Noticia de agencia

Noticia servida automáticamente por la Agencia EFE

Esta información es un teletipo de la Agencia EFE y se publica en nuestra web de manera automática como parte del servicio que nos ofrece esta agencia de noticias. No ha sido editado ni titulado por un periodista de eldiario.es.

Vuelta a casa por Navidad con la lección de las restricciones aprendida

Vuelta a casa por Navidad con la lección de las restricciones aprendida
José Manzaneque Madrid —

0

José Manzaneque

Madrid, 23 dic (EFE).- La Comunidad de Madrid está cerrada perimetralmente desde este miércoles y hasta el 6 de enero salvo excepciones, como visitar a familiares y allegados estas navidades, que es el propósito de los ciudadanos que han entrado y salido de la región, todos con la lección sobre las restricciones aprendida.

Restricciones y medidas que varían en función del país y de las comunidades autónomas, lo que dificulta los preparativos de estos viajes de vuelta a casa por Navidad.

En la estación de Atocha, los controles de la policía para vigilar los desplazamientos han generado largas colas a primera hora de la mañana de los viajeros que iban a pasar las vacaciones navideñas con sus familiares y allegados.

En algunos casos tenían la certeza de que podían viajar sin problema por estar empadronados, pero otros temían tener algún problema al llegar al control a pesar de llevar el salvoconducto de la Comunidad de Madrid para justificar los desplazamientos.

Sergi es uno de los viajeros que ha tomado un AVE en la terminal madrileña para reunirse con sus seres queridos en Nochebuena y Navidad.

"Estoy empadronado en Barcelona, así que no hay problema", comenta.

Irini, por su parte, llegaba a Madrid desde Barcelona e iba a coger un tren convencional con destino a Plasencia, en Extremadura.

La joven ha dicho que al salir de Barcelona únicamente se les ha pedido la documentación habitual para viajar, pero "control, control, no ha habido".

Todos los viajeros son conscientes de las medidas a las que se van a tener que someter cuando lleguen a sus diferentes comunidades autónomas, aunque algunos como Irini creen que pierden el sentido en el momento en el que suben a un tren con otros desconocidos.

Dos amigas residentes en Madrid que viajan a Lizondo, Navarra, para reunirse con sus familiares, tienen claro cómo justificar sus desplazamientos.

"Tenemos que argumentar que estamos volviendo a nuestro lugar de residencia, y a la vuelta pues que estamos en nuestro caso estudiando en Madrid", explican.

En el Aeropuerto de Barajas, los controles son mucho más exhaustivos que en la estación de Atocha.

Megafonía advierte a los familiares de los pasajeros de que no pueden acceder a la terminal bajo ningún concepto, mientras que en los accesos por transporte público solo se permite entrar a las terminales si demuestras que vas a coger un avión.

Víctor, estudiante francés de Odontología en Madrid, va a coger un vuelo en la terminal 4 del aeropuerto a Tolouse (Francia).

Cuenta que normalmente viaja a su país en tren, pero con las restricciones para cambiar de comunidad autónoma ha preferido coger un avión puesto que "es más fácil".

Volará de nuevo a Madrid el 6 de enero y necesitará una PCR negativa y certificar que reside en España, donde asegura que las medidas le parecen mucho más efectivas que en Francia.

"Son mejores en Madrid que en Francia, en Francia entra el que quiere sin hacer nada. Aquí nos impiden bastantes cosas, el toque de queda muy serio aquí", asegura.

Los que llegaban desde Londres a Madrid se han encontrado con procesos más arduos para entrar en España a causa de la nueva cepa de coronavirus que ha aparecido en el país británico, lo que hizo que España acabara prohibiendo los vuelos de entrada procedentes del Reino Unido salvo para ciudadanos españoles o residentes.

"He tenido que hacerme un test, hacer un papel extra para decir que no he estado en contacto con nadie con Covid y un montón de historias. Nos han hecho rellenar dos tipos de cuestionarios, uno online y otro en papel", ha explicado Carmen nada más aterrizar de Londres.

En su caso también considera que hay más medidas para tratar de controlar el coronavirus en España que en Inglaterra, país donde reside.

"Hay muchas más restricciones aquí en Madrid que en Londres. El gobierno no pide lo mismo a la gente, vamos sin mascarilla, no es lo mismo. La gente ahora está empezando a tener miedo porque se está hablando con la cepa, pero creo que no se tiene el mismo respeto", asegura.

María reside en Nueva York, donde estudia, y ha vuelto a Madrid para pasar las navidades con sus seres queridos.

En el aeropuerto le han pedido una prueba de coronavirus negativa, sus datos personales y el lugar donde residirá estos días en España para poder llevar un control si fuera necesario.

Al igual que el resto de viajeros de ida y vuelta, ha tenido que estudiar las restricciones y medidas contra el coronavirus antes de emprender el viaje.

"No se puede salir por la noche, hay que llegar a casa a las 12", comenta sobre el toque de queda nocturno que hay en vigor en la Comunidad de Madrid.

Etiquetas
Publicado el
23 de diciembre de 2020 - 17:03 h

Descubre nuestras apps

stats