eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

"Dicen que las personas que ocupan son unas caraduras, pero a veces no nos queda otra"

Mi nombre es Àngels y soy autónoma, dueña de una pequeña peluquería en Vilanova del Camí (Barcelona). Soy madre soltera y tengo dos hijos de 13 y 14 años que van al instituto y no me pueden ayudar económicamente. No recibo ayudas públicas de ningún tipo.

Hace nueve meses vivía con mi pareja, pero quería irme a vivir sola con mis hijos. Como se había corrido la voz de que buscaba casa, un hombre entró a mi peluquería y me ofreció un alquiler barato, pero pagando 1.500 euros de entrada y fianza. Me enseñó el piso, era pequeño pero me gustó y firmé el contrato. Nunca volví a verle. Cuando ya vivíamos allí una vecina me informó de que aquello era una especie de estafa, que el contrato era falso y que no había a quien pagar las mensualidades (aunque algunos vecinos pagaban a una vecina que vivía en otro piso).

Meses después nos intentaron cambiar la cerradura. Al cabo de un tiempo recibimos una carta en la que nos citaban a un juicio oral, donde expusimos nuestro caso y que nosotros queremos pagar el alquiler a los propietarios. Pero los propietarios son un fondo y quieren que nos vayamos para vender los pisos.

Seguir leyendo »

"Me puedo ver obligada a abandonar una empresa que es el sueño de mi vida por no encontrar vivienda"

Bloques de edificios.

Hasta hace un año era una persona "respetable" con un contrato fijo y una nomina de 1.300 euros... Hasta podía haber soñado con una hipoteca. Pero no me parecía una buena opción. Ya que disponía de unos cuantos ahorros, he preferido invertirlos en abrir mi empresa, con la que llevo soñando toda una vida. Y, hasta aquí, todo bien.

La empresita ya está en marcha desde hace cuatro meses y gracias a Dios ya está cubriendo sus gastos (todo un logro). Pero hace un mes, se me vino el mundo encima: la dueña del piso que alquilo me dijo que quiere recuperarlo para una hija suya que se va a casar y me tengo que ir.

Y aquí empezó la pesadilla. No tengo nómina, ingresos fijos, ni contrato y obviamente me descartan nada más empezar la carrera por el alquiler : "Ya te llamaremos" (cosa que nunca pasa). La opción de pagar una burrada, de medio año o un año por adelantado está descartada simplemente porque no dispongo de este dinero.

Seguir leyendo »

"Pagábamos 400 euros por el alquiler de un piso en Málaga. Avisaron con un mes de antelación que subían a 650 euros"

Problemas con los precios del alquiler en Málaga.

Mi hermana y yo estuvimos viviendo cuatro años en un piso en calle Pozos dulces. Pagábamos 400 euros por un piso en buen estado, bonito pero sin muebles. Tampoco tenía nevera, lavadora, camas, lámparas, colchones, en fin, nada. Además tuvimos que dar de alta todos los servicios como luz y agua, con el dinero que ello conlleva.

Los requisitos eran muy exigentes para alquilarlo, así que tuvimos que poner en el contrato a mi cuñado por ser funcionario, a pesar de que mi hermana tiene una nómina bastante alta además de tener un contrato fijo. Nos avisaron con un mes de antelación que nos subían a 650 euros el alquiler. Por cierto, he visto que mis antiguos vecinos salieron en la televisión hace unos días porque dicen que tienen un plan para echarlos.

Justamente mi novio se había mudado conmigo dos semanas antes del aviso de la subida a 650 euros a este mismo piso. Había dejado su piso que también alquilaba en el centro, así que tuvimos que volvernos locos para encontrar algo ya que no nos podíamos permitir una subida así. Después de mucho buscar, conseguimos uno a precio razonable por medio de una amiga. A día de hoy paso por mi piso antiguo y sigue vacío.

Seguir leyendo »

"La Socimi reculó y reparó el electrodoméstico. Por ridículo que parezca merece la pena por ganarles la partida"

Logo de la socimi Merlin Properties

Su apartamento pasa a ser gestionado por una SOCIMI, con nombre x y sede en Paseo de la Castellana. Derechos y obligaciones quedan subrogados ante este nuevo ente creado en el cuarto oscuro de bancos y constructoras. Dejar hacer, no intervenir. Falso, ellos intervienen más que nunca, desregulando a base de controlar al poder ejecutivo.

Mi sede, el extrarradio.

Surge, ante los nuevos gestores, el primer problema. Se estropea un electrodoméstico que forma parte del equipamiento original del piso. Sigo el procedimiento habitual y pongo en su conocimiento la incidencia con el fin de una rápida resolución. Su contestación es:

Seguir leyendo »

"Cuando pedí que pararan de molestar me contestaron: 'Es lo que pasa por vivir bajo un piso de alquiler vacacional"

Calle de Málaga

Hola, me llamo Isabel y tengo 28 años. Vivo en Málaga centro, comparto un piso y somos cuatro personas en total. Gente joven con sueldos que no llegan ni a los 900 euros. Me gustaría contar una de tantas historias que se sufren viviendo bajo un piso de alquiler vacacional.

Domingo a las diez de la noche. Un grupo de chavales llega al piso liando follón. Subo y les digo que no hagan ruido a partir de las doce de la noche, que trabajamos, a lo que me responden que no nos preocupemos.

A las dos de la mañana vuelvo a subir, ya que habían puesto música, y eran ya más de quince personas en el piso. Les vuelvo a decir que corten el rollo y uno de ellos me contesta: "Es lo que pasa por vivir bajo un piso de alquiler vacacional".

Seguir leyendo »

“Se me ha derrumbado el techo del baño y ni la propietaria ni la vecina de arriba se hacen cargo”

Edificio derrumbado en Cantabria

Mi nombre es Pablo. Llevo un año de alquiler en un piso de tres habitaciones, en la provincia de Málaga, por 500 euros al mes. Es un piso de los años 40, al que han dado una mano de pintura para que parezca nuevo. Aún así quiero quedarme en el piso porque los alquileres están subiendo mucho.

Me llevaba bien con la propietaria y no había tenido ningún problema. Pero desde hace 7-8 meses tengo el cuarto de baño inutilizable porque el techo del cuarto de baño se me ha caído, los escombros llevan ahí desde entonces.

La propietaria de mi piso dice que eso es problema de la propietaria de arriba y sus respectivos seguros no quieren hacer nada porque ponen trabas y le echa la culpa a la comunidad. He demandado a mi propietaria para obligarle a la reparación y la vecina de arriba no colabora cuando mi perito debe entrar en su vivienda. Esta vecina me dice que yo soy inquilino y que quien puede entrar es el perito de la propietaria de abajo porque los inquilinos no pueden demandar porque no es su piso. Ambas propietarias son familiares.

Seguir leyendo »

"Dada la excesiva mercantilización de un bien necesario como es la vivienda en las grandes ciudades, es aconsejable huir"

Paisajes de Villacarriedo (Cantabria)

Me llamo Santiago, en el año 2006 marcho al exilio, de nada ha servido la educación y los conocimientos adquiridos en mi país, solo hay trabajo en la obra y el supermercado para alguien que carece de influencias. 

Me han concedido una beca para estudiar en Asia. He presentado un proyecto para unificar los conocimientos científicos de occidente con los conocimientos tradicionales de Oriente (soy licenciado en biología especialidad molecular).

Allí comienza la burbuja en inmobiliaria en 2010, deja vù. Además, mi hija empezaba a crecer, había que escolarizarla y no queríamos criarla en un ambiente de obsesión por la competitividad como el que hay en China.

Seguir leyendo »

"No sé que pasará finalmente, pero si esto no cambia, por desgracia tendré que irme de mi barrio ¡a los 61 años!"

la subida de los precios del alquiler está sacando a las personas mayores de los barrios donde han pasado toda su vida.

Tengo 61 años y vivo en "mi barrio" desde siempre. En la zona de Chamartín - Ciudad Jardin/Prosperidad. Por desgracia mi zona ahora es de las más caras que hay y la búsqueda de alquiler es imposible. He cambiado varias veces de casa y, por desgracia, me temo que dentro de poco deberé irme de nuevo porque los precios son prohibitivos.

En el que ahora vivo, llevo 11 años, y he pasado TODA LA CRISIS pagando 900 euros al mes (antes pagaba casi 1.200 porque el IPC me lo iba subiendo) pero hablé con la arrendataria y quedamos en este precio.

La arrendataria no sabe lo que es un problema conmigo, no ha tenido jamás quejas de mí o de mi familia: he pintado parte de la casa, he arreglado las ventanas que se han deterioradas por los años, todo pagado de mi bolsillo. Ahora que la crisis ha pasado (eso es lo que dicen) quiere subirme el alquiler 100 euros.

Seguir leyendo »

"La propietaria de mi nueva casa es la que acababa de echarme de la anterior. Decía que estaba mayor para alquilar pisos"

En noviembre de 2017, estaba compartiendo piso con tres chicas de las cuales sólo una estaba en el contrato, pagábamos 1.100 euros por un piso de 4 habitaciones, situado cerca de la estación de Delicias, en Madrid.

Cuando mi compañera que estaba en el contrato decidió irse a vivir con su pareja, se lo comunicó a la propietaria diciéndole que yo, que tengo contrato de trabajo indefinido, firmaría en su lugar. La propietaria se negó alegando que iba a vender el piso porque ya estaba muy mayor para andar alquilándolo.

Tras esta agradable sorpresa me vi a principios de diciembre buscando un piso donde mudarme el 1 de enero. Decidí juntarme con dos amigos que casualmente llegaban a Madrid y buscamos un piso de 3 habitaciones. Tras varias visitas, finalmente encontramos uno que nos convencía, 1.200 euros por un piso de 3 habitaciones (dentro de la media de lo que había por el barrio). Lo tuvimos que hacer a través de inmobiliaria ya que no encontramos ni un solo anuncio de particular en el tiempo que estuvimos buscando y las dos visitas al piso que nos hizo el agente inmobiliario nos costaron 1.200 euros + IVA.

Seguir leyendo »

Una subida del 41%, obras que no terminaron y un mes para encontrar otro sitio: así me echaron de mi último piso

Era el último día de julio. Estaba a una semana de marcharme de vacaciones, con todos los planes hechos, pero tenía una cita pendiente: una reunión con mi casera. Ella no me anunció nada por teléfono, y me aseguró ante mi preocupación que no había ningún problema. Cuando me senté con ella, llegó la sorpresa: quería subirme el alquiler de mi piso en el centro de Madrid de 600 a 850 euros. Un 41% más por un sitio de menos de 25 metros cuadrados. Según ella, porque necesitaba que el piso estuviese declarado. Algo que en dos años no había hecho.

Tras el shock, le pregunté las razones de esa subida. Un nuevo precio que obviamente no podía permitirme y mucho menos iba a aceptar por tratarse de una evidente especulación con la vivienda. El motivo, según ella, es que quería "ponerlo legal" con Hacienda. Algo que yo le pedí durante los dos años en los que estuve alquilado; ella siempre se negó alegando que tendría que ponerlo mucho más caro. Por supuesto, tampoco había depositado la fianza en el IVIMA, el Instituto de la Vivienda de Madrid, cuando llegué en 2016.

Pero lo de declarar el piso no era la única razón plausible de esta subida de, repito, un 41%. En un momento dado, dijo que el piso no le salía rentable. Y que, por tanto, necesitaba ganar dinero con el piso para financiar unos supuestos problemas que decía que tenía que afrontar. Vamos, que su idea no era otra que especular con un piso en el centro. Todo, en medio de una burbuja del alquiler ante la que yo estaba aterrorizado, y por eso no quería moverme de ese piso.

Seguir leyendo »