de la orquesta China National Opera House, Carreras alargó su recital hasta las dos horas y cosechó intensas ovaciones tras cada vez que asomaba por el escenario.

"Era de Maggio", de Pasquale Mario Costa, "The Impossible Dream" de la ópera basada en El Quijote "Man of La Mancha", de Mitch Leigh; "T'estimo", de Edvard Grieg, y hasta el tango "Lejana tierra mía", de Carlos Gardel, fueron algunas de las piezas cantadas por el tenor español.

Los mayores aplausos, sin embargo, llegaron cuando Carreras se lanzó con el mandarín para entonar la melodía china "Un lugar muy, muy lejano".

"Confío en que no sea demasiado vergonzoso para los nativos", bromeó el cantante, quien reveló que está trabajando también su pronunciación del dialecto de Shanghái, pero que le cuesta "un poco más".

Con "Amigos para siempre" terminó un concierto con el que el gran tenor cerró el primer capítulo chino de su gira mundial de despedida, que antes de Pekín le llevó a las ciudades china de Wuhan y Shenzhen, los días 8 y 12 de noviembre, respectivamente.

Desde su debut en China en 1998, ese país ha sido un destino habitual de las giras del mítico tenor español y entre Carreras y la creciente legión de aficionados chinos a la música clásica hay un cariño mutuo.

El tenor es especialmente querido en China por su costumbre de incluir alguna pieza cantada en mandarín en los recitales que realiza, y responde a esa admiración alabando la "gran afición" a la música clásica que está emergiendo en el país.

"El público chino cada día está más enterado, con más noción y conocimientos de lo que es la música clásica occidental y cada día hay más intérpretes, se ve con los pianistas, más aficionados y están siempre los teatros y las salas de concierto llenos", explicó el tenor.

La actuación más icónica de Carreras en China sigue siendo la que protagonizó en 2001 junto a Plácido Domingo y Luciano Pavarotti en la Ciudad Prohibida de Pekín, que es también uno de los conciertos más recordados de los "Tres Tenores".

Al rememorar, hoy, ese concierto, el tenor catalán destacó que actuaciones de ese tipo consiguieron nuevos adeptos para la "causa" de la música clásica.

"Lo más positivo de nuestros conciertos con Luciano y con Plácido ha sido precisamente que conseguimos llevar este tipo de música clásica y canto clásico a un público menos familiarizado con este tipo de repertorio", señaló Carreras.

El cantante aseguró que entre las figuras de la ópera actuales hay potencial para continuar con la labor de popularización que llevaron a cabo los "Tres Tenores", pero lamentó que les falte determinación para formar un "equipo" como el que él logró con Domingo y Pavarotti.

"Seguro que los hay, pero no se trata simplemente del talento o el carisma. Se trata de tener la determinación de juntarse los tres y esto fue nuestra mayor virtud", apuntó Carreras.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha