Javier Doreste acusa a los miembros de Sí Se Puede de "incrustarse" en Podemos "para pillar cargos como sea"

Javier Doreste, concejal de Urbanismo de Las Palmas de Gran Canaria. (ALEJANDRO RAMOS)

Javier Doreste, concejal de Urbanismo de Las Palmas de Gran Canaria y miembro del Consejo Ciudadano de Podemos en la capital, ha arremetido con dureza contra los miembros de Sí Se Puede, a quienes ha acusado de “entrismo”, una estrategia política empleada por grupos trotskistas en la IV Internacional que consistía en la integración de sus miembros en los grandes partidos socialdemócratas para transformarlos en partidos revolucionarios. Considera que el objetivo de los integrantes de la formación ecosocialista es incrustarse en Podemos "para pillar cargos como sea". 

Ya vienen las elecciones

“Ya vienen las elecciones y ya empiezan a acudir a los círculos de Podemos los cómplices de Sí Se Puede. Han estado escondidos durante dos años, sin aparecer en las asambleas y ahora salen a la luz. Se nota que vienen las elecciones y que hay que dejarse ver por aquello de las primarias. Se incrustaron en las listas del Cabildo (de Gran Canaria) y una vez consiguieron entrar en el gobierno insular abandonaron Podemos, convirtiéndose en tránsfugas deleznables”, escribe Doreste sobre María Nebot y Miguel Ángel Rodríguez, consejeros de la corporación insular, en un artículo de opinión publicado por Canarias Ahora este lunes.

El dirigente de Podemos sostiene que las prácticas de Sí Se Puede tanto en Gran Canaria, “donde van de muleta de Nueva Canarias”, como en Tenerife, “han ido en contra de las ideas de confluencia y construcción de un bloque alternativo en Canarias que siempre ha defendido Podemos”. Doreste remarca que la formación ecosocialista “se negó a construir una confluencia” en Santa Cruz de Tenerife y en Buenavista del Norte, proclamándose en estos municipios como “única y auténtica unidad popular”. “Allí tenían concejales y se opusieron a compartirlos en una confluencia de cambio, convencidos de que no se beneficiarían como partido. Prefirieron ser cabeza de ratón antes de incorporarse a una opción de cambio real. Cortaron las posibilidades de crecimiento ”, ha señalado.

El concejal de Urbanismo de la capital contrapone esta situación a la de los cabildos de Tenerife y Gran Canaria o al del Parlamento de Canarias, donde “no tenían nada” y “acudieron presurosos a las listas de Podemos, dispuestos a pillar cargos como fuera”. “Una actitud de doble moral que creen que algunos hemos olvidado. No se puede pactar antes de las elecciones con este tipo de formaciones que practican la vieja política partidaria de la casta, se llamen ecosocialistas o no”, escribe Noreste, que tilda de “parásitos electorales” a los miembros de Sí Se Puede Gran Canaria que forman parte del gobierno insular, que aparecen en los actos de extensión de esta formación son miembros de sus órganos autonómicos y no colaboran en la financiación de Podemos. “Son, a todos los efectos, miembros de Sí Se Puede elegidos en una lista de Podemos”.   

Doreste también ha criticado la “ambigua postura” de la formación ecosocialista en el caso del barranco de Güímar y “su extraño apoyo a una propuesta que exoneraba a los culpables de la destrucción del barranco y les permitía irse de Rositas sin poner un euro como compensación”. “O su apoyo en Tacoronte al gobierno de Coalición Canaria, por no hablar de la matanza de cabras…”, agrega.

En el artículo de opinión remitido a este periódico, el dirigente de Podemos apunta que, desde su asamblea insular de junio de 2014, Sí Se Puede “proclamó su intención de puntear la dirección canaria de Podemos acudiendo al núcleo promotor de Podemos en Madrid” directamente y acudir “de forma puntual o continuada” a los círculos locales de la formación morada “con el objetivo evidente de controlarlos”.

Puede leer el artículo completo en este enlace.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats