eldiario.es

9

Diego Muro

Profesor de política comparada en el Institut Barcelona d’Estudis Internacionals (IBEI). También ha sido profesor titular en el King’s College de Londres, Max Weber Fellow en el Instituto Universitario Europeo (IUE) y Santander Fellow en el St Antony’s College de la Universidad of Oxford.

  • Reacciones a sus artículos en eldiario.es: 20

¿Qué piensan los votantes de las primarias?

Como principales protagonistas del juego democrático, los partidos políticos han sido receptores de buenas dosis de crítica, análisis y propuestas de renovación. De entre las múltiples propuestas regeneracionistas (en palabras de Ignacio Sánchez-Cuenca) cabe destacar las elecciones primarias como un método novedoso para vertebrar las aspiraciones ciudadanas. La celebración de primarias serviría un doble propósito: que los votantes escojan directamente al candidato/a de un partido a una elección pública posterior, pero también para recuperar la fe ciudadana en la democracia representativa.

¿Pero sabemos realmente para qué sirven las primarias? ¿Qué piensan los votantes de este ejercicio? ¿Sirven para regenerar la democracia? Aunque las razones por las que los partidos políticos convocan primarias son muchas y variadas, éstas son esencialmente un mecanismo que introduce la competencia en la elección de futuros candidatos. Su uso en países como EEUU, Francia, Italia o el Reino Unido ha llevado a muchos partidos a recurrir a este método de recambio de élites políticas con la esperanza de reconectar sus organizaciones con la sociedad. En España este método de competición interna ha sido utilizado por partidos autodenominados progresistas como Compromís, ERC, ICV, UPyD y PSOE.

Seguir leyendo »

¿Qué pasa cuando las elecciones no sirven para castigar a los políticos que se lo merecen?

Una dificultad compartida por los ciudadanos del Sur de Europa es la de cómo identificar con precisión qué políticos son responsables de la crisis económica y cuáles de ellos deberían ser castigados. Tampoco está claro que las alternativas políticas que ofrecen los grandes partidos con opciones de gobernar sean diferentes y que un cambio de color en el ejecutivo pueda suponer un cambio sustancial, especialmente en materia económica. Este es un argumento que retomaremos más adelante. Por ahora nos limitaremos a afirmar que la principal consecuencia de que las elecciones no estén cumpliendo con su papel de legitimación de la democracia es que la frustración de los ciudadanos se está proyectando de manera indiscriminada hacia todas las instituciones políticas clave, en especial el gobierno, el parlamento y los partidos políticos.

La Gran Recesión que comenzó en 2008 ha provocado un aumento exponencial de la insatisfacción política respecto al sistema democrático en los países del sur de Europa. Los niveles de desconfianza hacia las instituciones políticas clave se encuentran en su punto más alto en Grecia, Portugal y España. Como puede observarse en el gráfico 1, los resultados del Eurobarómetro entre 1986 y 2013 indican que una gran proporción de ciudadanos del sur del Mediterráneo son más escépticos con el funcionamiento de la democracia, especialmente desde el colapso de Lehman Brothers, que queda recogido en el gráfico a través de una línea roja punteada vertical.

Seguir leyendo »

¿Cuándo nos importa la corrupción?

Según los datos de la ONG Transparencia Internacional (línea superior del gráfico), España obtuvo su peor resultado histórico en los índices de corrupción en el año 2013. Asimismo, las encuestas del CIS sobre las preocupaciones de los ciudadanos indican que a partir del inicio de la Gran Recesión en septiembre de 2008, la corrupción se convirtió en una de las mayores preocupaciones de los españoles. La corrupción y el fraude pasó a ser el segundo problema más importante para los ciudadanos a principios del 2013 seguido de la tasa de paro, indicada en el gráfico con una línea roja.

Parece improbable que España sea hoy un país mucho más corrupto que antes de la Gran Recesión, cuando nos encontrábamos en medio de una burbuja inmobiliaria que facilitaba el trámite de sobres. Por el contrario, la crisis económica seguramente haya contraído la actividad económica así como la corrupción en términos absolutos. Y sin embargo, la percepción de la corrupción como problema ha ido al alza en los últimos años, tal y como indica el área sombreada azul.

Seguir leyendo »