El Ministerio unifica criterios y obliga a adaptar el protocolo de Canarias: la mascarilla sí será obligatoria y se tomará la temperatura para entrar al aula

La ministra de Educación, Isabel Celaá, ofrece una rueda de prensa conjunta tras a conferencia sectorial mixta celebrada, este jueves, para abordar las reglas y protocolos sanitarios a aplicar en el inicio del curso escolar 2020-21, para el que la comunidad educativa exige máximas garantías anticoronavirus. EFE/ Zipi

La mascarilla finalmente sí será obligatoria en las aulas con carácter general a partir de los seis años, también en Canarias, en cuyo protocolo presentado en julio este uso solo era obligado si el alumno salía del aula y no mientras se encontraba en clase "con su grupo estable de convivencia". Así se recoge en el documento presentado este jueves por el Gobierno central, que añade otras cuestiones como que se tomará la temperatura antes de entrar en clase. Según avanzó la ministra de Educación, Isabel Celáa en rueda de prensa, acompañada por el ministro de Sanidad, Salvador Illa y de la ministra de Política Territorial y Función Pública, Carolina Darias, existe consenso con las comunidades autónomas, que avalaron este documento durante la sexta Conferencia Sectorial celebrada para abordar la vuelta a las clases, excepto País Vasco, que se ha abstenido sobre estas medidas anunciadas.

"¿Puedo optar por no llevar a mi hijo al colegio durante la pandemia?": Las AMPAS constatan familias con esta preocupación

"¿Puedo optar por no llevar a mi hijo al colegio durante la pandemia?": Las AMPAS constatan familias con esta preocupación

En cuanto al absentismo escolar, una preocupación que también han mostrado las AMPAS canarias al constatar familias que se cuestionan si es legal no llevar a sus hijos a clase durante la pandemia ante el miedo por el contagio, se ha encargado un informe jurídico y en base a él actuarán las comunidades autónomas. No obstante, el Ministerio recuerda que "la Educación es obligatoria desde los 6 hasta los 16 años".

Sobre las ratios, no se ha fijado un número máximo concreto, aunque la ministra ha señalado que sí que se verá reflejado en el aumento de plantilla que han anunciado las comunidades autónomas. En el caso de Canarias, por ejemplo, se contratarán unos 2.000 profesores más y para ello ya se ha abierto el período de ampliación de listas en una treintena de especialidades, la mayoría en Secundaria. La guía del Ministerio recoge al igual que el documento que ya había presentado el Gobierno regional la necesidad de conformar “grupos burbuja o estables” en el que el alumnado no se mezcle con otros estudiantes del centro.

Durante la comparecencia se ha insistido en la importancia de la educación presencial, que es el objetivo que se seguirá defendiendo y se priorizará a los grupos de alumnos de menor edad, en especial hasta 2º de la ESO. En el caso del Archipiélago la vuelta a clase está prevista para el 15 de septiembre en Primaria y el 16 en Secundaria.

El documento anunciado este jueves sí comparte numerosas similitudes con el que ya había presentado el Gobierno de Canarias, que tendrá que hacer adaptaciones. Entre las medidas se recoge también la importancia de mantener la distancia de 1,5 metros entre pupitres, el lavado de manos constante (especifica que cinco veces al día), así como la ventilación del aula en todo momento, siempre que sea posible. Cada centro tendrá un coordinador COVID, como ya recogía el protocolo canario. El alumnado recibirá educación para la salud y se atribuirán puestos fijos a los estudiantes en los comedores y en el transporte escolar. Sobre este aspecto, el Archipiélago había anunciado la contratación de 400 auxiliares.

Otro de los puntos establecidos es que se considerará “brote” a partir de que en una escuela o instituto se detecten dos casos. Un positivo o contacto estrecho de un positivo deberá aislarse y ni alumnado, ni profesorado, ni personal técnico, debe acudir al centro con síntomas, es decir, con fiebre o tos. "No concibo que un padre o una madre lleven a un niño al centro a sabiendas de que pone en riesgo la salud de los demás" afeó Illa, para añadir que "vamos a ser todos responsables".

El Gobierno considera que el cierre de centros educativos debe ser el "último recurso" y solo se valora si el escenario es la "transmisión comunitaria no controlada". "El cierre de los centros educativos como medida para controlar la transmisión ha demostrado ser poco efectivo y tener un impacto negativo a nivel de desarrollo y educación de la población en etapa de aprendizaje", recoge el documento.

En Canarias este mismo jueves se está celebrando la Mesa Sectorial, que se ha prolongado. Los sindicatos siguen defendiendo la bajada del número de alumnos por aulas y otras medidas como enfermería escolar o las PCR a profesores.

Por su parte, desde la Consejería de Educación se ha resaltado en una nota de prensa durante la Conferencia Sectorial se han avalado las propuestas y se ha añadido que en las Islas se mantendrán las ayudas a alumnado de cuota cero en caso de que las circunstancias obligaran al cierre de los comedores. La consejera Manuela Armas matizó además que está previsto el establecimiento de canales de comunicación para la formación e información de las familias, mediante la distribución de guías de actuación frente al virus, la oferta de tutoriales online y la realización de una programación especial en la Televisión Autonómica.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats