eldiario.es

Menú

La antigua empresa del consejero canario de Sanidad se lleva un 40% más de intervenciones quirúrgicas

Hospitales San Roque, el grupo de donde procede José Manuel Baltar, acaparó el año pasado prácticamente la mitad de las cirugías concertadas en Gran Canaria y una de cada cuatro en el conjunto del Archipiélago

El gasto en intervenciones quirúrgicas derivadas a la privada ascendió a 60,8 millones de euros en 2017, 8,6 millones más que el año anterior, un 16%

El Gobierno regional presume de haber reducido las listas de espera en más de 5.000 pacientes, pero el tiempo de demora ha aumentado en 14 días

- PUBLICIDAD -
El consejero de Sanidad, José Manuel Baltar, informó hoy en comisión parlamentaria sobre el Plan de Salud de Canarias 2018-2022.

El consejero de Sanidad, José Manuel Baltar. Efe/Ramón de la Rocha

El Servicio Canario de Salud (SCS) derivó el año pasado a las clínicas privadas un total de 41.817 intervenciones quirúrgicas, un 16% más que en 2016. El principal beneficiado de este incremento fue, en términos absolutos, Hospitales San Roque, grupo de donde procede el actual consejero de Sanidad del Gobierno regional, José Manuel Baltar, que dejó su cargo de director de Operaciones de esa empresa privada en enero de 2017 para incorporarse al gobierno presidido por Fernando Clavijo (CC) tras  la abrupta ruptura del pacto de gobierno con el PSOE y la salida de los cuatro consejeros socialistas, entre ellos Jesús Morera, titular del área sanitaria desde 2015.

La actividad quirúrgica procedente del sector público se incrementó un 51% en la Clínica San Roque de la capital grancanaria, de la que Baltar era gerente, y un 28% en San Roque Maspalomas, centro del mismo grupo ubicado en el sur de la isla. En la primera se realizaron un total de 4.991 operaciones en 2017, 1.686 más que el año precedente, según los datos que constan en las respuestas proporcionadas por el Gobierno regional a preguntas formuladas en el Parlamento regional por los diputados del PSOE Patricia Hernández e Iñaki Lavandera. A San Roque Maspalomas, por su parte, se derivaron 4.014 intervenciones quirúrgicas, 888 más. El cómputo global del grupo asciende a 9.005 operaciones frente a las 6.431 de 2016, lo que en términos porcentuales se traduce en un aumento del 40%.

Los datos facilitados por el Gobierno regional incluyen tanto las intervenciones realizadas en centros concertados con personal propio del Servicio Canario de Salud como las ejecutadas por los profesionales de la clínica a la que se deriva. Las del primer grupo, denominadas de cupo, subieron un 40% en la Clínica San Roque de Las Palmas de Gran Canaria (3.322) y un 61% en la de Maspalomas (879). Las operaciones fuera de cupo, con personal propio de los hospitales privados, aumentaron de manera considerable en el centro de la capital (732, un 78%)  y  leve en el sur (9, un 0,5%).

La antigua empresa de Baltar acaparó el año pasado prácticamente la mitad de las intervenciones quirúrgicas concertadas en Gran Canaria y una de cada cuatro operaciones derivadas en el conjunto del Archipiélago. En 2016, el peso de Hospitales San Roque era inferior. Los dos centros del grupo copaban el 40% en la isla redonda (sobre un total de ocho centros) y aproximadamente una sexta parte en toda Canarias (con 22 clínicas, de ellas ocho en Tenerife, tres en La Palma y tres en Lanzarote).

Sobre el incremento de concertaciones con las clínicas privadas en Canarias en 2017, cifrado en 5.847 intervenciones, cerca de la mitad, en concreto 2.574 (un 44%), corresponde a los dos hospitales del grupo San Roque. El porcentaje aumenta al 86% si el análisis se ciñe a Gran Canaria, que contabilizó 2,975 operaciones más.

Más de 60 millones de euros

El gasto en intervenciones quirúrgicas derivadas a la privada ascendió a 60,8 millones de euros en 2017, 8,6 millones más que el año anterior, un 16%, aunque aún no figura desglosado por centros.

Además de las mencionadas del grupo San Roque, las clínicas privadas que ampliaron su volumen de negocio procedente del sector público a través de las intervenciones quirúrgicas fueron, en la isla de Gran Canaria, La Paloma (471 operaciones más, un aumento del 52%) y San José (427, un 43%). En Tenerife, el centro médico Salus (187 y 550%), San Juan de Dios (955 y 22%), Hospiten Rambla (43 y 21%), Hospiten Sur (545 y 14%), La Colina (768 y 14%) y Hospiten Bellevue (417 y 9%). En La Palma incrementó el número de las operaciones derivadas Sermeva (194 y 119%) y en Lanzarote, el Perpetuo Socorro (7 y 20%).

En el polo opuesto, con un descenso en la cifra de concertaciones, se sitúan el Hospital Rambla (42 menos, un 35%), el Perpetuo Socorro (313 y 7%), Santa Catalina (129 y 5,72%) y la Clínica Cajal (13 y 1%) en Gran Canaria, además de el Hospital Rambla de La Palma (4 y 44%) y San Vicente (300 y 39%) y Hospiten (10 y 5%) en la isla de Lanzarote.

Por su parte, las clínicas Santa Catalina y Parque, de Tenerife, y La Colina, en La Palma, se mantienen en los mismos valores de 2016, con 69, 71 y 1 operación, respectivamente.

Menos lista de espera, más días de espera

El Gobierno de Canarias presume de haber reducido el año pasado en 5.649 pacientes la lista de espera para someterse a una intervención quirúrgica en alguna de las 28 especialidades médicas del Servicio Canario de Salud, una cifra que se asemeja bastante al incremento de concertaciones con la sanidad privada (5.847). Sin embargo, el tiempo de demora en estas listas se ha incrementado en 14 días, de los 162 que registraba Canarias en 2016, un dato que ya situaba a las Islas a la cola de España, a los 174 registrados el año pasado.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha